La rusa Maria Butina es acusada de espiar contra Estados Unidos

Mariia Butina, la rusa de 29 años, arrestada por conspiración

Mariia Butina, la rusa de 29 años, arrestada por conspiración

Credito: EFE

Washington, 18 de Julio - Una mujer rusa acusada de ser una espía en Estados Unidos probablemente estuvo en contacto con agentes del Kremlin cuando vivía en el país, dijo la fiscalía en documentos presentados el miércoles.

Maria Butina, de 29 años, tenía los datos de varias personas que eran empleados de los Servicios Federales de Seguridad de Rusia, según el expediente.

El FBI la ha observado, además, cenando en privado con un diplomático ruso sospechoso de ser un agente encubierto, pocas semanas antes de que el diplomático abandonara Estados Unidos en marzo.

Según el prontuario, Butina usó la seducción sexual y prácticas engañosas para forjar lazos que le ayudaran a infiltrar organizaciones políticas estadounidenses y juntar información sobre ellas para un funcionario ruso.

Las acusaciones fueron presentadas horas antes de una audiencia en que un juez decidirá si mantiene a Butina en la cárcel o si la deja en libertad.

Debido a sus relaciones con la agencia de espionaje rusa, la fiscalía sostiene que la acusada constituye un “riesgo extremo” de huir de Estados Unidos, donde ha vivido con una visa estudiantil. Aseguran que “el status legal de Butina en Estados Unidos está predicado en una falsedad”.

Videos tomados en días recientes demuestran que Butina tiene planes de irse del país, dijo la fiscalía. El contrato de alquiler de su apartamento caduca este mes y todas sus pertenencias ya estaban empacadas cuando fue arrestada durante el fin de semana. Sus relaciones personales “a excepción de aquellas personas de Estados Unidos que ella intentó explotar y engañar” están en Rusia, dice el expediente.

“El temor de que Butina se dé a la fuga sólo incrementa si se tiene en cuenta sus conexiones con agentes de la inteligencia rusa”, dijo la fiscalía.

Añadió que Butina era considerada una agente encubierta por un funcionario ruso con quien ella estaba en contacto. Señalan mensajes de texto en que el funcionario ruso la compara con Anna Chapman, una mujer rusa que fue acusada de ser espía y arrestada en el 2010, y luego deportada como parte de un canje de prisioneros.

En marzo del 2017, al surgir artículos de prensa sobre Butina, el funcionario ruso escribió: “¿Ya empezaron a pedirte autógrafos? Eres hasta mejor que Anna Chapman. Ella sale en las fotos con pistolas de juguete, pero las tuyas son de verdad”, según el prontuario.

Butina y el funcionario ruso intercambiaron mensajes por Twitter, dice la fiscalía. En uno de ellos, un mes antes de las elecciones presidenciales estadounidenses, Butina escribe que ella entiende que “todo tiene que hacerse calladamente, con mucho cuidado”.

Hablaron nuevamente el 20 de enero del 2017, cuando Butina le envió a ese funcionario una foto de ella cerca del Capitolio en Washington, el día en que Donald Trump fue juramentado como presidente. Según los documentos judiciales, el funcionario ruso contestó: “¡Qué valiente eres! ¿Qué te puedo decir?”. Y ella contesta: “¡Tuve buenos maestros!”
 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1168 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




US mp N Y ab = '0' /internacionales/n328345.htmlCd0NV CAC = Y co = US