EEUU prohíbe a partir de este domingo las aplicaciones chinas TikTok y WeChat en su territorio

Donald Trump prohibió a la red social china TikTok de operar en EEUU.

Donald Trump prohibió a la red social china TikTok de operar en EEUU.

Credito: Archivo

18-09-20.-Estados Unidos anunció el viernes la prohibición, a partir del domingo, de TikTok y WeChat, una nueva escalada en el enfrentamiento con China sobre el destino de estas dos aplicaciones.

Washington, sin embargo, deja una puerta abierta a TikTok, una aplicación muy popular entre los jóvenes para compartir videos cortos, antes de prohibirle por completo operar en su territorio.

"El presidente [Donald Trump] deja hasta el 12 de noviembre para resolver los problemas de seguridad nacional que plantea TikTok. Las prohibiciones podrían levantarse si es necesario", dijo el Departamento de Comercio.

En cuanto a WeChat, un funcionario del departamento dijo que "estará cerrado" en el país a partir de la medianoche del lunes.

El anuncio se hace mientras las negociaciones con la empresa matriz china ByteDance para vender sus actividades en suelo estadounidense a un grupo local se encuentran estancadas.

"El Partido Comunista de China ha demostrado que tiene los medios y la intención de utilizar estas aplicaciones para amenazar la seguridad nacional, la política exterior y la economía de Estados Unidos", argumentó el departamento estadounidense en un comunicado.

"Con respecto a TikTok, el único cambio real con respecto al domingo por la noche será que no se tendrá acceso a mejoras de la aplicación, ni a actualizaciones o mantenimiento", explicó el secretario de Comercio, Wilbur Ross, en Fox Business.

Ello significa que en breve los usuarios tendrán que lidiar con una aplicación con un servicio desmejorado, lo que podría hacerla mucho menos atractiva.

En la actualidad, TikTok es enormemente popular entre los adolescentes y tiene alrededor de 100 millones de usuarios solo en Estados Unidos y unos 1.000 millones en todo el mundo.

- Dominio tecnológico -

Ross aseguró que "el TikTok básico permanecerá intacto hasta el 12 de noviembre", pero si no hay acuerdo antes de esa fecha, la aplicación "será cerrada".

Estados Unidos cumple así la amenaza que blandió Trump contra estas dos aplicaciones chinas, en un contexto de grandes tensiones entre los dos gigantes económicos.

A principios de agosto, el mandatario ya había impuesto un ultimátum a TikTok, al que acusa de espionaje industrial por parte de Pekín sin mostrar públicamente pruebas tangibles.

Trump dio a su empresa matriz, ByteDance, hasta el 20 de septiembre, es decir, el domingo, para vender sus actividades de TikTok en suelo estadounidense a una empresa "made in USA".

Pero dos días antes de la fecha límite, las negociaciones aún no han dado frutos.

Un primer proyecto que involucraba a Microsoft y el gigante de la distribución Walmart fue rechazado por la empresa china el fin de semana pasado.

El lunes, el secretario del Tesoro de Estados Unidos, Steven Mnuchin, formalizó el nombre de un nuevo socio potencial, Oracle, con sede en California.

Algunos medios mencionan una participación minoritaria (hasta un 20%, según CNBC) por parte de Oracle, especializada en software y servicios para empresas. ByteDance conservaría una participación mayoritaria.

El gigante de los supermercados Walmart también hizo saber que pretende participar del nuevo proyecto.

Un comité de seguridad nacional del gobierno de Estados Unidos tiene la tarea de examinar la oferta de Oracle, después de que los legisladores republicanos advirtieran sobre dar luz verde a un acuerdo que seguiría dejando a la compañía bajo control chino.

Como trasfondo del asunto TikTok, está la batalla por el dominio tecnológico que se está librando entre Estados Unidos y China.

Algunos expertos señalan la dificultad de encontrar un acuerdo que pueda satisfacer simultáneamente los intereses de las dos principales potencias mundiales.

Disipar las preocupaciones de ambos países sobre la seguridad, los algoritmos y otras tecnologías clave utilizadas por TikTok parece una tarea difícil de conseguir.

"Aunque las amenazas planteadas por WeChat y TikTok no son idénticas, son similares. Cada una recopila cantidades significativas de datos de los usuarios", apuntó el Departamento de Comercio.

La plataforma WeChat, que pertenece al gigante chino Tencent, está omnipresente en la vida de los chinos para mensajería, pagos remotos y reservas, entre otros usos.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3533 veces.


La fuente original de este documento es:
AFP (https://www.afp.com/)



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter