Guerras del agua: Escasez puede destruir a países enteros, advierte informe de EEUU

Cataratas del Iguazú

Cataratas del Iguazú

Credito: web

27 de Marzo.- La Oficina del Director Nacional de Inteligencia de EE. UU. (ODNI por sus siglas en inglés) publicó recientemente un informe titulado Seguridad Global del Agua que indica que los asuntos de abastecimiento de agua en todo el mundo conducirán a la inestabilidad económica, guerras civiles e internacionales y hasta la utilización del agua como arma en las próximas décadas. En el típico estilo choque y temor, el gobierno de Estados Unidos ofrece un panorama desalentador del llamado calentamiento global, escasez de agua y otros problemas de agua como las causas de una gran desestabilización global, que también señala que puede ser mitigado si se toman ciertas medidas para contrarrestarlas.

¿Cuáles son estos pasos? Como se esperaba, involucrar al gobierno de EE. UU. en temas de abastecimiento de agua en todo el mundo se presenta como una solución primaria. Esta medida implica, por supuesto, que modelos de gerencia del agua estadounidenses, los cuales incluyen la manipulación de precios al público en nombre de la conservación del agua, también serán implementados por todo el mundo como los que ejecuta el gobierno para cada vez más inmiscuirse en los asuntos internacionales para servir a sus propios intereses.

“Durante los próximos 10 años, muchos países importantes para Estados Unidos experimentarán problemas de agua — escasez, pobre calidad del agua o inundaciones — que correrán el riesgo de inestabilidad y fracaso del Estado, aumentarán las tensiones regionales, y los distraerá de trabajar con EE. UU. en objetivos políticos estadounidenses importantes”, indica el informe que continúa explicando que tales problemas afectarán a la economía global, y por lo tanto no se puede permitir que prevalezca.

El agua como influencia, el agua como un arma, y el “terrorismo del agua”

El informe específicamente advierte que el agua será utilizada como palanca por algunos países para influir sobre sus vecinos, y hasta como una potencial arma. También advierte del “terrorismo del agua”, una situación donde “extremistas, terroristas y estados villanos que amenazan con daño sustancial” son una amenaza significativa para la infraestructura del agua, particularmente en los años que siguen a los próximos diez años.

Ningún informe del gobierno estaría completo sin hacer referencia al terrorismo, después de todo. Y en este caso, el término ambiguo “extremistas” es colocado también, lo cual es preocupante cuando se consideran los últimos folletos de advertencia del FBI de que las personas que pagan su café con dinero en efectivo, por ejemplo, son potenciales “terroristas”.

Mientras que los problemas de abastecimiento de agua son muy reales, el panorama que pinta el gobierno al respecto no es tan real. Y la vinculación con el terrorismo y los “extremistas” sienta las bases para el control del gobierno de EE.UU. de los recursos vitales, que en este caso representa el apoyo a la vida del mundo: el agua.

La supuesta amenaza terrorista, no importa cuán insignificante o fabricado de plano sea, ha permitido al gobierno de Estados Unidos salirse con la suya, literalmente, en el pasado. Por lo tanto, utilizándola ahora para esencialmente ejercer influencia y control sobre los suministros de agua del mundo – asegúrese de anotar la ironía de esto – no es de extrañar.

Traducción por Ivana Cardinale para Patria Grande



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5900 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Notas relacionadas



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/n201755.htmlCd0NV CAC = Y co = US