Rusia se cuela en la campaña electoral de Italia y la ultraderecha guarda silencio

De izquierda a derecha, Salvini, Meloni y Berlusconi

De izquierda a derecha, Salvini, Meloni y Berlusconi

Credito: Reuters

Rusia se ha colado en la campaña electoral de Italia, después de que el vicepresidente del Consejo de Seguridad ruso, Dmitri Medvédev, pidiera a los europeos que castiguen a sus gobiernos por sancionar a Moscú tras la invasión de Ucrania, unas declaraciones que han sido criticadas por la izquierda en Italia, mientras la derecha guarda silencio.

"En las urnas nos gustaría ver a los ciudadanos europeos no sólo expresar su descontento con las acciones de sus gobiernos, sino también pedirles cuentas, castigándoles por su evidente estupidez", ha afirmado Medvédev en las redes sociales, al tiempo que ha sostenido que "los votos de los votantes son una poderosa palanca de influencia".

"Medvédev, el halcón del régimen ruso partidario de las masacres en Ucrania, entra en la campaña electoral italiana, invitando a los votantes a castigar al gobierno en las urnas. Un grave acto de injerencia, del que todos deberían distanciarse, empezando por una derecha cada vez más ambigua en la materia", ha criticado el miembro del progresista Partido Demócrata (PD) Enrico Borghi, en un mensaje.

También esta formación ha escrito en sus redes sociales que "han pasado cinco horas" desde las declaraciones de Medvédev y no se sabe "nada de lo que piensan Giorgia Meloni (líder de los ultraderechistas Hermanos de Italia), Matteo Salvini (de la ultraderechista Liga) y Silvio Berlusconi (del conservador Forza Italia)".

Los tres forman una coalición de derechas que parte como favorita para las elecciones anticipadas del 25 de septiembre y los sondeos les dan el 45 % de los votos.

El ministro de Asuntos Exteriores y fundador de la formación "Impegno Civico" tras su salida del Movimiento 5 Estrellas, Luigi Di Maio, ha subrayado que "la injerencia del gobierno ruso en las elecciones italianas es preocupante" y ha animado a los grupos políticos a "distanciarse claramente, sin ninguna timidez, de la propaganda rusa".

Por su parte, Carlo Calenta, líder de Acción, que forma una alianza centrista junto con Italia Viva, de Matteo Renzi, ha destacado que "Rusia y Medvédev se van a llevar una amarga sorpresa" porque su partido se va a esforzar por "derrotar a sus 'amigos' (Giuseppe) Conte (del M5S), Berlusconi y Salvini".

Berlusconi y Meloni no han reaccionado a estas palabras de Medvédev mientras que Salvini se ha limitado a rechazar "los insultos del PD" y ha decir que son los italianos los que van a votar, "no los rusos, chinos o esquimales".

"En el extranjero pueden decir lo que quieran, pero no me interesa polemizar con el resto del mundo", ha dicho en declaraciones a un programa de Mediaset, de la familia Berlusconi.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2349 veces.


La fuente original de este documento es:
Efe (https://www.efe.com/)



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter