Gledys Ibarra, mira lo que me contó Franklin Virgüez

Gledys, ayer le concediste una entrevista al diario racista El Nacional, donde respondiste a los chavistas quienes te recuerdan con mensajitos la manera de cómo te han discriminado en la televisión. Aquí respondiste sentirte privilegiada por la oportunidad que te dieron en la televisión de interpretar a la mujer de cerro, a la mujer común y corriente.[1] Así te libraste del asunto. Sin embargo, el racismo en la televisión es para nosotros un tema de vital importancia en la actual lucha de clases que estamos viviendo en Venezuela. Quizá pensaste que si hablabas sobre esto era muy posible que editaran la entrevista eliminando esa denuncia que no conviene a la oligarquía blanca. No sé, especulo.

 

Gledys, hace unos años me encontraba revisando un material en la Biblioteca Gustavo Leal de la Escuela de Comunicación Social de la UCV, y me tropecé por casualidad con un trabajo de tesis de tu compañero Franklin Virgüez. Creo que este trabajo nos podría ayudar a entender por qué no nos conviene apoyar la candidatura de un burgués racista como Capriles Radonski.

 

Seguramente estas cosas las hayan conversado ustedes en el cafetín o en los pasillos del canal, pero sucede que a veces se nos olvida, y si uno no las tiene siempre presente, el enemigo nos puede confundir para dividirnos. Y si nos mantienen divididos, entonces ellos siempre contarán con una base social fuerte y suficiente para poder seguir alimentando el racismo por los medios de comunicación.

 

En ese trabajo titulado “En la televisión a colores… el negro no se ve” [2], Virgüez y su compañera de tesis Ximena Iribarren hablan sobre la discriminación racial en la televisión, donde por cierto, hablan de ti Gledys, cuando se refieren a los negros con rasgos blancos con posibilidades de triunfar. Te copio algunos fragmentos que me llamaron la atención:

 

«Muchos de estos artistas [descendientes de negros], en su mayoría, se tiñen el cabello y en algunos casos se ponen lentes de contacto cosméticos, no por requerimientos del personaje a interpretar, sino por la tendencia estética nórdica o anglosajona que se impone en los canales de televisión a petición, en la mayoría de los casos, de la gerencia de producción». (pág. 6)

 

«Teñirse el cabello y ponerse lentes de contacto de colores verdes, azules, amarillos, es una manera de lograr continuidad en el trabajo, es asegurar una permanencia en las producciones dramáticas». (pág. 7)

 

«Al negro lo mantienen alejado de los personajes principales, ejecuta los “papeles” que simbólicamente representan la pobreza, la maldad, lo malo y lo feo, con algunas excepciones».(pág. 8)

 

«En el caso de nuestra telenovela, la autodiscriminación en el actor negro se hace efectiva cuando acepta por una parte, interpretar personajes sumisos, de bajo nivel cultural, y por otra parte, cuando se asume como blanco, aclarándose el cabello, maquillándose la piel más clara, y utilizando lentes de contacto cosméticos». (pág. 31)

 

«“Negro no da rating”, “La telenovela hay que blanquearla”, son expresiones comunes en las reuniones de producción en los canales de televisión». (pág. 34)

 

«…a lo largo de la historia del género en Venezuela el artista negro ha representado los mismos “papeles” de sirviente, asesinos, marginales, los no triunfadores…» (pág. 34)

 

«Es un tanto difícil poder ubicar en alguna novela nuestra, por ejemplo, a un brujo blanco, o un médico negro». (pág. 35)

 

«La opinión de Tomás Henríquez, actor de referencia obligada en este trabajo, es que la poca presencia de actores negros en el contexto televisivo, se debe a las pocas oportunidades que se les brinda, y al poco apoyo que se les da en sus intentos por establecerse en el medio, porque para algunos, asegura, Henríquez, “el negro es sinónimo de feo y por tanto no da rating”» (pág. 37)

 

«En la telenovela “Selva María” (RCTV), se eliminó todo un pueblo en la trama de esta producción, porque la gerencia de logística consideró que los habitantes de dicho pueblo en su mayoría eran negros y “afeaban” la telenovela corriéndose el riesgo de perder el rating». (pág. 37)

 

«Ronny Acosta, encargado del Departamento de libretos de RCTV, afirma que: Cuando el productor de una novela nos pide un actor para que haga de médico en unas escenas, casi siempre esta solicitud viene con la debida observación de cómo se quiere al intérprete. Si es médico debe ser blanco, elegante, buen mozo, que tenga clase, que hable bien, que sea fino. Si solicitan a un obrero, a un guardaespaldas o a un delincuente con rasgos duros, casi siempre son negros o morenitos, no importa si son feos o bonitos». (pág. 38)

 

«Arquímedes Rivero, refiriéndose a (…) [Gledys Ibarra] dice que Gledys “es una negra muy especial (…) tiene los ojos verdes y su rostro es muy perfilado, hasta cierto punto griego, tiene una gran figura”. Rivero habla de las características del negro con rasgos de blancos, que sí tienen posibilidades de triunfar». (pág. 44)

 

«El esfuerzo de trabajo tiene que ser doble [para los descendientes de negros]; como lo afirma la actriz negra Soraya Sanz: La única manera de entrar en esto fue insistiendo mucho. Era joven, sin experiencia, no sabía nada de la vida, por lo que tuve muchos tropiezos; además, el colorcito, este colorcito de los venezolanos, no me ayudaba mucho. El hecho de ser  negra es un obstáculo en todo el sentido del término. Me perjudicó tanto, que hasta en la radio tuve problemas». (pág. 62)

 

«…a principio de los años 60, Tomás Henríquez fue jefe del Departamento de producción de RCTV. Estuvo muy poco tiempo en el cargo, y, según él, la razón de su salida fue que: Mi criterio para la escogencia de un elenco no se respetaba, e imperaban otras políticas que no voy a discutir en este momento. Al poco tiempo renuncié porque no pude hacer nada, no me dejaban». (pág. 69)

 

«En una reunión de altos ejecutivos para la elección de un casting de un cuento de Rómulo Gallegos (RCTV), el director Luis Manzo propuso a un actor, Ron Duarte, que representaría a un personaje que en un momento determinado de la trama se fugaría, y dice  Luis Manzo que: …este actor fue vetado, porque era negro, y la razón que expuso, uno de ellos, era que los negros no se fugaban porque nunca serían libres…» (pág. 70)

 

 

___________________

[1] El Nacional, 9 de abril de 2013.

http://www.el-nacional.com/escenas/Gledys-Ibarra-sorprende-agradecimientos-recibidos_0_168583309.html

 

[2] En la televisión a colores… el negro no se ve: Discriminación y autodiscriminación del negro en la televisión venezolana. Franklin Virgüez y Ximena Iribarren. Tutor: Leoncio Barrios. Universidad Central de Venezuela. Facultad de humanidades y educación. Escuela de comunicación social. Caracas, 1991.

 

Más artículos del autor en:

http://www.fernandosaldivia.blogspot.com

 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 24856 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US Y /actualidad/a163231.htmlCUS