La Formación de Capitales. Las TIC en la Economía de América Latina

La historia del desarrollo social muestra las transformaciones que se van dando a través de los tiempos y con las particularidades de cada región geográfica. Así, es como desde las primeras transacciones de bienes mediante el trueque (cambio simple de bien por bien), bajo la expectativa de satisfacción directa de la necesidad; la actividad económica a evolucionado hacía el uso de rocas, minerales y metales para el intercambio de mercancías, insumos y servicios.

Sin embargo, la dinamización de las actividades económica, sociales y culturales exigieron el desarrollo de modelos y metodologías efectivos, eficientes y formales que aseguren la confiabilidad sobre el quehacer económico y financiero. Términos, estos, muy relacionados pero cada uno con sus particularidad de interpretación, por un lado, la economía entendida en su acepción más básica como "la recta administración y prudente de bienes y de modo más amplia el sistema social en el que el funcionamiento de los mercados se combina con el de sectores importantes de propiedad y dirección pública"1; y por otro lado lo financiero relacionado con los caudales de bienes, la Hacienda pública, la actividad bancaría y bursátiles o a los grandes negocios mercantiles.

Al respecto, y sin ánimos de hacer una exposición especializada en este ensayo, más interesado en establecer el impacto de los factores económico y financieros en la dinámica social y cultural de las comunidades a nivel global y doméstico. Tal que, en el devenir diario, los ciudadanos están inmersos en esa red establecida y formalizada por las políticas públicas y las metodologías de las instituciones para el intercambio de bienes y servicios, establecido por los modelos de Acumulación de Capitales. Actualmente, y desde hace más de 70 años (periodo de la Postguerra), bajo el Modelo de Desarrollo Capitalista, presente en la mayoría de las naciones, excepto algunos escasos ejemplos de países que luchan por mantener un modelo de corte socialista y que siguen autodenominándose revolucionarios.

La acumulación de capitales constituye un conjunto de prácticas y métodos, enmarcado en el sistema Socio-Técnico del Paradigma Capitalista caracterizado por la sobre producción de bienes, así como la prevalencia de la propiedad privada sobre la distribución equitativa y social de los recursos y bienes. Modelo qué en su forma históricamente más desarrollada en países del Norte de América, algunos países europeos y asiáticos, asociados en carteles o instituciones internacionales se han permitido "manipular" el crecimiento y desarrollo de las economías a nivel internacional. Todo ello, apoyados en instituciones como la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional (FMI), entre otros.

En este sentido, emiten informes basados en índices creados o gestionados por ellos para establecer los indicadores de crecimiento y desarrollo de las economías globales, excluyendo las iniciativas sociales y culturales de los países o sociedades que están poniendo en prácticas actividades para dar soluciones endógenas e innovadoras a sus problemas particulares. No obstante, que estas organizaciones nunca han suministrado ni capitales de inversión, apoyo económico menos aún tecnológico como aporte para ayudar a superar dichas carencias; tal es el caso del flagelo de "hambruna" en países africanos y del sudeste asiático, como en centro y sud-américa, entre algunos otros. Sin embargo, gracias al empoderamiento y el acceso a las Nuevas Tecnologías de las Información y Comunicación (NTIC o TIC).

Mientras, las economías emergente han incorporado las TIC a su dinámica económica, social y cultural; más especialmente en las iniciativas para la digitalización de la Administración Pública, mediante los Gobiernos Digitales y las iniciativas de las Economías propuestas por el Presidente de Colombia, Iván Duque, la implantación de Monedas Digitales como el Petro en Venezuela, primera criptomoneda anclada a un recurso natural (el Petróleo), por su parte Brasil con su plan de uso de Energías Alternas, en el plano económico; pero también algunos ejemplos de desarrollo de Sistemas Educativos e Instituciones Culturales basadas en el uso de las TIC para su difusión bajo el Modelo de Construcción de Conocimiento sostenible y el apoyos a las iniciativas creativas.

Así, la América Latina y otras naciones catalogadas como "subdesarrolladas" están dando pasos agigantados, no sin tener que superar obstáculos, impuestos por las naciones Capitalista del Mundo, imponiendo el criterio que nuestros países solo deben aportar las materias primas (commodities), hacía el desarrollo de tecnología endógenas e innovadoras para la solución de sus problemas y carencias locales; creación y divulgación de conocimiento mediante el uso de las TIC para difundirlo y publicarlo globalmente, de acceso libre y en tiempo real.

Por tanto, es perentorio que las políticas públicas de los gobiernos regionales se direcciones hacía una educación formal, sustentadas por las TIC, especialmente en el nivel universitario. Una modalidad de educación andragógica, flexible y autónoma permitiendo la prosecución y certificación de los conocimientos empíricos producidos por las comunidades, mediante su quehacer diario. Esto modelos educativos basados en el uso de las aulas virtuales, anclados a plataformas digitales permiten el acceso flexible desde dentro y hacia afuera de las aulas de clase (educación abierta) o Formación Híbrida como actualmente se le denomina.

Finalmente, la importancia de la incorporación de las TIC en los sistemas educativos innovadores es la apertura a la incorporación de una manera más democrática y autónoma al conocimiento (Modelo de Construcción Endógeno de Conocimiento), con accesos para todas las comunidades, todos los niveles de la población y desde cualquier parte del territorio de la nación.

Concluyendo, es importante que todos los ciudadanos no comprometamos con estas nuevas iniciativas, está en nuestras manos vencer el paradigma de la dependencia tecnológica, "todo lo importado es mejor". Deshacer el circulo vicioso inherente y sustituirlo por un pensamiento crítico y virtuoso. Exponer las interrogantes adecuadas sobre las dificultades y problemas que aquejan nuestras economías. También, aprehender el sentido patrio, no tanto desde las emociones históricas, el apego a los héroes independentistas, sino desde nuestro esfuerzo y compromiso por motorizar las nuevas tecnologías, sobre un conocimiento económico, ecológico y cultura sustentable, acercándonos a la vía correcta de un verdadero progreso y el principio de la mayor suma de felicidad posible.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 499 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter