O sea Maria Corina…….

No deja de sorprender la prepotencia y los modelos que pretenden les sean reconocidos a los personajes de la oposición.

Ayer tarde me dediqué a ver el desarrollo de la sesión de la Asamblea Nacional pues ante la situación de violencia que se ha presentado en el país después de las elecciones, bien le corresponde a las instituciones del país fijar posición a tal efecto. Por lo que quise conocer de primera mano los resultados del debate.

Después de haber oído la extraordinaria exposición de motivos de la no menos extraordinaria Diputada del PSUV Blanca Eckout, pensé que ante los elementos que esta puso sobre la mesa, los señalamientos de evidente complicidad y estimulación por parte del candidato opositor, convicto y confeso, para crear un clima de violencia como preámbulo al programa de desestabilización que tienen como plan B, yo esperaba de los representantes de la oposición, al menos un mínimo de consecuencia con el grupo de electores de los sectores populares que les dieron su voto. Porque hay que estar claro, la oligarquía aquí es infinitamente minoritaria, pequeñísima, luego, el gran cúmulo de votos, que obtuvieron viene de los sectores populares, sujetos directos del programa de justicia social propuesto por el comandante Chávez. Cosas veredes.

Sabido es, y muy conocida la opinión que le merece a este grupito de dirigentes, los sectores populares, expresada en la descalificación, el desprecio y la burla nada escondida. Sin embargo, el mensaje de la oposición logró cautivar con sus mentiras y fraude propagandístico, usurpación de imagen, de discurso, y de promesas que viene desarrollando el proyecto revolucionario, a un número importante de votantes que en condiciones normales nada tienen que buscar en el proyecto que ellos proponen.

Luego de oír la exposición del Diputado Marquina, quien se rasga las vestiduras en sus intervenciones presentándose como adalid de la democracia y hablando en nombre de una democracia que llevó al ostracismo socio-económico a la inmensa mayoría de los venezolanos, y en virtud que nada nuevo presentaba mas allá de su permanente caradurismo, presencié la intervención de la señora Maria Corina Machado.

Fue realmente de antología su intervención. Si yo no supiera a que bando defiende con su rebuscado verbo, yo diría que tengo que revisar mi posición.

Ahora resulta que la señora Diputada no sabe cual es su posición en la curul que ocupa en la institución que redacta, debate y aprueba las leyes que rigen nuestra nación. O tal vez ella cree que es un ejercicio más de los caprichos de la clase dominante.

En vez de referirse a los disturbios ocasionados en el país después de haberse conocido los resultados electorales, producto de la irresponsabilidad de su candidato y en vez de aceptar que en el verdadero ejercicio de la democracia donde el que obtenga mas votos es el que gana, se dedicó no solo a ignorar dicha violencia, sino a amenazar y tratar de amedrentar a los instituciones en caso que llegaran a funcionar en lo que ella considera un fallo contrario.

Igual que su candidato, ella amenaza al poder judicial en caso de fallar en contra del candidato Capriles si se presentara una acusación por el llamado a delinquir que este ha hecho, lo que hasta ahora ha dejado un saldo de 7 venezolanos militantes de la revolución muertos por ataques xenófobos y racistas; mas de 10 CDI incendiados, algunos con pacientes y personal dentro; casas del PSUV incendiadas; asalto a la propiedad privada; acoso a personas afectas a la revolución, amedrentamiento a altos funcionarios de instituciones, etc. Y ahora la señora diputada dice que si se llegara a acusar y luego a condenar al señor Capriles, ellos no acudirían a las instancias institucionales, sino que exacerbarían las guarimbas al desconocer dicho fallo, en caso que no les favoreciera, tal como lo están haciendo con los resultados electorales.

Ella exige que para estar satisfechos con los resultados, lo cual no garantiza que lo aceptarían en caso que fueran los mismos, hay que abrir todas las urnas. Pero, ¿Por qué la señora Machado no dijo lo mismo cuando Elías Jaua reconoció la victoria de su contendor por una diferencia realmente insignificante? Fue el mismo CNE y el mismo procedimiento empleado también el 14 de abril. Pero, ¿es que ella no sabes que las leyes que se hacen son para cumplirlas? Creo que debe aclararse un poco sobre su rol que juega en la Asamblea Nacional.

O sea Maria Corina, tu haces las leyes y tu incitas a desobedecerlas… ¿Qué tal?

Huelga decir que las reglas del juego estaban claras y ellos desde sus inicios siempre estuvieron claros que no aceptarían los resultados si no les favorecían. En este caso, señora Machado, la diferencia fue muy poca, pero al fin y al cabo, superior. Pero es que cuando hubo el referéndum revocatorio y la diferencia fue por un margen superior a los 3 millones de votos, UD, también cantó fraude. Luego, en cada elección, donde los márgenes han sido superior al millón y medio, UD también ha cantado fraude y con verbo encendido y su carita de ingenua, desestima al CNE. De manera que eso no es nuevo en UD. La única vez que UD no cantó fraude fue cuando Uds. hicieron las primarias, donde a UD y a Pablo Pérez le robaron el voto para atender las exigencias del imperio y dejar a Capriles. Ahí, UD se calló y justificó que la señora Albanez quemara las pruebas del delito.

Ahora bien, aquí la que canta fraude ahora soy yo. Pues no se entiende como unas encuestas de diferentes matices de pensamiento mantuvieran durante 2 meses consecutivos una diferencia superior a los 10 puntos a favor del candidato Maduro, cuya tendencia o se mantenía o se ampliaba semana a semana, con participaciones masivas en la campaña de nuestro candidato y con votaciones anteriores superior siempre al millón y medio de votos para la revolución, ahora resulta que este resultado que para nosotros era impensable, ganamos con esta diferencia pírrica. ¿No será que el fraude lo cometieron Uds.? Muy sospechoso todo esto, así que señora Machado, tal vez sería mejor que no aclare que oscurece.

Eso si, le recuerdo que nuestras leyes no establecen privilegios. Que todos somos iguales ante la Ley y todos somos objeto de ser sancionados en caso de comprobada responsabilidad en delitos de cualquier naturaleza. No quiera UD que con su apoyo aprobemos la Ley Patriot que existe en su envidiado país.

marinamaica@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1893 veces.



Marina Guaithero de Maica


Visite el perfil de Marina Guaithero de Maica para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Marina Guaithero de Maica

Marina Guaithero de Maica

Más artículos de este autor