(VIDEO) Mercosur rechazó unánimemente por xenófoba la Directiva del Retorno aprobada por la UE

Credito: YVKE Mundial

"Vamos a alzar una voz común" contra la orden europea de mandar a la cárcel y deportar a los indocumentados, dijo la Presidenta chilena, Michelle Bachelet, mientras que el Presidente venezolano instó a conciliar una posible respuesta y llamar a la reflexión a los gobiernos de Europa en relación con el tema de la ley retorno.


Tucumán 1 julio 2008.-Los presidentes reunidos en la Cumbre del Mercosur y estados asociados en la provincia argentina de Tucumán rechazaron este martes por xenófoba la nueva ley inmigratoria europea y condenaron los subsidios agrícolas al considerarlos una causa de la crisis alimentaria mundial. El pronunciamiento lo firmaron los mandatarios de Argentina, Brasil, Uruguay, Paraguay, Venezuela, Chile, Bolivia, con ministros de Ecuador, Colombia, Perú y México, en la capital de una provincia agrícola que fue noticia en el mundo hace cinco años con las muertes de niños por desnutrición.

"Vamos a alzar una voz común" contra la ley de la UE que ordena mandar a la cárcel y deportar a los extranjeros indocumentados, dijo la presidenta chilena, Michelle Bachelet. El presidente de Brasil, Luiz Inacio Lula da Silva, había declarado que "el viento frío de la xenofobia sopla otra vez con las falsas respuestas a los desafíos de la economía y de la sociedad", en una frase anticipatoria del tono del documento en Tucumán, donde en 1816 se declaró la independencia argentina, al calor de las guerras que libraban José de San Martín y Simón Bolívar.

"Es indigna. Es la ley del bochorno, de la ignominia", sostuvo el presidente venezolano Hugo Chávez. El presidente de Bolivia, Evo Morales, dijo que no se descartaba en el futuro la adopción de medidas contra la Directiva de Retorno, a la que empieza a llamarse "Directiva de la vergüenza", como interrumpir negociaciones comerciales entre la Comunidad Andina de Naciones y la UE.

"Hay que respetar los derechos humanos, los derechos de los inmigrantes. Nadie emigra por placer, lo hace por necesidad", dijo el presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez. Con centenares de miles de inmigrantes latinoamericanos en Europa, las duras penas establecidas por la UE cobraron un vigor inusitado con las expresiones de los gobernantes, en una Cumbre en la que se perfilaba hablar con más énfasis del rol de la región para dar seguridad alimentaria a sus pueblos.

La ONU acaba de señalar el peligro de que aumenten de 800 a 860 millones los seres que en el mundo pasan hambre, mientras que Latinoamérica sufre los estragos de la pobreza de casi 200 millones de habitantes, casi el 40 por ciento de la población. Al inagurar las sesiones de la Cumbre, Kirchner advirtió que "hace poco nadie se imaginaba que el problema alimentario se disparara tan rápido, con escenas del medioevo, con gente que muere peleando por un grano de comida, por un pedazo de pan".

Kirchner llamó la atención sobre el alza de los precios del petróleo, rondando los 140 dólares el barril, y de la soja a casi 600 dólares la tonelada, justo cuando su gobierno está en jaque por un conflicto con millares de agricultores contra los aumentos de impuestos. "La timba (casino, especulación) financiera ha pasado a ser ahora la 'timba' de los alimentos. Antes las consecuencias las pagaban las macroeconomías y ahora las pagan gente de carne y hueso", sentenció la mandataria.

Las tensiones alimentarias habían estado vivas antes de la Cumbre en una reunión bilateral de Kirchner con Lula, quien le pidió que Argentina mantenga su ritmo de exportaciones de trigo a Brasil, en torno a las 6.5 millones de toneladas en 2007, reducidas este año a dos millones. Pero al margen de las llamaradas bilaterales, el pronunciamiento de los gobiernos de la región apuntó de nuevo, como en otros foros, a reclamar al mundo industrializado "una reducción sustantiva de las subvenciones (subsidios) a la agricultura y eliminación gradual de las subvenciones a la exportación".

Los subsidios "impactan negativamente sobre la producción agrícola de muchos países en desarrollo y afectan su seguridad alimentaria", dijo la declaración del Mercosur sobre la estancada Ronda de Doha de la Organización Mundial de Comercio (OMC).

El llamado del Presidente Chávez

Chávez instó a conciliar una posible respuesta y llamar a la reflexión a los gobiernos de Europa en relación con el tema de la ley retorno. Asimismo, aseveró que esta reunión del Mercosur no puede dejar de lado este tema.

“No podemos quedarnos callados, ni limitarnos a protestar, sino debemos buscar una posición común. Es necesaria, así como prever acciones, porque la Europa "civilizada" ha abierto o legalizado la barbarie, digna de épocas remotas, de las peores, de cuando la barbarie imperó en el mundo”, recalcó.

El Presidente venezolano señaló que, en todo caso, “pudiéramos hacer una ley de retorno para inversiones, que retornen a Europa”. Sobre este tema, el Jefe de Estado fue enfático al recalcar que hay que llamar a líderes europeos, hay que buscar resonancia entre los intelectuales para tener una respuesta desde la propia Europa al respecto.

Chávez Frías instó a asumir posiciones comunes y muy firmes ante Europa y Estados Unidos, igualmente, “como lo hemos hecho en Venezuela, en defensa de la dignidad de nuestros pueblos”. La Ley de Directiva de Retorno fue aprobada el 18 de junio por el Parlamento Europeo y establece que los inmigrantes ilegales pueden ser retenidos hasta por 18 meses mientras se tramita su repatriación.

Prevé que se les prohíba volver a pisar suelo europeo en un período de hasta cinco años y que los menores no acompañados puedan ser retenidos, repatriados y devueltos a sus países de origen, entre otras medidas.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3816 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Notas relacionadas



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/n116292.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO