La Nominación de Obama en manos de los líderes del partido Demócrata

Los resultados de las recientes primarias en los estados de Indiana y Carolina del Norte confirman, a menos que ocurra algo inesperado o sorprendente, que el senador Barack Obama será el ganador del voto popular y de delegados, con miras a la nominación presidencial por parte del partido demócrata que ocurrirá en la convención nacional en Denver Colorado en Agosto próximo, aunque la nominación la decidan finalmente los súper delegados.

Para obtener la nominación se necesitan, 2,025 delegados, de acuerdo a los análisis de los resultados electorales, Obama continua a la delantera con 1,840.5 delegados, Clinton le sigue muy de cerca con 1,684. En Carolina del Norte Obama gano 94 delegados y Clinton obtuvo 75, con aun 18 delegados para ser adjudicados. . El voto de los delegados es un voto comprometido, es decir deben apoyar al candidato que gano el caucus o la primaria en su distrito electoral.

El senador Obama solo necesita ganar otros 184.5 delegados para llegar a la cifra mágica de 2,025, y aunque aun quedan 217 delegados por definirse en las elecciones de los próximos y últimos seis estados, matemáticamente y a juzgar por lo cerrado de los resultados electorales, es poco probable que Obama logre la cifra mágica, mucho menos que Clinton logre remontar la ventaja, debido a la manera proporcional en que los estados reparten sus delegados, de acuerdo a los resultados por distrito electoral.

Los superdelegados a la convención nacional demócrata al parecer podrían decidir quien será el candidato presidencial del partido. ¿Pero quienes son estos súper delegados? Son lideres del partido demócrata y funcionarios electos a nivel de condado, estado y nacional. Su poder reside en que pueden votar por quienes ellos quieran, independientemente de los resultados en las elecciones primarias y en los caucus estatales. Entre algunos de los súper delegados mas conocidos podríamos mencionar a: la presidenta del congreso Nancy Pelosi, el Senador Ted Kennedy, el ex vicepresidente Al Gore, el gobernador de Nuevo México, Bill Richardson, los ex presidentes Bill Clinton y Jimmy Carter, el Alcalde de Los Ángeles Antonio Villaraigosa.

Hillary Clinton lleva la delantera en súper delegados comprometidos, tiene el apoyo de 270.5 y Obama de 256, pero la ventaja de Clinton era mucho mayor en meses anteriores, y Obama al parecer terminara como líder del voto popular y de delegados a la convención nacional, lo que debería influir en la decisión de los 220 súper delegados que aun continúan indecisos, y de otros 50 que se nombraran en algunas convenciones estatales en los próximos meses.

Clinton ha insistido que los lideres del partido y los súper delegados deberían votar por el candidato mas viable y que garantice la victoria en Noviembre en la elección general, refuerza su caso con el hecho de que ella ha ganado los estados mas grandes y con mayor numero de electores en el colegio electoral, como por ejemplo California, Texas y New York. Por su parte Obama argumenta que los súper delegados deberían apoyar al candidato que termine con el mayor numero de delegados adjudicados en las primarias y caucus, y con el mayor numero de votos populares, tesis que también comparte la presidenta del Congreso Nancy Pelosi, dando un apoyo tácito a Obama, aunque no le dio su endorso total.

A Hillary Clinton el camino a la nominación le ha quedado cuesta arriba, ella necesitaba una victoria clara en Indiana y Carolina del Norte, aunque gano el primero, no fue con el margen y la contundencia necesaria. Y la victoria de Obama en Carolina del Norte le impidió a Clinton voltear el juego a su favor. Obama le supera en delegados comprometidos, en el voto popular, y para la campana en los seis estados restantes también le aventaja en dinero disponible para publicidad, esto a pesar de un mes no muy bueno para el senador, donde la controversia creada por los medios en relación a extractos de los sermones de su ex pastor, Jeremiah Wrigh, en los cuales sugería que el gobierno de los Estados Unidos habría creado el virus del SIDA para infectar a la comunidad afro americana, y que de alguna manera había incitado los ataques terroristas del 11 de Septiembre del 2001, todo esto afecto considerablemente la imagen de Obama, y de alguna manera influencio en muchos votantes de acuerdo a encuestas a boca de urna.

El partido demócrata tiene un panorama complicado a la convención nacional, Clinton no asoma la posibilidad de retirar su candidatura y evitar prolongar la agonía de la derrota, por otra parte las reglas internas permiten que los súper delegados aun la puedan nominar, haciendo caso omiso a los resultados del voto popular y de delegados que claramente indican que las bases demócratas se inclinan por Obama como candidato, cosa que de ocurrir seria un debacle, y caería como un balde de agua fría sobre la legión de seguidores del senador de Illinois. Entre bastidores muchos inician conversaciones y presiones sobre ambos candidatos, a Hillary para que retire su candidatura, y a Obama para que a pesar de los pesares le ofrezca a su rival la candidatura a la vice presidencia. Algo que muchos han pedido al unísono al final de los debates entre los dos candidatos; es prematuro hablar de candidaturas a vicepresidente, aun falta mucho agua que corra por el río, al otro lado en la orilla les aguarda el senador John McCain, virtual nominado del partido Republicano, esperando que el río revuelto sea ganancia de pescadores.

Ricardo Moreno

Presidente de la Asociacion Simon Bolivar de Los Angeles

rvenezolano@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2876 veces.



Ricardo Moreno

Ex-director general del despacho del viceministro para América del Norte de la Cancillería de la República Bolivariana de Venezuela. Ex-presidente de la Asociación Simón Bolívar de Los Ángeles, California, EEUU.

 rvenezolano@yahoo.com      @Rvenezolano

Visite el perfil de Ricardo Moreno para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a56490.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO