Elecciones en Perú: entre un maestro rural y una corrupta

El pueblo peruano se debate entre dos candidatos totalmente contrapuestos en las elecciones que se celebrarán este 6 de junio en la segunda vuelta, luego que en la primera vuelta quedaran seleccionados Pedro Castillo Terrones con el 19% de los votos, en tanto que Keiko Fujimori obtuviera el 13%. En números, ello significa que por Castillo votaran 2.724.752 personas, mientras que por Fujimori lo hicieran 1.930.762. Recordemos que en Perú El presidente y vicepresidentes de la República son elegidos por sufragio directo y en distrito electoral único. En el caso de que ningún candidato presidencial alcance más del 50% de los votos válidamente emitidos, se realizará una segunda ronda electoral.

Ahora, los peruanos acudirán, en medio de una campaña signada por los intentos de descalificación contra Pedro Castillo, un maestro rural y dirigente sindical magisterial proveniente del Perú profundo, de las entrañas del pueblo mismo, cuyas consignas son "¡No más pobres en un país rico!" y "Palabra de maestro" y teniendo como símbolos un lápiz, y un sombrero ratificando su vocación de maestro y su raigambre campestre. Castillo ha insurgido contra la política tradicional peruana, puesto que no tiene compromisos con quienes han gobernado el país, ni con la oligarquía de la nación, sino que desde el campo, desde las áreas rurales viene haciendo planteamientos a favor de su pueblo y por supuesto, ello le ha generado tremendas contradicciones con los factores de poder fácticos del Perú que le han generado una campaña mediática lindante en el fascismo al calificarlo de comunista, populista, demagogo, terrorista, etc

Como se lee en el siguiente análisis: "La oligarquía le teme al campesino Castillo, no sólo porque, ahora, se proclama en las urnas como sujeto sociopolítico, decidido a gobernar un país quebrado moral e intelectualmente, sino porque este "diabólico" campesino se acerca a raudos al Palacio presidencial lápiz en mano para gobernar un Estado pensado y organizado por y para criollos colonizados.

Un campesino, lápiz en mano, viene a gobernar al Perú criollo. Esto es una derrota mental e intelectual para la oligarquía y sus acriollados limeños. Un ignorante campesino, un nadie, le viene a educar lápiz en mano. ¿Acaso la limeñidad y sus patrones no basaban su superioridad en su proyecto de civilizar al Perú profundo? ¿Cómo es que ahora, un incivilizado, un indeseado desde Los Andes, avanza proclamando civilizar y modernizar al país? Esto les duele hasta en el tuétano a los oligarcas y a sus siervos culturales". https://www.resumenlatinoamericano.org/2021/04/29/peru-un-pais-que-le-teme-a-un-campesino-con-lapiz/

Perú. Un país que le teme a un campesino con lápiz – Resumen Latinoamericano

Por otra parte, se encuentra Keiko Fujimori, hija del expresidente Alberto Fujimori, quien fue condenado en 2009 a 25 años de prisión tras determinarse que fue autor mediato de homicidio calificado con alevosía, lesiones graves y secuestro agravado en las matanzas de Barrios Altos, La Cantuta y los secuestros del periodista Gustavo Gorriti y el empresario Samuel Dyer Ampudia. También por: 1. Usurpación de funciones. La primera sentencia se dictó el 11 de diciembre del 2007. La Sala Penal determinó que Fujimori ordenó a un militar suplantar a un fiscal para allanar ilegalmente la casa de Trinidad Becerra, esposa de Montesinos. Fue condenado a 6 años de prisión. 2. Homicidio calificado con alevosía y secuestro. El 7 de abril del 2009 se dictó la segunda sentencia y se le impuso 25 años de prisión por las matanzas de Barrios Altos y La Cantuta. También se le condenó por los secuestros del periodista Gustavo Gorriti y del empresario Samuel Dyer tras el autogolpe de Estado de 1992.3. Peculado y falsedad ideológica. Fujimori reconoció haber entregado 15 millones de dólares del Estado peruano a su exasesor Vladimiro Montesinos. La Sala le impuso 7 años y 6 meses de cárcel, también en el 2009. 4. Delitos de corrupción y espionaje. Ese mismo año recibió su cuarta sentencia de seis años por el espionaje telefónico a periodistas y políticos, el pago a congresistas tránsfugas, y por la compra de Cable Canal de Noticias y la línea editorial del diario Expreso. También se le encontró culpable del delito contra la Libertad – violación del Secreto de las Comunicaciones – intervención telefónica (caso Interceptación Telefónica). Fue condenado a 6 años de cárcel. https://rpp.pe/politica/judiciales/video-por-que-alberto-fujimori-fue-condenado-a-25-anos-de-prision-noticia-955392?ref=rpp

También por: 1. Usurpación de funciones. La primera sentencia se dictó el 11 de diciembre del 2007. La Sala Penal determinó que Fujimori ordenó a un militar suplantar a un fiscal para allanar ilegalmente la casa de Trinidad Becerra, esposa de Montesinos. Fue condenado a 6 años de prisión. 2. Homicidio calificado con alevosía y secuestro. El 7 de abril del 2009 se dictó la segunda sentencia y se le impuso 25 años de prisión por las matanzas de Barrios Altos y La Cantuta. También se le condenó por los secuestros del periodista Gustavo Gorriti y del empresario Samuel Dyer tras el autogolpe de Estado de 1992.3. Peculado y falsedad ideológica. Fujimori reconoció haber entregado 15 millones de dólares del Estado peruano a su exasesor Vladimiro Montesinos. La Sala le impuso 7 años y 6 meses de cárcel, también en el 2009. 4. Delitos de corrupción y espionaje. Ese mismo año recibió su cuarta sentencia de seis años por el espionaje telefónico a periodistas y políticos, el pago a congresistas tránsfugas, y por la compra de Cable Canal de Noticias y la línea editorial del diario Expreso. También se le encontró culpable del delito contra la Libertad – violación del Secreto de las Comunicaciones – intervención telefónica (caso Interceptación Telefónica). Fue condenado a 6 años de cárcel. https://rpp.pe/politica/judiciales/video-por-que-alberto-fujimori-fue-condenado-a-25-anos-de-prision-noticia-955392?ref=rpp

Este es el padre de la candidata Keiko. Sin embargo, ella misma ha estado incursa en varios delitos, y ha estado detenida en 3 oportunidades, sólo que las influencias políticas la han hecho eludir la justicia. En estos momentos enfrenta nuevas acusaciones cuando la Fiscalía Anticorrupción pidió 30 años de prisión para la candidata presidencial Keiko Fujimori y otras 40 personas, acusadas de lavado de activos procedentes, entre otros, de la constructora brasileña Odebrecht, para financiar las campañas políticas de su partido, Fuerza https://f.rpp-noticias.io/2018/10/03/687728las-sentencias-de-fujimoripng.pngPopular. "Pedimos 30 años por los delitos de delincuencia organizada, lavado de activos, obstrucción a la Justicia, fraude en procedimientos administrativos y falso testimonio", anunció el fiscal peruano, añadiendo que también reclaman el impedimento de salida del país "y otras restricciones" para la política y empresaria peruana por crímenes relacionados con presunto lavado de dinero de la constructora brasileña Odebrecht.

El documento de la investigación con más de 15.000 páginas fue presentado este jueves ante el juez Víctor Zúñiga Urday, encargado de realizar el control de la acusación y decidir si se inicia un juicio oral, algo que podría durar meses. El fiscal Pérez indicó que espera que "sea lo más pronto posible", pero que es competencia del Poder Judicial y aseguró que "(el juicio) va a depender de su carga para que puedan programar las audiencias del caso Keiko Fujimori". https://www.france24.com/es/am%C3%A9rica-latina/20210312-per%C3%BA-keiko-fujimori-lavado-dinero

Keiko Fujimori es trasladada a una prisión de Lima | La Prensa Panamá

A pesar de estas terribles acusaciones y antecedentes, Keiko Fujimori ha usado el poder que ha heredado de su padre y las influencias que aún maneja en sectores políticos, judiciales y empresariales para mantenerse e la impunidad y presentarse a las elecciones que hoy mantienen en vilo a la sociedad peruana y latinoamericana, también al imperio gringo que está en ascuas entre tener a un residente díscolo como se aprecia a Pedro Castillo o a alguien con graves antecedentes de corrupción y que incluso podría ser condenada a decenas de años de prisión aun siendo electa Presidenta.

Así que le corresponde al pueblo peruano decidir a quién tendrán como presidente en los próximos años, si al honesto maestro rural Pedro Castillo, representante de un pueblo oprimido por siglos o a Keiko Fujimori, la representante de la corrupción, de sectores empresariales y de la vieja política corrupta tradicional.

Es de resaltar que Perú tiene la deleznable cifra de 8 expresidentes acusados o condenados por graves hechos de corrupción como son: Alberto Fujimori (1990-2000), Valentín Paniagua (2000-2001), Alejandro Toledo (2001-2006), Alan García (1985-1990/2006-2011), Ollanta Humala (2011-2016), Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018), Martín Vizcarra (2018-2020) y Manuel Merino (10-15 de noviembre 2020). https://expansion.mx/mundo/2020/11/15/8-ex-presidentes-peru-acusados-corrupcion

De todas maneras, Perú seguirá siendo sacudida por los vaivenes de la política y el conflicto, puesto que gane quien gane, los litigios judiciales continuarán afectando al poder ejecutivo, mientras el pueblo hará uso de su capacidad de movilización para lograr mejores condiciones de vida, afectadas por políticas neoliberales capitalistas y el manejo irresponsable de la pandemia en dicha nación que ya contabiliza 1 millón 890 mil infectados y 66 mil 741 muertes por la COVID-19, hasta la fecha.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 728 veces.



Cécil Gerardo Pérez


Visite el perfil de Cécil Gerardo Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: