Venezuela… un país con gente que odian a Maduro, pero aman sus bonos

"Si te odio, es porque hay algo en ti que me refleja lo que en el fondo soy. Si llego a parecerme por tanto odio, significa que puedo llegar a amarte" I.M.

¿Cuándo el ser humano odia? Cuando alguien le hace daño personalmente, eso en la psiquiatría no se discute ¿Y porque se odia a alguien si no ha hecho daño personalmente? Eso solo es posible o se logra, si otros han hecho durante un determinado tiempo, un trabajo psicológico, contra lo moral, lo anímico, espiritual o psíquico, con especialistas para lograrlo. Así han contribuido los medios de comunicación con la sociedad venezolana desde hace dos décadas

Aclaratoria: este artículo está dedicado a los hombres y mujeres que por alguna razón o causa, no son adeptas y odian al líder de este proceso, el presidente Nicolás Maduro. Esta historia, ya es conocida.

Hay otra historia conocida o a lo mejor desconocida para esas personas, que cae como anillo al dedo para este artículo, la del escritor uruguayo Eduardo Galeano, que aparece en su libro "Patas arriba. La escuela del mundo al revés". Galeano nos demuestra a partir del prólogo, esa verdad inobjetable de cómo estamos hoy día, en este mundo, cuando nos dice que si Alicia, la del país de las maravillas –como Venezuela- "naciera en esta época, no tendría necesidad de atravesar ningún espejo, le bastaría con asomarse por la ventana y vería el mundo tal cual es, con la izquierda a la derecha, el ombligo en la espalda y la cabeza en los pies. Recomiendo leer este extraordinario material de su libro

A diario, salgo de pasajero con el pretexto de no manejar por diversas razones. Y una de ellas, es que puedo escuchar constantemente a la gente sus diversas opiniones que me permiten tomar puntos para mis artículos. Uno de esos puntos es la bendita costumbre de la gente de quejarse contra Maduro. Quejas que uno no sabe si reírse, intervenir o simplemente dejarlos que sufran por su inopia humana. Quejas tan inverosímiles como absurdas. Quejas a veces irracionales o inadmisibles como que Maduro es un burro por como tiene el país de las maravillas, ignorando de donde y de quienes proceden realmente las historias de las crisis de la humanidad y de algunos paises donde la nuestra. Que Maduro es un dictador y por eso no puedo pasar la frontera en esta crisis humanitaria que tiene mi país. Que Maduro ha violado la CRBV porque no quiere dolarizar el país para que no suframos más por el Dólar Today. Que Maduro esto. Que Maduro aquello. Que Maduro ya va a caer –está cayendo desde hace 5 años-. Que ya no aguanto más a Maduro porque es un obrero, no es un profesional para dirigir el país. Que el perro se me murió por culpa de Maduro por no poder comprar el Dog Chow. Que la guacharaca no canta por las cadenas de Maduro –entonces que vean el Cantar de gallos a primera hora por VTV-. Que odio a Maduro y no sé por qué, pero quiero que se vaya de una vez. Pienso que en el fondo, estas personas, estos seres humanos, aman tanto como el presidente Maduro, pero se les olvida porque sufren de una amnesia temporal conveniente

Pero se olvidan lo inmoral, lo impúdico de este odio, y es que much@s han tenido y tienen la oportunidad de demostrarlo cuando el presidente Maduro decide dar un beneficio, porque cada quien tiene el control de cual decisión tomar, y una de ellas es cuando informa que va a dar un bono cualquiera como el de navidad, carnaval, semana santa, independencia, obrero, otros, y muchas de esas personas inmediatamente salen corriendo a escanear su carnet ¿Pero no odian a Maduro? Pero si en la página www.patria.org.ve está la opción Perfil, Configurar la imagen de seguridad y luego donde dice Protección social: Recibir Puede manifestar su interés de no recibir beneficios de protección social y que estos sean destinados a otra persona. Para ello debe configurar esta opción a "No Recibir". Al hacerlo todos los beneficios periódicos serán detenidos y los bonos sin aceptar reasignados para no aceptar ningún beneficio o bono del presidente que odian. Esta es decisión de cada quien, es libre albedrio, nadie que odie a Maduro –o a otra persona- está bajo ninguna excusa, bajo ningún argumento, bajo ninguna presión aceptar algún beneficio. Ese es un derecho de vida inalienable que tiene cada ser humano y en esta página se tiene esa oportunidad de rechazar cualquier ayuda del presidente Maduro, la información queda entre cada uno de nosotros y el gobierno/estado. Estas son políticas de protección social que brinda el odiado de Maduro a tod@s los ciudadan@s por igual, sin distingo de clase, estrato, color, credo, eso es un legado de Chávez, pero la disposición de aceptar o rechazar es de cada uno. Así que nadie que se jacte de decir en la calle, en los autobuses, en las colas esta obligad@ a aceptar esos beneficios, odiar tanto a Maduro y amar los beneficios y misiones que este régimen tiene, Debemos ser cónsonos con lo que se manifiesta a los cuatro vientos contra la humanidad de Maduro. Eso es absurdo con toda absurdeza

Dice un refrán que cada cabeza es un mundo ¿Verdad que el mundo de mucha gente no se entiende? ¿Será que lo tienen al revés y por eso no lo vemos ni entendemos? Pienso que en el fondo, estas personas, estos seres humanos, aman tanto como el presidente Maduro, pero se les olvida porque sufren de una amnesia temporal conveniente

¡Otro país es posible! Mucho depende de mi

Nuestro legado… también es sagrado



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3049 veces.



Iván Méndez


Visite el perfil de Iván Méndez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Iván Méndez

Iván Méndez

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Ideología y Socialismo del Siglo XXI


Revise artículos similares en la sección:
Economía



US mp N Y ab = '0' /ideologia/a262708.htmlCd0NV CAC = Y co = US