¿Por qué Trump ladró e “impuso” a sus amigos de la OPEP rebajar los precios del crudo?

Hay una expresión popular venezolana, hasta usada en la literatura, según la cual "la vida es como un cuero seco", se le pisa por una punta y se levanta por otra.

Los precios del petróleo han venido subiendo paulatinamente. Hoy viernes 21-09-18, el venezolano amaneció en más de 70 dólares, un nivel no alcanzado desde hace mucho tiempo. Circunstancia, por cierto, hablando de cuero seco, que no le permite a Maduro seguir usando el argumento de los precios del petróleo para justificar lo que ahora padecemos. Lo que no quiere decir que nosotros desconozcamos los efectos de las medidas o sanciones que el gobierno de EEUU aplica contra Venezuela. Porque debe quedar claro a quien esto lea, que más que a Maduro, dañan a los venezolanos. Yo veo hoy a Maduro como más aceptado por la multitud y en buena medida, eso en parte, ha resultado del espíritu profundamente nacionalista, bolivariano y antiimperialista que anida en el venezolano. También, una inmensa cantidad de nacionales, por su formación intelectual, saben que peor que Maduro sería una intromisión militar estadounidense en nuestros asuntos. Esa multitud sabe a ciencia cierta a qué vendrían, desde desatar los más bajos instintos hasta desmembrar el país y crear las condiciones para robarnos nuestras riquezas. Es elemental que a nada bueno vendrían. ¿Puede alguien señalar algún punto del mundo donde de esas intervenciones hayan dejado algo positivo y generoso?

No, puede, porque no existe esa posibilidad. Y esa legión de venezolanos por distintos medios deja sentada su opinión y mensaje. Las encuestas ponen en evidencia esto que decimos. Además, el propio Trump ha admitido que las intervenciones militares de USA en Afganistán e Irak fueron sendos disparates.

Esos payasos que se abrogan el derecho a solicitar en nombre de los venezolanos se nos invada, para empezar no viven en el país y tienen sueños si no macabros, por lo menos ilusos de creer que los invasores vendrían a resolvernos los problemas, como destituir a Maduro, poner la casa en orden y marcharse tan pronto como vinieron.

Pero volviendo al asunto del petróleo y al cuero seco, hemos observado como Trump ha reaccionado con indecencia y violencia exigiendo a los países de la OPEP, particularmente a los del "oriente medio", a comportarse de manera que produzcan para ya una disminución de los precios del hidrocarburo que están afectando a la complicada economía de EEUU. Sus sanciones, en el caso venezolano, han impedido al gobierno tomar medidas urgentes ante la persistente caída de la producción, determinada por factores de distinta índole que vienen del pasado; los descuidos, desidia e impericia de quienes gobiernan y han manejado el área petrolera. Y esta disminución de nuestra producción, de cuya culpa no está exento Rafael Ramírez, tanto como Maduro y por lo que ya hemos dicho hasta Trump, como probaremos más adelante, ha contribuido al alza de los precios de los hidrocarburos.

El señor Trump, sin duda, agobiado por la crisis interna, cuya mayor prueba son las sanciones por vía arancelaria que viene aplicando a Rusia, China y hasta a sus aliados de la OTAN, también en el mismo sentido que a Venezuela intenta cercar y bloquear a Irán. Según un juicio de una agencia informativa que aparece inserto en el diario La Jornada de México, de hoy 21-09-18, "La producción iraní se encuentra en sus peores niveles desde julio de 2016 a causa de las sanciones que volvió a imponer Washington al régimen."

Es decir, las sanciones de Trump, se han estado devolviendo contra EEUU y particularmente su economía, por la vía de los aumentos de precios que provoca al sancionar a países productores.

Pero también, intentando aplicar el proteccionismo a favor de ciertas áreas de la economía interna, ante las respuestas de los países afectados que, como ya dijimos no sólo es China y países de Europa, levantó sin darse cuenta el cuero seco por la otra punta. Los aumentos de aranceles a los productos importados que son en enorme cantidad, tanto que hay regiones que casi viven de sus relaciones de intercambio con China, están provocando estragos en sectores que no está interesado en proteger y con esto del aumento de los precios del petróleo el asunto se le agrava.

Esa es la razón por la cual ha salido de manera casi desaforada a amenazar a los países de la OPEP, sobre todo a aquellos que llama sus protegidos, para produzcan ya una rebaja de los precios, que vendría mediante un acuerdo de aumentar la producción que está estimado en 500 mil barriles diarios.

Pero el asunto no termina aquí. Según estimaciones de meses anteriores, cuando el cuadro no parecía tan complicado para Trump y no se había evidenciado su marcado retroceso en las encuestas, se consideraba que en las próximas elecciones legislativas de noviembre, su partido el Republicano pudiera perder con los Demócratas –lo que no vale la pena mencionar porque sólo esos dos hay en la gran democracia estadounidense -. Eso significa que Trump pudiera perder el control del congreso.

Y lo que ahora sucede en la economía por sus medidas "proteccionistas" pudiera estar influyendo en la tendencia electoral. Por eso ha salido desde ya en campaña y como el bravucón que es acusa a los demócratas y a la señora Clinton, bastante conocida por sus ambiciones guerreristas, de "socialista" por hacer oposición a aquellas medidas. Tanto es su desespero que ha metido a Venezuela en medio del debate interno diciendo no estar "dispuesto que a EEUU la conviertan" como lo que es ahora nuestro país. Algo así como quien ejerció de jefa del Departamento de Estado bajo el gobierno de Obama y metió a su país en frecuentes guerras y agresiones, se haya pasado al socialismo y pudiera resultar una copia de Maduro.

Quienes han hecho de todo y seguirán haciendo para aplicarnos a nosotros el AlCA, que no es más que un plan que exige "el libre cambio", en un ejercicio donde sólo ellos gozarían de libertad para explotarnos y empobrecernos más, frente a países de gran poder económico, intentan aplicar lo contrario mediante restricciones arancelarias. Esto es sumamente coherente con las amenazas de Trump a "sus amigos", del medio oriente, a quienes pudiera dejar desprotegidos, quizás de los terroristas que EEUU suele movilizar, si no bajan de inmediato los precios del petróleo, lo que significaría cubrir las cuotas correspondientes a Venezuela e Irán, insuficiencia en la cual tiene responsabilidad.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2041 veces.



Eligio Damas

Militante de la izquierda de toda la vida. Nunca ha sido candidato a nada y menos ser llevado a tribunal alguno. Libre para opinar, sin tapaojos ni ataduras. Maestro de escuela de los de abajo.

 damas.eligio@gmail.com

Visite el perfil de Eligio Damas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eligio Damas

Eligio Damas

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /energia/a269598.htmlCd0NV CAC = Y co = US