El pueblo como autor y protagonista de su propia tragedia

En cuanto a nosotros se refiere, jamás hemos incurrido en la ingenuidad de creer en la sabiduría del pueblo. Creemos, por el contrario, que no es consecuente ni consigo mismo y mucho menos con sus propios intereses. Esta actitud nuestra la confirman, entre otros muchos sectores populares , los pensionados. Los legítimos y los que no lo son tanto. Esta gente, como se sabe, han recibido de los gobiernos chavistas beneficios que jamás en su vida, ni en sus fantasías más extravagantes, hubieran soñado recibir de otros gobiernos. Tan deplorable era la vida de estos compatriotas, que los primeros, los legítimos, lo que recibían era tan poca cosa que apenas si les alcanzaba para cubrir el valor del pasaje para ir a cobrar la miseria. Y en cuanto a los segundos, su situación era mucho más desesperada que la de los primero, pues no contaban con ningún tipo de ingresos. Hoy, en cambio, la situación es diferente. Estas personas están recibiendo, con gran sacrificio para la nación, unos aportes económicos que les han permitido mejorar sus desesperadas condiciones de vida. Y sin embargo, según nos cuentan, si usted no se mete en esas colas que se forman a las puertas de los bancos para cobrar las pensiones, difícilmente podría creer los horrores que el 80 por ciento de esas personas hablan de quienes les han permitido contar con algo con lo que antes no contaban

También se podría mencionar el caso de Argentina, donde los Kirsner, después de haber librado una épica batalla para sacar el país del foso en el que Menenn y sus inescrupulosos secuaces lo habían sepultado, después de haber elevado la calidad de vida de la población y haber reducido a su mínima expresión calamidades sociales como el desempleo, el costo de la vida y la pobreza, indeseable herencia del pasado, ahora se ven rechazados por la parte mayoritaria de un pueblo que en estos momentos disfrutan los notable beneficios de aquella batalla. Y no sólo eso, sino para que ese rechazo sea más amargo y doloroso aún, ese rechazo se realiza para favorecer a quien es la réplica misma del menenismo. Les deseamos suerte y que la travesía les resulte lo menos traumática posible.

Algo como copiado al carbón, acaba de ocurrir en Bolivia.con motivo del referendo que en ese país se acaba de realizar. Allí, el pueblo, pese a las extraordinarias conquistas logradas durante el gobierno de Evo, conquistas que lo rescataron de unas condiciones de vida realmente deplorables, incluso infrahumanas, en muchos casos, para sorpresa de todo el mundo le acaba de dar la espalda a su benefactor. Es decir, a un compatriota que gracias a sus acertadas políticas económicas incorporó a Bolivia al concierto de las naciones civilizadas. Porque hay que ver lo que Bolivia era antes de la llegada de Evo al gobierno. Era, para decir lo menos, el país más atrasado de América del sur. Y si con algo se podía comparar era con la pobre Haití, que todavía continúa siendo una herida sangrante en el costado de nuestro continente.

Saqueada y esclavizada por brutales dictaduras militares y por políticos corruptos, que competían entre sí para ver cuales de ellos eran los más bandidos, asesinos y ladrones, Bolivia parecía estar condenada para siempre a una vida sin futuro, a vegetar eternamente en el atraso y la miseria más degradantes y espantosas. Era, para decir lo menos, un país fantasma. Hasta que llegó Evo, y con sus acertadas políticas económicas, que registran en este momento el segundo crecimiento económico más alto del mundo, transformó radicalmente a su país y le imprimió la fisonomía de una nación moderna, de una nación rebosante de optimismo y prosperidad. ¿Qué pasó? ¿Por qué ese antipueblo rechazó a un hombre que por la hazaña realizada tiene todas las características de un auténtico prócer; que supo ganar para su país el respeto y la admiración de la comunidad internacional?

La clase media, debido a la exitosa gestión de gobierno realizada por Evo, no sólo se fortaleció considerablemente sino que además creció con el aporte de nuevos sectores que, al igual que toda la población, también se beneficiaron de esa gestión de gobierno. Estos grupos, que antes llevaban una existencia plagada de penalidades y sinsabores, al verse disfrutando de una estilo de vida muy diferente al que hasta hacía poco habían llevado, su visión del mundo y de la vida cambió radicalmente. Por lo que al verse incorporados a la clase media, toda su concepción relacionada con su papel dentro de la sociedad, también cambió por completo. Y sin darse cuenta, casi de manera automática, asumieron los valores de ese sector de la sociedad, entre ellos los más perniciosos, los que los hacían más vulnerables al mensaje de las clases dominantes: el consumismo y la frivolidad , es decir, el disfrute hedonista de la vida. Unas de las cosas que siempre le hemos criticado al chavismo ha sido el no haber tenido nunca una política hacia la clase media, Todo lo contrario, se la entregó a la oposición en bandeja de plata. Sin embargo, todavía hay tiempo para rectificar ese imperdonable error. Por ejemplo, de ese millón de viviendas construidas para los sectores de menores recursos, por lo menos una cuarta parte de ellas ha debido ser para este sector. Y ello por dos razones: porque además de ser su obligación hacerlo, es gente que también vota.

En este señalamiento de las causas que pudieron determinar la derrota del SÍ en el reciente referendo Boliviano, no podría olvidarse el asqueroso arsenal de vagabunderías que el imperio, junto con sus secuaces, pone en juego cada vez que se propone derrocar gobiernos que no son dóciles a sus imposiciones. En este sentido, una de sus trácalas delictivas favoritas, que ya pusieron masivamente en juego el 6D en Venezuela, es el soborno, la compra inmoral de votos.

Finalmente, este servidor no sabe que es lo que contempla la Constitución de Bolivia al respecto, pero en el caso de que finalmente tanto Evo Morales como el vice-presidente Alvaro García Linera sean desautorizados para postularse de nuevo a los cargo que en estos momentos desempeñan, o sea, a la Presidencia y vice-presidencia de la República, respectivamente, entonces deben enrocarse. Deben postularse, Evo para la vice-presidencia y Álvaro García para la Primera Magistratura. Porque lo que no se debe permitir es que la derecha llegue al gobierno y, como lo está haciendo Macri en Argentina, desmantele todos los extraordinarios logros que, bajo la patriótica conducción de Evo Morales y su inmediato colaborador, ha logrado conquistar para ese país.

NOTA: Lo que dijo San Martín, prócer de la independencia de Argentina, acerca de Bolívar: "Puede afirmarse que sus hechos militares le han merecido, con razón, ser considerado como el hombre más extraordinario que ha producido América del Sur ".

En otra ocasión también dijo, refiriéndose al mismo Bolívar: "Yo creo que todo el poder del Ser Supremo no es suficiente para libertar a ese desgraciado país (Perú). Sólo Bolívar, apoyado en la fuerza, puede lograrlo". Todo esto y sus prometeicas acciones sólo demuestran una cosa indiscutible: Bolívar es incomparable.

El proyecto de ley de amnistía presentado por la oposición, de hecho no significa otra cosa que la derogatoria del Código Penal venezolano.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 576 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Alfredo Schmilinsky Ochoa


Visite el perfil de Alfredo Schmilinsky Ochoa para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Alfredo Schmilinsky Ochoa

Alfredo Schmilinsky Ochoa

Más artículos de este autor


US Y ab = '0' /actualidad/a223761.htmlC0http://NON-VEca = .