Desde hace tres días: Cruz Roja denuncia que Israel impide ayuda humanitaria a palestinos

Dramática escena: Un padre llora ante los cadáveres de sus hijos

Dramática escena: Un padre llora ante los cadáveres de sus hijos

Credito: Reuters

La organización internacional advierte que la situación es grave entre los civiles heridos, al tiempo que los médicos palestinos están exhaustos, pues no se dan abasto para atender tantas emergencias / Sostienen que los suministros de agua, alimentos y medicinas se agotan / Crece el repudio internacional


5 de Ene. 2009.- El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) denunció en Ginebra que las autoridades israelíes impiden desde hace tres días la entrada a la franja de Gaza de un equipo de emergencia de médicos y enfermeras, mientras la situación económica y humana se agrava terriblemente por la ocupación militar.

Los suministros de agua, alimentos y medicinas se agotan, al tiempo que sufren cortes de electricidad y comunicaciones. Pese a esto, ningún convoy tenía previsto entrar este lunes a Gaza a causa de los combates.

La organización internacional subrayó que la ayuda del equipo médico es urgente y necesaria para auxiliar a las enfermeras y médicos palestinos que se encuentran "exhaustos".

A esto se suman las malas condiciones en las que se encuentran los hospitales de la ciudad de Gaza, que estuvieron sin electricidad durante 48 horas y "están a punto de" paralizarse.

La invasión a la franja de Gaza, controlada por Hamas, ocurrió el sábado luego de una semana de bombardeos israelíes por tierra, mar y aire, en el contexto del operativo israelí más sangriento contra el enclave palestino en los últimos 40 años, denominado Plomo Endurecido. Los soldados israelíes lograron ingresar a este territorio camuflados con lentes de visión nocturna en sus cascos y pintura en el rostro.

Las tropas de Israel apoyadas por la artillería, la aviación y la marina avanzaron posiciones en varios sectores del territorio palestino. Varios testigos dieron parte de la presencia en el sector de Netzarim de 50 tanques que transportaban tropas y excavadoras, las cuales cortaron en dos el estratégico eje Salaheddine, la principal carretera norte-sur de la franja de Gaza.

A medida que se acercaban las tropas, la reacción de la población palestina fue la de buscar refugio para protegerse de los combates, y decenas de familias huían en carros o camiones hacia el sur del territorio. Muchos palestinos se dirigían hacia Rafah, en la frontera con Egipto, que de hecho se ha convertido ya en una ciudad fantasma.

Calles vacías y comercios cerrados

En la ciudad de Gaza, sobrevolada por los aviones militares israelíes, los comercios y administraciones permanecieron cerrados. Las calles están prácticamente vacías, con excepción de las filas de espera en las panaderías, en previsión de un asedio prolongado.

Esto permitió al ejército iniciar su ofensiva terrestre, y cerca de una zona comercial de la ciudad de Gaza, cinco miembros de una misma familia murieron cuando el automóvil en el que viajaban fue impactado por el obús de un tanque israelí, que dejó además unos 40 heridos. "Temblamos como nuestros niños", confesó Yehia Anis Husein, tras precisar que "antes de esta ofensiva, era el bloqueo lo que nos mataba".

Los blindados israelíes también bloquearon una carretera importante a la altura de las localidades de Jabaliya y de Beit Lahiya, en el norte de la franja de Gaza, así como cerca de Bureij, en el centro.
Fue precisamente en los sectores de Jabaliya y de Beit Lahiya donde se dieron los combates más violentos entre los soldados israelíes y los guerrilleros palestinos, principalmente de Hamas.

Los enfrentamientos armados entre combatientes de Hamas y soldados israelíes ocurrieron principalmente por la mañana, pero luego la acción fue mayormente de tanques israelíes que atacaron supuestas posiciones de milicianos, así como de combatientes palestinos que dispararon cohetes y morteros.

En Rafah, la aviación israelí destruyó con un misil una casa donde falleció una familia completa integrada por cinco miembros, entre ellos una menor de 14 años. En otro ataque en Jan Yunes, fueron abatidos dos miembros de Hamas.

También en Rafah, las naves destruyeron más túneles que comunicaban con Egipto y que se habían convertido en una de las pocas maneras de avituallamiento para el territorio palestino, sometido desde hace más de dos años al bloqueo de Israel, que asegura eran utilizado para ingresar armas de contrabando.

El ejército israelí dijo que sus aviones también atacaron decenas de objetivos en diversos puntos de la franja de Gaza, entre ellos arsenales de armas y escuadrones de morteros.

El objetivo de la misión Plomo Endurecido, indicaron funcionarios del gobierno israelí, es entre otras cosas tomar el control de los territorios desde donde Hamas y otras organizaciones palestinas lanzan cohetes contra el sur de Israel.

Pese a la ofensiva terrestre, según el ejército israelí, los grupos armados palestinos dispararon 32 cohetes y obuses de mortero hacia Israel, desde el sábado por la noche, e hirieron de levedad a una mujer.

La ofensiva militar israelí iniciada el 27 de diciembre con ataques aéreos empeoró la situación de la población civil ya precaria en la franja de Gaza, territorio de 362 kilómetros cuadrados donde viven 1.5 millones de habitantes, indicó un informe de la oficina de coordinación de las operaciones humanitarias de la Organización de Naciones Unidas.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4431 veces.


La fuente original de este documento es:
Venezolana de Televisión (http://www.vtv.gov.ve)



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Notas relacionadas



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/n126596.htmlCd0NV CAC = Y co = US