Ministro Mantilla: Vamos hacia el Sistema Público Nacional de Salud

El salario y la tabulación de cargos de los médicos se homologará en todos los centros.

El salario y la tabulación de cargos de los médicos se homologará en todos los centros.

Credito: JESÚS GIL/ARCHIVO

Caracas, 3 febrero 2008 / Una pareja de espaldas a la playa. El rastro de los trajes de baño hecho por el sol, sus cuerpos desnudos, sus genitales incendiados y un cartel que reza al lado: sida, son los cuatro puntos que necesitó el pintor mexicano Pablo Campos para plasmar lo volátil de la salud. En tierras venezolanas, los precios de las medicinas, las fotos de las emergencias de los hospitales a la una de la madrugada y las protestas de los médicos propulsan diariamente otro arte, el de "no enfermarse".

Jesús María Mantilla Oliveros llegó a ser teniente coronel del Ejército, fue presidente del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales y desde mayo del año pasado lleva consigo a todos lados la etiqueta de ministro del Poder Popular para la Salud. Su firma es el punto de partida de las campañas para "cortarle las patas al dengue", "eliminar la rubéola" o traer el contingente de fármacos para tratar al grupo de escolares que terminaron infectados de mal de Chagas por la ingesta de un jugo contaminado en la merienda.

Mantilla es apenas otra voz dentro de la compleja red sanitaria del país, pero bajo sus hombros está ahora la responsabilidad de poner en funcionamiento el recién creado Sistema Público Metropolitano de Salud y hacerle camino así a una organización centralizada para la salud, esa idea que todavía descansa en las letras del proyecto de la Ley Orgánica de Salud.


¿Cuál es la meta del Sistema Metropolitano de Salud que acaba de presentar en conjunto con la Vicepresidencia?
Esto permitirá ir ordenando el sector y agrupar todos los hospitales, ambulatorios y centros asistenciales bajo un mismo esquema.

Vamos a revisar el área de los recursos humanos, la infraestructura y la dotación de equipos. Nosotros sentimos que ese es el primer paso de la conformación del Sistema Público Nacional de Salud, porque la aplicación de este decreto es un ensayo para mejorar la salud. Esto nos permitirá tomar otras medidas para concretar las bases para la centralización del sector.


¿Está previsto que con este plan se busquen soluciones al déficit de personal que se ha visto en algunos hospitales?
Se van a revisar los ingresos, las remuneraciones y la tabulación completa de todos los actores que intervienen allí. Se va a revisar, inclusive, la cuestión relacionada con los cargos y las necesidades de los médicos en las diferentes áreas de trabajo y en las diferentes instituciones. Vamos a revisar la disponibilidad de médicos, pero también hay que recordar que el caso del déficit del recurso humano es porque venimos sufriendo las consecuencias de una vieja política que secuestró los cupos en las universidades, porque un especialista necesita por lo menos 11 años para egresar. Sin embargo, dentro de las medidas que se han tomado están los 24 mil médicos comunitarios que ya están formándose, un grupo de ellos ya está en el tercer año de la carrera.


La misión Barrio Adentro también está en el ojo de la crítica. Se habló de un grupo de módulos que no están funcionando. ¿Se evaluó eso en el Ministerio?
Hay más de 6.500 puntos de consulta en el país. Cerca de dos mil módulos pertenecen a Barrio Adentro, y es cierto que se han presentado fallas en algunas unidades por deslizamientos del terreno. Ya hemos empezado a corregir 17 módulos, para llevar a cabo su recuperación o reubicarlos en lugares más estables; pero ocurre que hay personas que agarran problemas puntuales y tratan de hacerlos ver como un problema generalizado.


Y para el caso de la epidemia de dengue que se reportó en enero, ¿cuáles son las acciones que tomarán?
Estamos orientando nuestros esfuerzos a una campaña de comunicación y al plan nacional de fumigación. Hemos dotado a las gobernaciones y alcaldías con abate (insecticida especial para el zancudo) y aparte de las jornadas de eliminación del mosquito que hicimos en Zulia, lo estamos haciendo en Anzoátegui y lo iniciaremos en Vargas. El plazo para que el plan permita que la red hospitalaria funcione en Caracas es de 3 años: 36 meses para aprender quizás el arte de reivindicar a la prevención, repotenciar la tecnología para la investigación médica y revitalizar la atención humana.


DIAGNÓSTICO DE CHAGAS

Nadie salió a gritar "¡la encuesta, la encuesta!", pero cada vez que se recuerda el caso de mal de Chagas en la escuela municipal Andrés Bello, donde resultaron infectadas 128 personas en el municipio Chacao, los epidemiólogos del Instituto de Medicina Tropical insisten en la necesidad de levantar un estudio que permita diagnosticar el panorama de la enfermedad en todo el territorio nacional. "Sí, eso ya es una instrucción que se dio para determinar cuántos son los casos de Chagas en el país.

Inclusive, ya empezamos a adquirir algunos de los insumos que ellos nos han pedido, que son más que nada materiales para el diagnóstico".


EL CAMINO DE LA SALUD

Cuando se aprobó
la Constitución Nacional se estableció en el artículo 84 que el Estado crearía un Sistema Público Nacional de Salud.

El proyecto de Ley de Salud,
que se supone fije las bases para el funcionamiento del modelo, entró a la primera discusión en 2004 y desde noviembre 2005 la Asamblea Nacional lo mantiene en segunda discusión.

A través de un decreto presidencial
del 28 de enero de 2008 se agruparon todos los hospitales y centros asistenciales del Distrito Capital y del estado Miranda en el Sistema Metropolitano de Salud.





Esta nota ha sido leída aproximadamente 15859 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Notas relacionadas



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/n108556.htmlCd0NV CAC = Y co = US