Candidaturas municipales compradas en la MUD son un golpe contra la Constitución

Las empresas (partidos políticos) que integran la fracturada alianza opositora (MUD) plantean que como sus candidatos a las entidades municipales provienen de supuestas elecciones primarias, ellos merecen ser reconocidos como grandes demócratas por toda Venezuela, sin embargo esconden algunos métodos discriminatorios que para nada despiertan admiración ni respeto genuino a las normas.

En el oposicionismo, la clase alta monopoliza la dirigencia partidista y las candidaturas electorales. Ningún personaje de clase popular tuvo posibilidad de ser electo (salvo con ayuda de ricos patrocinantes) en las fulanas elecciones primarias pues la competencia interna se basó en costosas campañas publicitarias, como por ejemplo la guerra publicitaria que fue vista entre los principales precandidatos derechistas a la alcaldías de Baruta, Chacao y El Hatillo.

Es una descarada burla propagandística, sólo creíble entre incautos, que campañas realizadas por ricos sean verdaderamente democráticas. Este exabrupto se ratificó cuando un ex revolucionario, hoy ultraderechista, casi fue descartado de aquellas primarias presidenciales de la MUD (2012) al no pagar la elevada cantidad de dinero exigida para inscribirse en aquel pomposo certamen.

La democracia (sistema donde la mayoría ejerce el poder) no se materializa a través de mecanismos engañosos de la burguesía, sino mediante programas que promuevan la inclusión social como las misiones bolivarianas y los consejos comunales.

Si hay que pagar altas sumas de dinero para poder ser candidato, entonces los artículo 63 y  67 de la Constitución (que se refieren a las elecciones directas y a las elecciones internas, respectivamente, que deben desarrollar los partidos políticos) han sido violentados por una grosera discriminación económica. Ver nuestra reflexión anterior sobre normas constitucionales para el régimen electoral: http://goo.gl/Cr8Ktd

A la luz de la misma norma constitucional aquí citada, resulta vital advertir al pueblo venezolano que si este 2013 año la revolución ha designado a sus candidatos a través del mecanismo de la cooptación, ello no contradice que en el futuro se ensayen nuevas variantes de la democracia interna y las elecciones universales por la base.

Votamos por un proyecto histórico socialista y popular más que por individualidades, por tal motivo no hay candidato del capitalismo que sea mejor que aquellos comprometidos con el legado histórico del Comandante Supremo Hugo Chávez y sus líneas estratégicas de soberanía e independencia.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1648 veces.



Jesús Silva R.

Doctor en Derecho Constitucional. Abogado penalista. Escritor marxista. Profesor de estudios políticos e internacionales en UCV. http://jesusmanuelsilva.blogspot.com

 jesussilva2001@gmail.com      @Jesus_Silva_R

Visite el perfil de Jesús Silva R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /oposicion/a171277.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO