Granier empavó la pava

No es una pava cualquiera. ¡No señor!. La que empavó Marcel es la de los gigantes huevos de oro, con la mavita de la que no se han querido dar cuenta las plañideras ni los lagrimosos de gotero de agua tibia. No se han percatado que desde que Marcel se metió a promotor de instrumentos de guerra, empezando por los F-16, se acabó la paz en la periferia de la quinta de Crespo y más allá. Además, los nostálgicos no se quieren dar por enterados que el arribista desarrolló, entre Bárcenas a Río el poder del mal de ojo y el poder de la mano peluda, con la que todo lo que toca o señala lo convierte en desecho.

Palmeó a Lusinchi, y véanse en ese espejo. Le estrechó la mano a Luis Herrera y lo desapareció. Aupó a Carmona y en 47 horas lo fulminó… y pare de contar, pues aquí no caben las cuentas ni los cuentos de Marcel.

Ah, pero lo que no podemos pasar por desapercibido, es lo referente a los F-16 y las nunca antes ponderadas fragatas. Es probable que Marcel Granier, como bitoqueado vendedor de armas, haya manoseado la instrumentación de esos aparatos los cuales, a excepción de las rápidas lanchas que diligentemente fueron intervenidas por la nueva Armada, aquellos aviones se encuentran convertidos en chatarras.

Desde la trinchera del pueblo llano, desposeído por los avaros hemos catalogado al liquidador del Diario de Caracas y desinformador de RCTV, como el malvado trapiche humano. Lo que quizás a él le tiene sin cuidado. Es su especial particularidad. De lo que es deducible que el logrero de Bárcenas se imagine que con su política empresarial de aniquilación humana le hace creer a los verdaderos dueños que, convirtiendo a los hombres y mujeres en bagazo, está contribuyendo al engrandecimiento del capital.

No repetiremos, por ahora, los nombres de los exprimidos por Granier, en honor a la memoria a esos mártires. Además, aquí se hace y aquí se paga. No olvides eso Marcel Granier. Revisa tu pequeño historial desde seis lustros hasta hoy, periodo de tiempo en el que te has hecho merecedor del repudio, no solamente de los relacionados laboralmente, también de parte de los hombres y mujeres de la clase media que han accedido al poder, público y privado, en Venezuela. Los testimonios no se han diluido.

Claro que al insidioso lo siguen unos cuantos bozaleados con gritos estentóreos y unos hijitos de papá que, engañados por los golpistas Álvarez Paz, Ledezma y Oscar Pérez, entre otros del grupúsculo, andan por esas calles de Caracas pidiendo que se les devuelva la pantalla de RCTV con “su” libertad de expresión que nunca antes utilizaron ni siquiera a través de esa misma pantalla. Es que esos niños bien, ahora que hay una sabana de libertad de expresión, la utilizan para decir lo que les dicen que digan. Fue que el holgado ocio les coartó la posibilidad de conquistar la experiencia para el discernimiento propio.

Uno desde estas serranías orientales les aconsejaría que, después que intercambien con los distintos entes públicos, donde les están abriendo las puertas como nunca antes a los verdaderos revolucionarios, se sienten a conversar con sus padres para que analicen en cuanto a qué es lo que está detrás de RCTV y la alharaca de la libertad de expresión, de la que se hacen eco algunos padres y madres, como fue el caso de una señora que se apresuró a declarar que “el gobierno de Chávez “cerró” a RCTV para que nadie dijera que a la joven de la UCAB la habían asesinado los Círculos Bolivarianos chavistas” y otras falsedades mas.

Como esa señora (nuestro respeto de admiración por las madres) quizás circulen en todo el país unos 80 mil disociados de la realidad. Los otros 2 millones 920 mil que no votan por Hugo Chávez (la nueva CANTV sí tramitará la verdad) no van a alterar su tranquilidad para salir con Oscar Pérez y Ledezma, y la gentecita de “bandera rota”, a pegar gritos por RCTV. Lo que nos indica que el apoyo al pequinés de la guerra, no pasa de 12 mil personas. Apoyo pírrico reforzado con las holgadas cuentas bancarias que le dejó la pava de los huevo de oro, como es RCTV. La que, después que “vayan” al arribista, seguirá vivita y coleando de Bárcenas a Río allá en Caracas.

Para cerrar: hasta ésta provincia llegó la noticia en cuanto a que a RCTV la van a recostar del Caracol colombiano. Parece que Marcel no habla de ese rejunte ni de cable, para mantener e incrementar las preocupaciones del personal de la planta de manera de crear más confusión e insidias contra el rrrégimen del “teniente” Chávez, mientras él cubre la retirada.

Y en cuanto a los hermanos colombianos, un alerta: si acaso ven llegar a Marcel Granier, agarrado de un cable sin ignición, déjenlo entrar. Quién quita que empave lo que haya que enmavitar por allá.

* pedromendez_bna@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2166 veces.



Pedro Méndez


Visite el perfil de Pedro Méndez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Pedro Méndez

Pedro Méndez

Más artículos de este autor