Mc Donald´s en la Televisora Venezolana Social

El cantautor argentino Kevin Johansen no había visto el canal TVES, cuando escribió la canción "Mc Guevara´s o Che Donald´s", en la que ironiza acerca de la comercialización de la rebeldía, convertida en moda, y la banalización de la imagen del guerrillero, convertida en mercancía.

La ácida ironía de amalgamar al Che, símbolo revolucionario, con un símbolo de la globalización capitalista y el imperialismo, como lo es Mc Donald´s, fue superada cuando esa misma transnacional contrató pautas publicitarias con TVES, canal de televisión a cargo de un gobierno que se proclama socialista.

La creación de la Televisora Venezolana Social fue el resultado de un importante triunfo del pueblo venezolano sobre el fascismo. A cinco años de que la movilización popular derrotara al golpe fascista de abril de 2002, en el cual tuvieron un rol protagónico los medios de comunicación privados, venció la concesión del canal RCTV y el gobierno decidió no renovarla. RCTV había violado sistemáticamente las condiciones de la concesión que usufructuó durante veinte años, y había cometido numerosos crímenes en el marco de su campaña de guerra sucia contra el proceso revolucionario venezolano. Por ello, la no renovación de la concesión fue vista ampliamente como una medida democrática y justa, aunque reflejaba una política muy limitada, ya que no se tomaron medidas similares en contra de otros canales golpistas como Venevisión y Televen, cuyas concesiones también vencían.

TVES vino a reemplazar la señal de RCTV en mayo de 2007. Aunque el nuevo canal tuvo desde sus inicios deficiencias de programación, la incorporación de publicidad comercial de transnacionales como Mc Donald´s marca una de las trasgresiones más claras a uno de los principios que justificaron la creación del canal. Se declaraba que TVES venía a contrarrestar el predominio de la televisión comercial en la utilización del espectro radioeléctrico en Venezuela. Este retroceso de la televisora ocurre en un año que ha visto un claro viraje hacia la derecha en la política gubernamental. En la jerga oficial se le ha denominado "la alianza estratégica con la burguesía nacional" a este viraje, que también se refleja en la política exterior del gobierno.

En TVES, como buen Che Donald´s (o Mc Guevara´s), el patrocinio capitalista no quita el discurso socialista. Pero no ha sido sin méritos que Mc Donald´s se ha convertido en blanco del repudio de los movimientos sociales en la última década. Con más de 30.000 establecimientos en 119 países, Mc Donald´s representa la globalización del capital. Cada día se abren más de 3 locales de esta empresa, y ella es el primer consumidor mundial de Coca Cola, otro producto infame. De acuerdo con el informe anual de 1995 de la empresa, "la visión de McDonald es dominar la industria global del servicio de alimentación". (http://winred.com/estrategias/analisis-empresarial-de-mc-donalds/gmx-niv102-con1632-npc4.htm)
En Venezuela, existen 135 locales de esta empresa, y más de 8 mil trabajadores son sometidos a su régimen de explotación.
(http://mcdonalds.wikot.com/mcdonalds.html)

También se trata de un símbolo del consumismo irracional, pues representa a cabalidad la contradicción entre las necesidades humanas y la lógica de la acumulación de capital. Esta última es la que determina el crecimiento exponencial de una industria de alimentos que no alimentan, y que destruyen la salud de quienes pagan por consumirlos. Desde el punto de vista ecológico, la actividad de esta empresa también es un auténtico desastre, pues supone la destrucción de millones de hectáreas de bosque para la siembra de granos destinados al alimento de las reses que van a parar en sus hamburguesas. Los animales criados en granjas mecanizadas, con sus altísimas dosis de antibióticos y hormonas de crecimiento también representan una seria amenaza para la salud humana.
En Europa se sacrifican medio millón de estos pollos de fábrica cada semana para alimentar la Mc industria.

El documentalista Morgan Spurlock, en el documental "Super Size Me", se somete durante un mes a una dieta en la que sólo consume productos vendidos por Mc Donald´s, y demuestra el peligro que estos representan para la salud, al aumentar en más del 11% su peso corporal y llegar al borde de un colapso hepático. Otra filmación de Spurlock, llamada "Smoking Fry", muestra una ración de papas fritas de Mc Donald´s que al cabo de 10 semanas no se había descompuesto, mientras que una hamburguesa Big Mac tardó 5 semanas en comenzar a descomponerse. Curiosamente, es comida basura que no se descompone.

Mc Donald´s invierte más de dos billones de dólares anuales en publicidad, como la transmitida por TVES, para promocionar sus productos, cuyo contenido adictivo puede causar cierta compulsión entre sus consumidores.

Esta empresa capitalista lleva a los extremos su afán explotador, lo cual explica en gran medida su éxito económico, al consagrar políticas como la de no permitirle a sus trabajadores constituir sindicatos, nunca pagar las horas extra de trabajo, o contratar personal por menos de lo legalmente establecido como salario mínimo. En 2005, un tribunal argentino condenó a Mc Donald´s por encubrir a través de pasantías de estudiantes secundarios lo que en realidad eran contratos de trabajo, pagados bajo cuerda. (http://www.cta.org.ar/base/article5651.html)

La humillación es coronada por la exigencia patronal de que el personal sonría permanentemente. Con razón, en 1991, el escritor estadounidense Douglas Coupland acuñó el término "Mc Trabajo" para designar aquel empleo "de poca dignidad, poco beneficio y sin futuro, en el sector de servicios".

La ferocidad con la que la publicidad de esta empresa se dirige al público infantil sólo es superada por el ensañamiento con el que explota a miles de trabajadores. Nada más en la ciudad china de Shenzhen, más de 600 adolescentes son explotadas en jornadas de entre 14 y 18 horas diarias, mientras que se les descuenta del magro salario el "alojamiento" en la propia fábrica, cuyas ventanas son rematadas con barrotes. Con la anuencia de la dictadura capitalista china, Mc Donald´s y otras transnacionales operan estas fábricas en las que trabajan, comen, duermen, y viven hacinados la mayor parte del tiempo, estos esclavos del siglo XXI. Durante una pesquisa en agosto de 2003 se descubrió que los juguetes que Mc Donald´s entregaba en sus cajas felices en China eran elaborados por niños y adolescentes sometidos a jornadas de trabajo que se extendían hasta las dos de la madrugada, a cambio de salarios absurdamente bajos.
(http://www.penelopes.org/Espagnol/xarticle.php3?id_article=694)
He ahí la naturaleza criminal del crecimiento económico chino y del éxito de un gigante transnacional.

Cajas felices elaboradas por esclavos, empleados sonrientes sin derecho a la sindicalización, comida basura para niños. Tal es el capitalismo del siglo XXI, al que TVES hace publicidad.


(*)Militante de la Unidad Socialista de Izquierda

--
http://simonrodriguezporras.blogspot.com

timoteocuica@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6419 veces.



Simón Rodríguez Porras(*)

Músico y militante del Partido Socialismo y Libertad.

 @guitarraylapiz

Visite el perfil de Simón Rodríguez Porras para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Medios de Comunicación



Revise artículos similares en la sección:
Actualidad