Propaganda de la BBC: ¿Por qué quiero un implante de microchip?

microchip

microchip

Credito: Getty

12 de Febrero. ¿Le gustaría que le implanten bajo su piel un microchip de identificación por radiofrecuencia? Si usted es como yo, nunca permitiría que tal cosa se haga. Pero muchos otros, especialmente las generaciones más jóvenes, ven las cosas muy diferente. Implantes de microchips de identificación por radiofrecuencia (RFID por sus siglas en inglés) y otras formas de "tecnología portátil" son cada vez más vistos como algo "chévere", "de moda" y "de vanguardia" por los jóvenes que desean "destacarse" a sí mismos. Y por supuesto los medios de comunicación están totalmente a favor de estos "avances tecnológicos".

Por ejemplo, la cadena BBC acaba de publicar un artículo titulado "¿Por qué quiero un implante de microchip?". Se nos dice que estos implantes podrían resolver toda una serie de problemas sociales. El robo de identidad y fraude con tarjetas de crédito estarían casi eliminados, muchas otras formas de delincuencia se reducirían significativamente, niños nunca se perderían y nosotros no tendríamos que recordar una amplia gama de contraseñas y números PIN, como lo hacemos ahora. Se nos dice que si solo adoptamos este tipo de tecnología nuestra vida sería mucho mejor. Pero, ¿es realmente así?

Mientras que nuestra sociedad se convierte "digitalmente integrada", los tecnólogos nos dicen que es "inevitable" que la tecnología portátil será tan común como son hoy los teléfonos inteligentes. Y el mencionado artículo de la BBC está muy ansioso para que llegue ese día.

Y para algunas personas, ese día ya está aquí. De hecho, en algunas conferencias de tecnología gente realmente hace cola para implantarse un chip.

Según el artículo de la BBC, "Este mes en la conferencia Transhuman Visions en San Francisco, EE. UU., Amal Graafstra (aficionado del microchip) creó un "centro de implantes", que ofrece a los asistentes la oportunidad de implantarse un chip a 50 dólares la hora. Utilizando una aguja diseñada para implantes de mascotas, Graafstra inyectó una chip RFID con recubrimiento de vidrio del tamaño de un grano de arroz a cada voluntario. Al final del día Graafstra había creado 15 nuevos androides".

"Básicamente, los microchips implantados ofrecen una manera de hacer de su cuerpo físico una máquina legible. En la actualidad, no existe un único estándar de comunicarse con las máquinas que sustentan la sociedad (desde paneles de acceso a edificios hasta cajeros automáticos) pero si existe una infinita diversidad de sistemas de identificación: bandas magnéticas, contraseñas, números PIN, preguntas de seguridad y llaves electrónicas. Todo esto son intentos para reducir la brecha entre su identidad digital y su identidad física, y si a usted se les olvida o los pierde, de repente estará desconectado de su cuenta bancaria, su viaje a casa, su prueba de identificación y mucho más. Un chip implantado, en cambio, podría actuar como nuestro identificador de identidad universal para navegar por el mundo regulado por máquinas", indica el artículo de la BBC.

Además, científicos ahora han desarrollado baterías alimentadas por el cuerpo humano que podrían ser utilizadas para suministrar una fuente permanente de energía para tecnología implantable. El siguiente es un breve extracto de un artículo reciente de Kristan Harris titulado "Científicos desarrollan batería alimentada por humanos para chips RFID implantables".

Según el artículos de Harris, "Un grupo de investigadores chinos y estadounidenses han colaborado para crear una diminuta batería implantable que se alimenta de la energía humana. Estos recolectores de energía mecánica delgados y flexibles han sido probados con éxito en vacas. El proceso utiliza lo que se conoce como recolección de energía piezoeléctrica conformal y almacenamiento de los movimientos del corazón, pulmones y diafragma".

"En el futuro, dicen ellos, podría ser utilizada para alimentar una amplia gama de aparatos. ¿Cuánto tardará para que usted cargue su I-phone enchufándolo a su propio cuerpo?", concluye el artículo de Harris.

Por supuesto que los microchips RFID realmente no tiene que ser implantados para ser útiles. De hecho, ya se están utilizando para rastrear alumnos en todo los Estados Unidos, y en el Reino Unido los microchips están siendo utilizados para rastrear a niños a donde quiera que vayan todo el día.

Estamos entrando rápidamente a un futuro distópico en el que será "normal" para la tecnología vigilar nuestros movimientos 24 horas al día. La mayoría de la gente probablemente le dará la bienvenida a este cambio, pero también le abre la puerta a un gobierno opresivo que algún día abusará enormemente de esta tecnología.


Traducción por Ivana Cardinale



Esta nota ha sido leída aproximadamente 15794 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Notas relacionadas