La única mediación posible en Venezuela

El presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, apela a “la gran autoridad moral” del Vaticano y el Papa para pedir a Francisco que “haga ver” a Nicolás Maduro la necesidad de “un proceso de transición ordenada”. Solo unas elecciones libres pueden desatascar de forma pacífica la situación en el país y son la única base sobre la que podría plantearse una mediación papal, que como el propio Francisco dijo hace unos días que requeriría el acuerdo de ambas partes. Venezuela tiene un gobierno ilegítimo, surgido de una farsa electoral e incapaz de hacer frente a una dramática crisis humanitaria, agravada por la violencia con la que el régimen reprime a la ciudadanía descontenta. Consciente de que la prioridad de la Iglesia es evitar un baño de sangre, Maduro pidió una intervención del Papa, quien recordó la participación de la Santa Sede en la mesa de diálogo de 2016. Algunos acusaron entonces al Vaticano de ofrecer una coartada al régimen para ganar tiempo, pero el hecho de apurar hasta el final la vía del diálogo sirvió para unir a la oposición en la línea pacífica y propositiva que hoy sigue. Por eso la Iglesia presta una colaboración decisiva en el plan de reparto de ayuda humanitaria que Maduro no quiere permitir, y por eso los obispos afirman alto y claro que la única salida en Venezuela es la convocatoria de elecciones. No desde el cálculo político, sino por una exigencia moral básica.




 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1035 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter





US mp N GA Y ab = '0' /oposicion/a277070.htmlCd0NV CAC = Y co = US