Grupo de contacto promovido por UE intenta facilitar diálogo y llevar al país a nuevos comicios con todas las garantías electorales

Federica Mogherini

Federica Mogherini

Credito: Web

06-02-19.-El grupo internacional de contacto para Venezuela, compuesto por países europeos y latinoamericanos, impulsado por la Unión Europea y que se reunirá por primera vez mañana jueves en Montevideo, es un intento de facilitar el diálogo y promover las condiciones para que se celebren “elecciones creíbles” en el país, reseñó la agencia Efe.

Tras varios meses de preparación en el Consejo de la UE, la alta representante comunitaria para la Política Exterior, Federica Mogherini, anunció su puesta en marcha el pasado 31 de enero en Bucarest, con ocasión de una reunión informal de ministros europeos de Exteriores.

Según documentos oficiales del Consejo de la UE referidos a la puesta en marcha de ese grupo, el mismo tendrá un mandato limitado a 90 días y realizará su trabajo a lo largo de tres fases:

OBJETIVO

– El grupo de contacto no nace con vocación de mediar entre las partes en Venezuela sino de “promover un entendimiento común y un enfoque más concertado entre actores internacionales” sobre la situación en el país, con vistas a lograr una “solución pacífica y democrática a la actual crisis”.

– Pretende “construir confianza y crear condiciones necesarias para que emerja un proceso creíble, en línea con las provisiones relevantes de la Constitución venezolana, que permita a los venezolanos determinar su propio futuro a través de la celebración de nuevos comicios con todas las garantías para un proceso electoral justo y libre, supervisado por observadores internacionales”.

MANDATO

El grupo deberá celebrar contactos “regulares, discretos y estructurados” para:

– En una primera fase:

Crear entendimiento común entre sus miembros sobre la situación en el país, los parámetros de la crisis y posibles maneras de ayudar al país a lograr una solución democrática y pacífica a través de “nuevas elecciones creíbles”.

Hacer de enlace entre otros socios internacionales y regionales sobre ese propósito.

– En una segunda fase:

Contactar con actores nacionales relevantes de Venezuela para “entender mejor sus expectativas y demandas” sobre las condiciones necesarias para impulsar un “proceso creíble”, con vistas a la “celebración inmediata de elecciones libres y justas”.

Identificar los próximos pasos y las medidas que generen confianza para que todos los actores nacionales relevantes se impliquen “seriamente” en ese proceso.

Promover las mínimas condiciones o medidas para crear confianza, como:

Liberar a prisioneros políticos y levantar veto a opositores.

Reconocer y respetar el papel de la Asamblea Nacional.

Facilitar la ayuda externa a la población.

Componer un Consejo Nacional Electoral equilibrado.

Eliminar trabas a una participación equilibrada de los partidos.

Animar y ayudar a la oposición a superar divisiones internas.

– En una tercera fase:

Una vez dadas las mencionadas condiciones “y si los acontecimientos lo permiten”, el grupo ayudará a:

Dar respaldo político a un proceso político creíble de transición.

Ofrecer recomendaciones y poner a disposición asistencia en áreas donde sea necesaria.

PARTICIPACIÓN

– Por el momento participan en el grupo la UE como institución y ocho de sus Estados miembros (España, Francia, Alemania, Italia, Holanda, Portugal, Suecia y el Reino Unido), así como Bolivia, Costa Rica, Ecuador y Uruguay por la parte latinoamericana.

– La UE considera “esencial” que haya una representación “equilibrada” de países de la región, así como de organizaciones internacionales.

– Al cabo de 90 días tras su creación, la UE revisará la “adecuación política” y los resultados conseguidos por el grupo, cuyo trabajo concluirá si no se han logrado “progresos suficientes”.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2192 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/n338103.htmlCd0NV CAC = Y co = US