Geopolítica Mundial: El despertar ruso

Si algo había quedado claro para la humanidad en este inicio de siglo, era que la guerra por los recursos era la forma más extrema y sanguinaria del intento neoliberal de dominación mundial. Desde el punto de vista militar y armamentístico, los ejércitos del capital o las mal llamadas “coaliciones” de países desarrollados para atacar y despojar de sus riquezas a otros países, lucían su impecable poder de destrucción por las pantallas de las trasnacionales noticiosas. Misiles inteligentes, infrarrojos, laser, bomba de impresionante poder de penetración y destrucción. Las pantallas mostraban como Bagdad, por ejemplo volaba en mil pedazos mientras la aviación“invisible” golpeaba una y otra vez la infraestructura de una capital de un país soberano. Asistimos a la pantomima de las denominadas “ayudas humanitarias”como en Kosovo o Sarajevo, durante la guerra de los Balcanes, que terminaron en un gigantesco genocidio apoyado por las potencias capitalista. Ante esta amenaza los países subdesarrollados y el mundo en general se sentían indefensos.

La denominada “primavera árabe” fue una estrategia diseñada para tomar control político de una zona tal neurálgica a los intereses del sistema y a los de EEUU principalmente. Uno a uno gobiernos que no estaban bajo los estrictos lineamientos de Washington, fueron depuestos en una salvaje orgia de supuesta “democracia y libertad” al mejor estilo norteño. Cabría preguntarle a un iraquí como les va con su versión del “american dream”. O aun libio o a un afgano. Siguiendo la lógica depredadora capitalista al único país que no cedió al chantaje de “las sociedades civiles”. Introdujeron un ejército de mercenarios que ha hecho estragos en Siria. No obstante a esto una facción de los grupos mercenarios creados por el Departamento de Estado, se radicaliza en la prisión de “Abu Gurayb” y logra amalgamar una mala interpretación del islam y se convierte en Isis o el Estado Islámico. La situación es tan compleja que en zonas de Irak, AlQueda y los EEUU han pactado tácitamente en su lucha contra un enemigo en común. Nuevamente se convoca a una “coalición internacional” para tratar el problema, pero esta vez liderada por un presidente de los “states” muy timorato para el puesto de genocida que ostentaron los Bush (padre e hijo) junto al legendario Tony Blair y el prometedor neonazi de Aznar. Obama no tiene es liderazgo que se necesita antes y durante la matanza. Y por ende la coalición fracaso militarmente, no sin antes de dejar una secuela de muerte y destrucción difícil de superar. Pero este fracaso vino a modificar la geopolítica mundial y el balance de poder.

En menos de 15 días hemos visto la efectividad, la modernidad, lo innovador y lo letal del armamento ruso de nueva generación. Más allá de su conocido poder nuclear los rusos han demostrado que tienen y en muchos casos superan las tecnologías de los ejércitos capitalistas occidentales. Tal es el éxito ruso que el miembros de la mayor coalición política en Parlamento iraquí y el Comité de Defensa hayan solicitado al primer ministro sumar más fuerzas, y en particular las fuerzas de Rusia, que se han mostrado eficaces a la hora de destruir las bases del Estado Islámico (EI) en la vecina Siria", afirmó a RT Saad Matlabi, miembro en el Parlamento de Irak, Coalición del Estado de Derecho. Esta acción está siendo saboteada por todos los flancos por los EEUU que no quiere que Rusia se introduzca en Irak. Esto ha traído como consecuencia que Obama y ha decidido mantener sus tropas en Afganistán, entre otras cosas para combatir el empuje ruso. Para muchos analistas los EEUU están en shock ante esta contingencia. La opinión pública mundial también. En una reciente encuesta online el 48.1% de las opiniones coincidían que Las acciones de Rusia mostraron la ineficiencia total de la coalición internacional contra el Estado Islámico. Es la hora de la Rusia de Putin, de mostrar al mundo que contra todo pronóstico de la inteligencia americana el ejército no estaba obsoleto y desfasado, sino todo lo contrario. El comandante Chávez, lo sabía y suscribió una serie de acuerdos de tipo militar y de defensa con Rusia, para lograr la independencia tecnología de nuestra fuerza armada y modernizarla.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1693 veces.



Hugbel Roa

Ministro para Educación Universitaria, Ciencia y Tecnología

 @hugbelpsuv

Visite el perfil de Hugbel Roa para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Hugbel Roa

Hugbel Roa

Más artículos de este autor