Nelson Mandela: comida de prisión para un futuro presidente


En febrero de 2010, el premio Nobel de la Paz y primer presidente negro de Sudáfrica, Nelson Mandela, invitó a su antiguo vigilante de cárcel Christo Brand, a una cena de gala en honor del vigésimo aniversario de su puesta en libertad. El preso y el vigilante allí se hicieron amigos, tal vez, esto fue lo mejor que pudo pasarle estando en la cárcel.

Mandela, uno de los líderes del congreso nacional africano, y jefe del brazo armado, fue arrestado en 1962 y condenado a cadena perpetua. Pasó en la cárcel veintisiete años, la mayoría de los cuales en la isla Robben. Las leyes discriminatorias del apartheid seguían respetándose tras las rejas, los prisioneros negros (entre los que se encontraba Mandela) recibían menos comida que los otros. Por las mañanas recibían gachas sin leche y sin azúcar. Nunca recibían la leche, solo una taza de café, (probablemente de achicoria). A los blancos y a los asiáticos se les daba pan para la cena, pero los negros no recibían ese producto vital, como tampoco mermelada.

En vez del pan, les daban una bebida llamada puzamandla, que era gachas en remojo o migajas de pan mezcladas con agua. Los prisioneros negros recibían menos carne y grasas que el resto de “afortunados” compañeros con diferente color de piel. De esta manera, la lucha de los presos por los alimentos se convertía en una lucha contra el racismo.

En 1982 junto con otros líderes del congreso nacional africano, Mandela fue trasladado a la cárcel de Polsmur. Allí el régimen no era tan severo y los prisioneros podían recibir algo de comida desde afuera. Así, Farida Omar, la esposa del abogado de Mandela, Dull Omar, comenzó a llevarle comida a escondidas. En particular, llevaba a los prisioneros pollo al curry. Dicen que a Mandela le encantaba el curry.

En febrero de 1990, Mandela fue puesto en libertad. La primera noche la pasó en la casa del obispo Desmond Tutu, conocido luchador de los derechos humanos. Encontrándose en libertad, el primer plato que comió Mandela fue pollo al curry con ensalada verde, preparado por la asistente del obispo Lilian Ngoboza. De postre le sirvieron un helado con ron, pasas y crema.

Dentro de cuatro años Mandela fue elegido presidente de la republica de Sudáfrica, cargo que ejerció hasta junio de 1999.

“Yo nací con hambre por la libertad” – escribió Mandela en su autobiografía. “Yo nací libre. Libre de correr por el campo cerca a la cabaña de mi madre, libre de nadar en el rio cristalino de mi aldea, libre de asar el maíz bajo las estrellas. Cuando me di cuenta de que mi libertad era una ilusión, empecé a sentir hambre por ella.

Cuentan que Mandela disfrutaba de los platos tradicionales de la provincia del Cabo del Este, como el amasya, un producto lácteo que se parece a algo entre queso y yogur, preparado en calabazas. En una ocasión, cuando se escondía del gobierno racista en un barrio de blancos, tuvo que dejar su escondite, ya que oyó a dos trabajadores zulúes hablar de que es extraño ver leche en el umbral, dejado para que se agrie, ya que los blancos raras veces toman leche. En 1970, estando en la cárcel de la isla Robben, Mandela escribió a su esposa Vinni: “Como extraño el amasya, espeso y agrio”. Mandela amaba el tradicional plato sudafricano llamado umphokoqo, hecho con granos de maíz que se sirve con leche agria.

Al ser el primer presidente tras el desmantelamiento del régimen del apartheid en Sudáfrica, Mandela se sentó a la mesa junto a sus ex enemigos, lo que sorprendió a muchos. Disfrutaba de koeksisters, buñuelos fritos africanos, visitando la casa de la viuda del ideólogo del apartheid Hen Fervurd. Fue muy significativo recibir una carta de la nieta de Fervurd, para su ochenta y cinco cumpleaños: “Usted me enseñó a amar a todas las razas, a todas las personas con diferente color de piel”.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3536 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a142359.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO