Los misterios de INTEVEP

Apenas sé sobre INTEVEP lo que muchos saben: que era (o es) el cerebro de PDVSA, que estaba controlada por la CIA y, como tal, fue la principal herramienta para el sabotaje de la industria petrolera durante el paro de 2002-2003. Pero no recuerdo haber entrado a sus instalaciones ni creo conocer a nadie que allí trabaje.

Sin embargo, la insistencia con que me llegan denuncias sobre INTEVEP, por correo o redes sociales, me obliga, si no a pronunciarme, por lo menos a  reproducirlas para contribuir a la contraloría social e ilustrar a quienes "por derecho corresponde" tomar nota o hacer algo. "No les gano nada" diría Diosdado...

Denuncian gastos innecesarios o suntuarios, que no se compaginan con la austeridad presupuestaria a la que todos estamos obligados. Las obras que se ordenan o ejecutan no son imprescindibles y huelen a comisión: como "remodelar" los baños, lo que implicaría destruir los actuales y poner todas la grifería y piezas nuevas, etc. Pero, en cambio, "no hay plata" para el equipamiento mínimo de los laboratorios, faltan solventes, mascaras, guantes, servilletas, etc., y me "en esos laboratorios se trabaja con gases y substancias tóxicas o peligrosas"...

Acaban de mandar a construir una reja perimetral, costosísima que, además, constituye un ecocidio pues, para que salga más costosa, no se limita a lo que debe y puede proteger, sino a todo el perímetro, incluyendo terrenos muy alejados que están dentro de la Zona Protectora de Los Teques. Tan alejados que incluirían y   afectaría la fauna silvestre, sobre todo en caso de incendio. Insinúan que el sobredimensionamiento exagerado no obedece a "parámetros" de seguridad sino de negocio.

Otra denuncia que se repite es relativa al PDVAL, que sirve tanto a los trabajadores de INTEVEP como a los habitantes de las comunidades cercanas, pero que estaría inmerso en acaparamiento, y bachaquerismo. Los bachaqueros y sus cómplices internos propician y alientan las colas, maltratan a los funcionarios de INTEVEP y al público, etc., y esto ha causado tumultos, de lo que se valió el director para sacar la cola de las instalaciones, con la consiguiente venta de cupos, a la vista de todos, amenazas que atribuyen a mafias paramilitares (!!!). "¿Saboteo? ¿Complicidad interna?" me preguntan.

En INTEVEP desarrollaron una tecnología para los pozos petroleros que sirve para optimizar el flujo de crudo y facilitar la extracción. Se llama INTESURF, y fue cedida a una trasnacional!!!! Y esa trasnacional tiene el tupé de cobrarle a PDVSA hasta cien mil dólares por pozo (!!!) Cuando el costo, se estima, debería fluctuar entre mil y 5 mil dólares. Además, a los desarrolladores de esa tecnología los están persiguiendo y hostigando en Intevep: al Jefe de ellos le alentaron la jubilación y a quien quedó en su cargo le tienen montada una persecución laboral.

Denuncian que el clima en INTEVEP está viciado, y que la situación política es desastrosa. La empresa estaría "tomada por los escuálidos", quienes están imponiendo una cultura de autoritarismo vertical, un regreso a la "meritocracia". Cualquier reclamo o critica es vista como insubordinación y tratada en consecuencia, por aquello de la infalibilidad del superior...

El problema no sólo es de fondo, también es de forma, denuncian: las letras rojas de la entrada las mandaron a substituir por plateadas, con toda la carga simbólica del cambio, como para señalar que INTEVEP, a diferencia de PDVSA, no es roja rojita.

Estas denuncias las doy como me las dieron, "no le gano nada", pero me huele que ahí tenemos todos mucho que perder.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4829 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Eduardo Rothe


Visite el perfil de Eduardo Rothe para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eduardo Rothe

Eduardo Rothe

Más artículos de este autor


US Y ab = '0' /contraloria/a223798.htmlC0http://NON-VEca = .