Los cochéz que quedan por venir

No, no nos equivoquemos en nuestros análisis sobre lo que ocurrió con el ex embajador Cochéz y su provocación en la OEA.

No, la derecha no da puntada sin dedal y si es verdad que por ahora le infligimos una derrota en ese escenario, si ciertamente el globo de ensayo que montaron utilizando a Cochéz les explotó en la cara, debemos estar preparados para nuevas arremetidas y nuevos ataques de la derecha trasnacional.

Lo más interesante de lo ocurrido con esta agresión de Cochéz y de la derecha trasnacional que está detrás de él, es que Venezuela o mejor dicho la Revolución Bolivariana no está sola en la lucha contra ese imperialismo que hoy utiliza a Cochéz, pero antes ha utilizado a: Lanata, Insulza, Vivancos, Noriega, sin dejar por fuera a los propios compatriotas “contratados” con el único fin de salir de Chávez y acabar con la revolución lideriza.

Cochéz un mal pintor, a decir de Chaderton, no se quedará desempleado porque el contrato que tiene con el imperio posiblemente termine cuando la revolución venezolana termine y por los vientos que soplan para eso falta mucho, es decir que aún tendremos muchos cochéz por venir.

No debemos olvidar que Cuba y su Revolución llevan 54 años de asedio y que los enemigos más difíciles de derrotar han venido de sus propias entrañas. Lo dijo Fidel de manera magistral, quienes pueden acabar con la revolución son los propios cubanos.

Debemos profundizar en nuestros análisis y elevar nuestro nivel político hasta el punto de que los seguidores de la Revolución comprendamos la complejidad de los procesos políticos en los que estamos inmersos más allá de nuestras fronteras.

La derecha local está debilitada, más no derrotada. Muchos de sus líderes hacen engañosas alabanzas al líder único que según han vociferado “reconocen” en nuestra revolución. Fariseos, les llamaría Jesús. Habrá que recordarles que los muertos que vos matasteis gozan de muy buena salud.



[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 854 veces.