La conducta socialista

También,  se puede denominar conducta solidaria,  humanista, cooperativista, de convivencia.  Cualquiera de esas nomenclaturas;  definen un espíritu de colaboración y respeto al semejante.  Pero sucede que a veces las palabras se dicen y se dicen, de la boca para afuera,  pero son sólo palabras,  no hay una práctica que apoye y confirme el discurso (teoría sin práctica).  Que en la reunión de una organización llamada socialista,  unos cuadros medios (los que están en contacto directo con la base)  no se sea capaz de ¨pensar en el (los)compañero (S) ausente (S). Todo lo contrario,  se denigre y descalifique por no estar en una reunión,  sin siquiera averiguar la razón de su ausencia,  no es precisamente de socialistas.  Cuando se hace la solicitud de proposiciones de nombres de promotores desde los batallones, para  actividades deportivas, lo primero que se escucha son declaraciones y acusaciones gratuitas en contra de los compatriotas o camaradas ausentes,  tratando de marginar a sus respectivos batallones de la participación necesaria;  es símbolo de egoísmo y desunión,  de desprecio al compañero y de avaricia mal sana.  Es el momento de preocuparse y de hacer algo para que la conciencia se active y la solidaridad brote.

    Si en verdad somos revolucionarios y socialistas:  lo primero que debemos hacer es preocuparnos por nuestros compañeros de causa,  reforzarle sus valores, estimularle la conciencia y la  estima solidaria.  Inculcarles el sentimiento de  hermandad y que comprenda lo necesario de la corresponsabilidad y la participación.  Pero para ello debemos ponerlo nosotros mismos en prásctica (ser el ejemplo),  de lo contrario sólo son palabras  vacías y acciones con segundas intenciones.

      El PARTIDO SOCIALISTA UNIDO DE VENEZUELA,  necesita urgentemente, de una inculcación y reforzamiento de valores, que vayan más allá de lo meramente materialistas,  y de lo electoral.  La organización está degenerando en lo que no se quería que fuera: una maquinaria sólo para ganar elecciones.

  Es triste el espectáculo de algunos compatriotas,  que andan empeñados en una carrera contra el tiempo detrás de una postulación para ser elegidos concejales a esta altura.  Tratan de dividir a sus propios batallones,  tan solo por interés personal,  activan en circunscripciones diferentes a sus ámbitos naturales  (batallones),  haciendo el trabajo personal a sus aspiraciones,  descuidando la responsabilidad asumida en su sector.

    ¿Hasta cuando seguimos guiándonos por la vieja practica del interés yoista y ambicioso,  que ante pone todo lo que hacemos en pro de un beneficio particular,  es lógico que las necesidades sean satisfechas y se busque la tranquilidad  de quienes hacen el trabajo político.  Pero sucede que algunos compatriotas, SE UBICAN DE PRIMEROS,  SEGUNDOS Y TERCEROS en todas las aspiraciones u oportunidades, mientras que a quienes tienen mucha necesidad comprobada, y se han reventado el pecho trabajando por la causa - en muchos casos  sin quejarse-  los marginan y los olvidan. Eso no es socialismo,  es simple y vulgar egoísmo.  

  ¿ En verdad queremos construir una sociedad socialista? Entonces los camaradas lideres,  empiecen por dar el ejemplo  No se construye una organización revolucionaria socialista, anteponiendo los intereses grupales y sectarios a los intereses colectivos. ¿Por qué los Camaradas ministros y altos funcionarios, ganan tanto dinero;  como sueldos, gastos de representación, dietas etc.  Mientras tanto el obrero, el medico del pueblo, el maestro de a pie, el profesor abnegado,  ganan sueldos que no cubren lo básico para la subsistencia?.  ¿no fue esa una de las deviaciones mortales de la extinta URSS?

    Seamos socialistas,  vivamos como socialistas, actuemos como socialistas, pensemos como socialistas, demostremos que queremos y creemos en el socialismo.  Formemos y eduquemos a los lideres de las comunidades en los valores del verdadero socialismo ¿Cuánto tiempo más retrasaremos esa necesidad?   ¿o es que hay temor a la educación popular en socialismo revolucionario? ¿Cuánto tiempo más tendremos a nuestras bases populares a la deriva,  con tan solo discursos y reflexiones,  que no pasan del simple clamor o deseos no buscados…  El tiempo se acaba ¿hasta cuando la revolución va a depender de la voluntad del camarada Presidente?  No puede el PSUV, estructurar un plan de envergadura de concientización e ideología,  sin necesidad que el compatriota Hugo lo ordene?.  Por favor seamos creativos, disciplinados, pero creativos.  El propio presidente lo dice:  “tenemos que inventar o errar,  pero hay que accionar (citando al gran Simón Rodríguez)  ¿entonces…?

  Ahh.   La concientización no se genera con foritos y charlas unidireccionales, no.  Se genera con discusión  popular y organizada,  con material de apoyo y con el material propio de la conciencia de las bases.  ¡Acepten el reto!

     javiermonagasmaita@yahoo.es 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4662 veces.



Javier Monagas Maita


Visite el perfil de Javier del Valle Monagas Maita para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Ideología y Socialismo del Siglo XXI


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a70010.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO