Emitieron declaración y conformaron coordinación nacional

Encuentro Nacional de Dirigentes Sindicales se realizó con éxito en Caracas

Trabajadores, militantes sindicalistas de orígenes políticos diversos reunidos en Caracas el 21 de agosto del 2019 en la sede de la caja de ahorros de empleados públicos Casep

Trabajadores, militantes sindicalistas de orígenes políticos diversos reunidos en Caracas el 21 de agosto del 2019 en la sede de la caja de ahorros de empleados públicos Casep

Credito: Aporrea.org

Credito: Aporrea.org

22 de agosto de 2019.- Con la asistencia de 37 dirigentes sindicales del país, en su mayoría del sector público se realizó el Encuentro Nacional de sindicatos clasistas y revolucionarios que reclaman entre otras cosas, mayor autonomía e independencia de la Central Socialista Bolivariana de Trabajadores CSBT, sus federaciones y sus sindicatos.

En esta reunión se acordó, además de una Declaración y Resolución pública, constituir un Equipo Operativo con funcionamiento en la sede del Sindicato de los Trabajadores de la Alcaldía del Municipio Libertador. Allí participarán representaciones de algunos sindicatos y se contará con la presencia de algunos dirigentes sindicales que a la vez, son diputados de la Asamblea Nacional Constituyente ANC.

También se decidió acompañar a los sindicatos que así lo soliciten. a sus asambleas para explicar la actual situación del país y del pueblo trabajador y hacer acto de presencia en reuniones ante las instituciones y en las acciones públicas de protesta que estos acuerden.

Además, se decidió sugerirle a los trabajadores y trabajadoras de Gas Comunal a que estos discutan y aprueben, la solicitud a PDVSA Gas Comunal. al Presidente Maduro y al Consejo de Ministros de entregar el llenado y comercialización de la empresa Gas Comunal a sus trabajadores por la representación de sus organizaciones sindicales y los CPTs, junto con las Comunas.

Declaración y Resolución aprobada en el encuentro

Nosotros, trabajadores, militantes sindicalistas de orígenes políticos diversos reunidos en Caracas el 21 de agosto del 2019 en la sede de la caja de ahorros de empleados públicos Casep

Declaramos:

Una nueva agresión contra nuestra nación ha sido realizada por el máximo representante del imperialismo yanqui; la orden ejecutiva del 5 de agosto de Donald Trump. Esta ley amplía la escalada imperialista contra nuestra nación:

El imperialismo enlaza su ofensiva en el continente para doblegar a todos los gobiernos. Busca retomar el control de su patio trasero. Sus ataques contra el gobierno de López Labrador; la política emigratoria impuesta a Guatemala; las nuevas amenaza contra Cuba, y estos certeros ataques contra Venezuela es una clara demostración de ello. Trump ha montado provocaciones de guerra en todos los continentes. Amenazan de intervención a Irán y ha emprendido una guerra comercial contra China y Rusia y les exige al resto de las potencias imperialistas que secunden sus planes, a la vez que ejerce presión a sus aliados de la Unión Europea y a Corea del Sur para financiar los gastos militares de EUA y la OTAN.

La política de Trump, expresiones fascistas del imperialismo que busca salir de su crisis sembrando el caos. La guerra y la dislocación de los estados nación es la continuación de las medidas tomadas por Obama, quien inicio las sanciones contra Venezuela. La injerencia y las agresiones del imperio ha provocado la descomposición social y material del país, y la ruina de la clase trabajadora, Acelerada esa situación por las vacilaciones del gobierno Maduro al no tomar medidas ejemplares contra los capitalistas y en defensa de los trabajadores y el salario. Ni una sola medida recíproca ha sido tomada contra los intereses del imperialismo en Venezuela. Tampoco han sido tocados los intereses económicos de la burguesía local, al contrario, hoy están en la mesa de negociación en Oslo pretendiendo ganar en la mesa lo que no pudieron en la calle

Las nuevas medidas de Trump, profundizan los obstáculos a inversiones y transacciones de empresas que comercian con el estado, generando un impacto, aún más brusco, en la vida del pueblo trabajador. Es ingenuo creer que el bloqueo es puntual hacia el gobierno, esto es un ataque total y directo a la población venezolana. Es un paso más de la peligrosa estrategia de asfixia contra nuestro país, con el único macro objetivo de crear el escenario ideal para el socavamiento del Estado-nación y el derrocamiento del gobierno constitucional de Nicolás Maduro. Su objetivo es colocar en Miraflores un presidente que le sea absolutamente incondicional a su política.

Para nosotros la defensa de la nación debe estar vinculada a la lucha por mejorar las condiciones de vida de los trabajadores. Es imprescindible, quitar la enorme carga de la crisis que sobre las espaldas del pueblo trabajador recae, y poner esta, sobre los hombros del capital Este escenario demanda la participación política organizada de los trabajadores, dé manera independiente, así como de la autonomía sindical de nuestras organizaciones.

Somos conscientes de los obstáculos que tenemos como clase trabajadora. Se está abriendo un camino a una avanzada restauradora, en medio de agresiones y amenazas del imperialismo yanqui. Las corrientes privatizadoras dentro el gobierno se abren camino. Las privatizaciones de activos de la nación en diversas ramas de la economía, la creación de "zonas especiales" para atraer nuevas inversiones, los acuerdos petroleros, la privatización de empresas nacionalizadas por Chávez, el beneficio a cierta clase empresarial de relaciones estrechas con algunos actores gubernamentales, es en concreto: el control absolutamente discrecional de la renta petrolera en mano de grupos económicos

La inexplicable política agraria que estimula a la “burguesía revolucionaria” en detrimento de los campesinos es una estafa y engaño al igual que, los recurrente “acuerdo de listas” de precios con los monopolios, La burla de los empresarios al Plan 50 de Precios Acordados denota el total desconocimiento de la legitimidad del gobierno por parte del empresariado. La paulatina liberalización cambiaria, siempre entregando divisas a los monopolios no detiene para nada la especulación diaria que se hace con el precio del dólar, lo que distorsiona permanentemente la economía y pulveriza a la nada a nuestros salarios. Mientras esto ocurre, la ANC derogó la Ley de Ilícitos cambiarios y ahora el control de las divisas de la nación está en manos de la banca privada y de los mismos monopolios que definen el sistema de fijación de precios.

En tal sentido acordamos:

Rechazamos de manera categórica el bloqueo económico y el embargo criminal impuesto contra la nación y el pueblo trabajador, por los gobiernos de los Estados Unidos de Norteamérica y la Unión Europea, en complicidad con sus lacayos criollos e internacionales

Ratificar nuestro apoyo al marco constitucional y la legitimidad democrática del presidente Nicolás Maduro. Valoramos la firmeza del presidente de no rendirse, de soportar atentados, amenazas, presiones y agravios, apelando a límites de resistencia extraordinarios. Sin embargo, este reconocimiento a su temple, no debería invalidar el cuestionamiento a algunas de decisiones de su gabinete que no contribuyeron a aliviar la situación de los que vivimos del salario. No obstante, juntos hemos resistido la presión sin precedentes del gobierno de los EEUU.

Llamamos a luchar por la defensa de la soberanía, a la par, de todo el marco de protección y garantías que el pueblo trabajador ha conquistado en los últimos 20 años. Nuestra autodeterminación y nuestros derechos son irrenunciables y no están sujetos a negociación con el capital.

Ante la situación en que se encuentra el movimiento de los trabajadores, la constitución de una gran fuerza que tenga poder de imponer decisiones, sólo será posible, si los trabajadores nos organizamos en nuestro propio terreno de forma independiente en político/sindical. Acordamos entonces, asociarnos para abrir la discusión sobre la urgencia de construir a partir de esta reunión una representación política propia de los trabajadores y trabajadoras.

En el terreno sindical plantéanos la necesidad de dar el combate para garantizar la existencia de la (CSBT) como central sindical autónoma e independiente. Su accionar se debe basar en la defensa de la soberanía y de nuestras conquistas; que van desde lo reivindicativo hasta lo político. Para ello es necesario asumir el compromiso de construir una fuerte central sindical regional y nacional. .Es vital legitimar y democratizar más a la CSBT mediante un proceso electoral democrático y participativo. Por ahora, articularemos los diferentes agrupamientos sindicales ubicados en el terreno de defensa de la soberanía y de nuestros derechos contra la injerencia imperial.

Acordamos además, enviar en los próximos días una carta pública dirigida a la dirección a la CSBT solicitando la urgencia de relegitimación democrática de nuestra herramienta sindical.

En la lucha por la recomposición de los salarios y el respecto a nuestros derechos, es necesario desmontar de inmediato el plan de aplanamiento salarial emprendido por el ministerio de Planificación, así como la derogación el Memorando 2792. Logremos que el ministerio del Trabajo, por el cabal cumplimiento de la LOTTT y demás leyes protectorias de los trabajadores. Y por la defensa de las convenciones colectivas

Decidimos conformar una Coordinación Nacional Autónoma Independiente de Trabajadores, entre militantes sindicales, trabajadores con ramificaciones en todo el país a fin de discutir nuestra situación ante la crisis y levantar las propuestas conducentes a defender nuestras conquistas y garantizar nuestros derechos en el marco de la defensa de la soberanía. En el entendido que solamente seremos clase en la medida que edifiquemos nuestras propias organizaciones de manera autónoma e independiente.

Caracas, 21 de agosto 2019



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3197 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




US mp N GA Y ab = '0' /trabajadores/n345952.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO