2018. Es la hora de la Comuna Cimarrona…

Cuando citamos a la Comuna no lo hacemos desde la mirada tecnocrática, burocrática, subsumida dentro del estado constituido, nos referimos al pueblo bravío, consciente, organizado que camina con sus propios pies, que tiene autonomía de pensar y actuar en la construcción de éste proceso liberador, como lo decía nuestro comandante supremo "el espíritu de la comuna", es lo más importante, la "esencia" lo diría Marx, la que está consciente de su rol histórico como sujeto emancipador, la que construye colectivamente, la que utiliza la crítica, la formación y la acción transformadora, la que combate las miserias del capitalismo como el individualismo, el servilismo, la corrupción, el desamor por el prójimo, por el colectivo…, a esa nos referimos, Comuna o nada…

La Historia, enseñanzas, contextos y prospectiva.

"Tomar el cielo por asalto" dicho en esa oportunidad por Marx, la toma del poder por parte del pueblo explotado, oprimido y excluido a la estructura de poder (ayuntamiento), en el estado parisino hace cerca de 147 años, nos devela el camino a seguir, pero ahora contextualizado con acciones objetivas y subjetivas que demanda el proceso político-revolucionario bolivariano y socialista en nuestro país.

Las teorías que se formularon en 1871 estaban basadas en las ideas de soberanía popular de 1793; aquellos que fueron elegidos para representar al pueblo iban actuar como delegados, no como miembros del parlamento. Estaban sujetos a la revocación de su cargo por parte del mismo pueblo y era una obligación de los elegidos permanecer en constante contacto con las fuentes de soberanía popular.

Acciones Tomadas…

La legislación auténticamente social aprobada por la Comuna de París, tenía un marcado signo proletario, dado que la mayoría eran obreros. Se controlaron los alquileres de propiedad, pero la propiedad privada nunca fue cuestionada, como también la Comuna nunca llegó a servirse de los depósitos del Banco de Francia, asumieron medidas como la instauración de una bolsa de desempleo en cada ayuntamiento (cada distrito de París tiene un ayuntamiento que se juntan en el hotel de Ville), abolición del trabajo nocturno, adopción de políticas de higiene laboral. La cuestión social más urgente a la que dedicó la Comuna fue a la del desempleo y adoptó el paso radical de permitir la libre asociación de trabajadores y cooperativas obreras para tomar las fábricas y hacerlas funcionar nuevamente. En el campo de la educación, el principal esfuerzo se puso en dar educación elemental para todos, con atención especial a la educación de la mujer.

Ninguna de estas acciones propuestas medianamente ejecutadas pudo dar frutos. Contaron con muy poco tiempo y además debían desarrollarse en una ciudad que se había ganado la total animadversión no solo del gobierno Francés, sino también del mundo conservador, ya que Thiers y sus ministros de Versalles no tenían ninguna duda de que la Comuna de París era una frontal declaración de cambio del orden político – social. Acá debemos recordar nuevamente a Marx: "La historia de todas las sociedades que han existido hasta nuestros días, es la historia de las luchas de clases. Hombres libres y esclavos, patricios y plebeyos, señores y siervos, maestros y oficiales, en una palabra: opresores y oprimidos, se enfrentaron siempre, mantuvieron una lucha constante, veladas unas veces y otras franca y abierta; lucha que terminó siempre con la transformación revolucionaria de toda la sociedad o el hundimiento de las clases beligerantes".

Antecedentes en Latinoamérica

Antes de que llegaran los intelectuales ilustrados y los hombres que se hicieron generales para pelear militarmente la causa, el pueblo, la "chusma", el "populacho" había expresado tumultuosamente su opresión por parte del imperio colonial. No era para menos ya que su estructura de poder establecida por: oidores, gobernadores, obispos, capitanes y demás funcionarios imponían drásticas disposiciones económicas y sociales.

Los Comuneros, título de la obra escrita por el historiador y escritor colombiano German Arciniegas, nos conducen por la historia viva, rebelde y emancipadora, donde nos revive el conflicto de una época colonial, allí con su prosa y perspicacia de historiador devela las centenarias luchas populares en las que el protagonista es el pueblo mismo y sus espontáneos lideres derrotados, acá Arciniegas resalta sin embargo que "no fueron sólo un antecedente de la independencia sino el primer capítulo de una historia liberadora que no ha concluido".

Allí nos rememora ante las injusticias, la luchas de los comuneros de Paraguay, la rebelión de Túpac Amaru, los alzados de Ecuador, los comuneros de Nueva Granada en 1780, la rebelión de los esclavos, entre otras nos evoca la memoria e identidad de rebeldía y dignidad histórica.

Contexto y Acciones transformadoras por Hacer

Está en mora el proyecto político de nuestro comandante supremo Hugo Chávez, dejado como legado y épica a construir por parte del pueblo venezolano, Comuna o nada…, allí cifró las esperanzas emancipadoras de la verdadera construcción del socialismo en nuestra patria, se han cumplido cinco (05) años, de su exigencia ante sus ministros y canciller, el Golpe de Timón, el Plan de la Patria, pero su mensaje no sólo fue a funcionarios, lo dejó también a su pueblo, con consciencia de clase, al pueblo indígena, afro-descendiente, campesino, pardo, cimarrón, al color de tierra, pero también a los blancos de orilla, a los esclavos asalariados, en fin a nuestro pueblo explotado y oprimido por más de 500 años.

2018.- Son tiempos de redimirnos, de construir con nuestras propias manos, con nuestro propio pensamiento emancipatorio, de asumir el Autogobierno, la Auto organización, la Autogestión, la verdadera democratización de la política y de la economía, tenemos que enterrar definitivamente la falsa democracia, como lo dice el movimiento social español; "tú participas, el participa, vosotros participáis, nosotros participamos, ellos deciden…", es la hora como lo dijo Eduardo Galeano: "que los dirigidos dirijan"…, debemos reconocer las conquistas electorales en este año 2017 (Asamblea Nacional Constituyente, Gobernaciones y Alcaldías), pero que no nos confunda, desoriente, desmovilice y perdamos el horizonte, la lucha combativa permanente.

Los espacios creados por la burguesía como las Gobernaciones y Alcaldías, son estructuras para mantener y perpetuar sus intereses, debemos crear lo nuevo, para el hombre nuevo y la mujer nueva, el nuevo estado, Comuna o nada…

*comunero.- "Tomemos el cielo por asalto"

 

nestorhred@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 342 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter





US Y ab = '0' /poderpopular/a256516.htmlCd0NV CAC = Y co = US