Aprobado en el Encuentro Venezolano de Universitarios Bolivarianos, Caracas 5-12- 2015

Manifiesto por una Nueva Universidad

9 de noviembre de 2015.-

El pasado jueves 5 de noviembre se llevo a cabo una jornada de discusión del "Encuentro Venezolano de Universitarios Bolivarianos" en la sala Frida Kahlo del CELARG en Caracas. Durante esta jornada de reflexión participaron profesores y estudiantes de varias casas de estudio a nivel nacional. El debate se inicio con una rueda de prensa donde se plantearon los puntos de discusión y la voluntad de seguir abriendo un espacio para todos aquellos universitarios socialistas y bolivarianos que deseen sumarse para luchar por la universidad que necesitamos.

Ver: http://www.aporrea.org/educacion/n280707.html

El Encuentro arrojó el siguiente documento:

MANIFIESTO POR UNA NUEVA UNIVERSIDAD

Frente Universitario Socialista Bolivariano

Aprobado en el Encuentro Venezolano de Universitarios Bolivarianos, Caracas, 5 de noviembre de 2015

(Para suscribir este documento enviar correo a: frenteuniversitariosocialistab@gmail.com)

Los abajo firmantes, integrantes de colectivos de trabajadores y trabajadoras, estudiantes, egresados y egresadas, y movimientos sociales de distintas universidades públicas de Venezuela, todas y todos socialistas bolivarianos, nos reunimos en Caracas para compartir los análisis y las perspectivas sobre la actual situación universitaria. Buscamos aportar alternativas para la acción que nos permitan de inmediato abordar la coyuntura política ante el proceso electoral parlamentario, y que conduzcan, a mediano plazo, a definir un nuevo modelo de universidad desde donde impulsar una praxis transformadora en cada una de nuestras instituciones, pues entendemos que la construcción del socialismo en Venezuela sólo será posible si se desarrolla simultáneamente una revolución cultural que tenga al sistema educativo en general y a la educación universitaria en particular como uno de sus puntales principales.

1)Estamos en una coyuntura electoral decisoria en la historia de la construcción del modelo socialista venezolano

El proceso electoral del 6-D ocurre en una compleja situación política y económica. Los trabajadores y trabajadoras, el pueblo en general, están viviendo una decidida obstaculización para el acceso de los alimentos, acompañada por una espiral galopante de inflación y especulación que golpea el bolsillo de los asalariados y las asalariadas, y el ingreso de los hogares venezolanos, un escenario trabajado para desmoralizar e inducir al pueblo a un voto contrario al proceso socialista. Una Asamblea Nacional con mayoría parlamentaria de la derecha puede disolver y recomponer (desde sus intereses mezquinos) los poderes públicos claves, tales como el Tribunal Supremo de Justicia y el Consejo Nacional Electoral. Esto para promover una reforma constitucional que luego facilite la convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente. Todo esto tendrá el firme propósito de desmontar las conquistas sociales consagradas en logros como La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, la Ley Orgánica del Trabajo, los Trabajadores y Trabajadoras, el sistema público de salud, La Ley Orgánica de Educación (LOE) y los esfuerzos por mejorar la educación pública, bloquear la aprobación del presupuesto nacional y promover un referendo revocatorio presidencial, entre muchas acciones desestabilizadoras. Una hoja de ruta así colocará sobre la mesa un plan de contrarreformas neoliberales. Ante este contrataque del capital y por la defensa de las conquistas populares, proponemos ¡ni un solo voto para la derecha proimperialista!. Llamamos a movilizarnos este 6 de diciembre y a votar por los diputados que garanticen la aplicación de un programa legislativo a favor de los trabajadores y trabajadoras y el poder popular; así como también exhortamos a acompañar los procesos de escrutinio y a la vigilancia de los medios de comunicación interesados en subvertir el orden constitucional vigente.

Como parte de esta estrategia saboteadora continua de la derecha, el paro convocada por la Federación de Asociaciones de Profesores Universitarios de Venezuela (FAPUV) mantiene paralizada la docencia en diez universidades públicas nacionales afectando a más de 300 mil estudiante y 50 mil trabajadores y trabajadoras universitarios. El conflicto se funda en una clara intencionalidad política que busca agriar el escenario electoral de diciembre en este sector estudiantil y trabajador. Desde el 2013 hasta la fecha, se han perdido la mitad de los períodos académicos, todos por conflictos espoleados por la FAPUV, con el apoyo de las autoridades universitarias y por la oposición venezolana, siempre con la intencionalidad de contribuir a la desestabilización política del país.

Acompañando la preocupación de las familias venezolanas que ven como pierden sus esfuerzos en pro de la formación de sus hijos, rechazamos, de manera categórica, la paralización de actividades académicas promovida por la FAPUV en estas diez casas de estudio. El eufemismo de «no reincorporación a clases» va más allá de afectar solo al sector estudiantil por que alcanza todas las funciones esenciales del sector universitario (investigación, docencia y extensión), el paro impacta negativamente en el estudiantado y en el desarrollo del conocimiento. En una situación económica difícil que atraviesa Venezuela, las universidades venezolanas deben abrirse al debate sobre los procesos críticos de su propia esencia interna, deben buscar las maneras de contribuir al crecimiento de nuestro aparato productivo y determinar las múltiples facetas en que las facultades y escuelas pueden aportar al cumplimiento del Plan de la Patria. La paralización de actividades académicas corta cualquier posibilidad de acción crítica y transformadora dentro de las universidades y coarta su vinculación con el resto del país. Por ello, llamamos a la comunidad universitaria, a sus estudiantes, profesores y profesoras, a los trabajadores y las trabajadoras administrativos, a los obreros y obreras, a mantener activa la vida académica de la institución, a activar múltiples mecanismos legales para lograr el reinicio de las actividades docentes y a presionar con su presencia en las aulas, laboratorios, bibliotecas y espacios universitarios, rescatando a estas universidades para sus verdaderos propósitos al servicio del pueblo venezolano.

2) Hay que construir un nuevo modelo de universidad y enfrentar el "apagón pedagógico global"

Todas las universidades venezolanas, tanto las diez instituciones públicas controladas por la derecha, como las universidades privadas, las experimentales y las nuevas universidades creadas por la revolución, requieren de una revolución interna, en el marco de una reflexión general sobre la educación liberadora y la pedagogía crítica. Como universitarios y universitarias comprometidos con los intereses de la nación y del pueblo trabajador, entendemos que nuestra labor está orientada, principalmente, a facilitar las funciones sociales fundamentales de formación, creación intelectual e interacción con las comunidades establecidas por la LOE (art. 34), en atención al Plan de la Patria. La labor universitaria debe apuntar a la búsqueda de la soberanía científica y tecnológica y el pleno desarrollo humano. Mediante la elaboración y debate de una nueva Ley de Universidades, es imperativo avanzar hacia una profunda transformación de las universidades venezolanas si queremos que ellas contribuyan de manera decisiva al proceso de construcción de una sociedad soberana, emancipada, democrática, realmente plural, justa y socialista. En ese norte comprometemos nuestro esfuerzo.

Los universitarios revolucionarios de todo el mundo tenemos la tarea de combatir el giro economicista hacia donde marcha la UNESCO; manifestado ahora abiertamente luego del Foro Mundial de Educación realizado en Incheon, Korea (26-05-2015). Observamos el riesgo que contiene para la perspectiva humanista e integral de la educación, el renovado protagonismo de los llamados «aliados» o «socios mayores», expresados en instancias financieras y económicas globales. Estas instancias se consideran, a sí mismas, habilitadas para dirigir la agenda educativa planetaria. No es casualidad, por ejemplo, que «la pedagogía de las competencias» se haya convertido en un proceso de homogeneización impulsado por organismos financieros como el Banco Mundial, al cual se impone en todos los sistemas educativos de los países como la panacea pedagógica. A ese proceso se le une toda la batería de medidas neoliberales que han empobrecido a la clase trabajadora, incluida la desregulación laboral que ha llevado al empleo precario y a los bajos salarios. Del mismo modo, también observamos la poca participación de maestros, profesores e investigadores en los encuentros educativos mundiales organizados por UNESCO como el Foro Mundial de Educación. Por eso nos planteamos la necesidad de trabajar, de manera renovada, para garantizar el derecho humano a la educación para todos, por una educación pública, gratuita y de calidad; así como la recuperación de una educación que esté guiada por las ciencias pedagógicas humanistas y no por las lógicas del mercado.

3) La situación de diez universidades públicas

Un número importante de universidades públicas venezolanas (LUZ, UDO, USB, UPEL, UC, UNEXPO, UCLA, UCV, ULA, UNET), administradas por la más recalcitrante derecha conservadora, padecen una serie de situaciones irregulares, que el 03-11-2015 ha caracterizado justamente nuestra Asamblea Nacional, entre las cuales podemos destacar:

a. No existe deficiencia presupuestaria en las universidades públicas. Año tras año, la Oficina de Planificación del Sector Universitario (OPSU) ha cumplido con otorgar (mediante presupuesto ordinario y créditos adicionales) cifras cercanas al 100 % del presupuesto originalmente solicitado por cada institución. Sin embargo, el discurso de las autoridades rectorales (vencidas en sus períodos), se ha afincado en una supuesta asfixia presupuestaria generada por la asignación financiera «deficitaria» del gobierno bolivariano. Esta reiterada desinformación acompañada por los medios de difusión de contenidos y el hecho de no haber difundido adecuadamente este fiel cumplimiento presupuestario por parte del gobierno bolivariano, ha permitido que la manipulación derechista termine siendo percibida dentro de las universidades y por la comunidad nacional como una verdad absoluta.

b. Secuestro de estas universidades por una burocracia conservadora y por mafias delictivas. El ejercicio de la autonomía ha sido sacado de su ámbito académico, científico y organizacional para instalarlo en la generación de procesos de insubordinación a la ley, a los reglamentos internos, a las instituciones del país, apoyando salidas inconstitucionales y violentas en contra del gobierno democráticamente electo por la mayoría en Venezuela. También se ha entendido la autonomía como medio para obtener beneficios grupales y cupulares que pervierten los fines de la institución, y se invoca la autonomía para hacer oscuros los procesos de administración universitaria. Estas diez universidades conservadoras olvidan que la autonomía ha sido reivindicada constitucionalmente para ser útil a la sociedad y la humanidad toda. Sin embargo, solo apelan a ella para librarse de responsabilidades, para ocultar acciones reñidas con la justicia social, para huir a la contraloría de la sociedad venezolana o para proteger mafias internas que ensucian la vida académica en general. El reciente asesinato del estudiante Eleazar Hernández dentro de la Universidad del Zulia ejemplifica las consecuencias nefastas que ha traído sobre la vida académica el crecimiento de mafias pseudoestudiantiles institucionalizadas, que han venido ocupando numerosos espacios dentro de las casas de estudio, sin que las reiteradas denuncias de su podredumbre y violencia hayan conducido a que los organismos competentes externos actúen para restablecer el orden. Peor aún, sin que las autoridades universitarias mismas generen acciones administrativas severas con las que se garantice la paz, la convivencia y el desenvolvimiento de la academia dentro de las universidades. Debe cesar ya la impunidad de las mafias que coaccionan y restringen todo el desempeño de la vida universitaria y que se apropian, delictualmente, de gran parte del presupuesto asignado a nuestras universidades.

c. Crisis de legalidad y legitimidad de las autoridades rectorales. Los Consejos Universitarios han incumplido los mandatos que tanto la LOE en su artículo 34, como el Tribunal Supremo de Justicia, han realizado al exhortarlos a elaborar un nuevo reglamento electoral, realmente democrático, que permita la participación de toda la comunidad universitaria en la elección de sus autoridades. Esto ha conducido a la situación actual en la que contamos con autoridades (rectorales, decanales y representantes profesorales y estudiantiles) cuyos períodos están vencido desde hace tres o cuatro años. Una situación que amenaza con extenderse de manera indefinida de no accionar los mecanismos legales para recuperar, en el corto plazo, la legalidad y la legitimidad de las autoridades universitarias. La necesidad de una nueva Ley de Universidades y de un reglamento electoral democrático y participativo, constituyen hoy prioridades para el desarrollo inmediato del proceso educativo universitario. Esto supone que la A.N. que resulte electa el 6D deberá acometer esta tarea estratégica para desarrollar una nueva visión y una nueva misión del sector universitario nacional.

d. Desvinculación en la academia de las prioridades nacionales y populares. Los procesos de enseñanza-aprendizaje en la educación universitaria en estas universidades están sometidos a engorrosos procesos burocráticos. Ello impide su evaluación y actualización adecuada y mantienen una discordancia con los objetivos definidos en el Plan de la Patria. También está planteada la interpelación profunda de la política de financiamiento y seguimiento a la investigación científica, tecnológica e innovación dentro de las universidades. Las instancias competentes a nivel de cada universidad (los Consejo de Desarrollo Científico y Humanístico, CDCH) desatienden y a nivel gubernamental (ONCTI, FONACIT, PEIII), no aciertan a conducir el financiamiento y apoyo a un proceso de investigación y de creación de nuevos conocimientos pertinentes para la ejecución del Plan de la Patria, que garantice el bienestar general de las grandes mayorías y la vinculación de nuestro sistema productivo a los espacios continentales de integración económica. Sin una investigación vinculada a las necesidades del país y solo replicando experiencias que complementan a la ciencia Universal de otros países, las universidades se convierten en reproductoras de saberes y simples productoras de profesionales para un mercado laboral mundial. Urge, entonces, recuperar la investigación para la transformación real de nuestra realidad. Sin conocimiento emancipador no habrá socialismo posible.

Estamos ante una situación en la educación universitaria del país que demanda una plan de acción inmediato que consideren los puntos aquí analizados para lo cual proponemos la constitución del Consejo Presidencial de Educación Universitaria, Ciencia y Tecnología, el cual estaría integrado por los colectivos de las diferentes universidades del país comprometidos con la transformación universitaria apegados al Plan de la Patria para abordar:

  • Una auditoría administrativa y académica de las diez universidades públicas venezolanas controladas por la derecha.
  • La redacción, en un proceso incluyente y de amplia discusión, de una propuesta de Ley de Universidades.
  • Diseñar y ejecutar los procesos de evaluación institucional, académica y administrativa de todo el sector universitario, sin excepción.

NUESTRO COMPROMISO HISTÓRICO

Asumimos el compromiso de constituir el FRENTE UNIVERSITARIO SOCIALISTA BOLIVARIANO, con el fin de continuar el parto de las propuestas aquí expresadas. Para ello nos convocamos a un nuevo encuentro a celebrarse el 29 y 30 de enero de 2016, y a iniciar desde ya, un amplio debate en cada universidad a fin de avanzar, democráticamente, en la construcción de la unidad y profundidad política que permita hacer posible la transformación universitaria en función del desarrollo socialista y bolivariano del país.

¡ El 6D NI UN SOLO VOTO PARA LA DERECHA PROIMPERIALISTA !

¡POR UNA UNIVERSIDAD DEMOCRÁTICA, PARTICIPATIVA Y PARA LA LIBERACIÓN!

En Caracas, cuna del Libertador, a los cinco días del mes de noviembre de dos mil quince.

ASISTENTES:

NOMBRE

UNIVERSIDAD

SECTOR

Ada Quesada

Universidad del Zulia

Profesora

Alba Carosio

Universidad Central de Venezuela

Profesora

Alejandro Alvarez

UCV - UBV

Profesor

Alejandro Pacheco

Universidad Central de Venezuela

Estudiante

Ana Ferrer

Universidad del Zulia

Profesora

Andrea Pacheco

IUTVAL

Profesora

Andreína Martín Vílchez

Universidad Central de Venezuela

Estudiante

Angel Míguez Alvarez

Universidad Nacional Abierta

Profesor

Antonio Hernández

Universidad Central de Venezuela

Estudiante

Carlos Rivas

Universidad Politécnica Territorial Kleber Ramírez

Profesor

Daissy Marcano

UCV – Universidad Nacional Experimental Simón Rodríguez

Profesora

Diana Perozo

Universidad del Zulia

Profesora

Eduardo Leal

Universidad Nacional Abierta

Profesor

Eric Omaña

Universidad Central de Venezuela

Profesor

Erick Garita Morales

UNA Costa Rica

Estudiante

Gladys Gordones Rojas

Universidad de los Andes

Administrativa/Profa

Gladys Martin

Universidad Central de Venezuela

Profesora

Haydee ochoa

LUZ – Universidad Bolivariana de Venezuela

Profesora

Humberto Mendoza

Universidad Central de Venezuela

Profesor

Iraima Mogollón

Universidad Central de Venezuela

Profesora

Isaly Matheus

Universidad Nacional Abierta

Profesora/Trabajad

Jesús Monsalva

Universidad Central de Venezuela

Estudiante

Jesús Peñalver

UNEXPO Puerto Ordaz

Docente

Jesús Valencia

Universidad Central de Venezuela

Estudiante

Joel Segovia

Universidad Simón Bolívar

Estudiante

José Nolberto Dugarte

Universidad de los Andes

Profesor

Lermit Rosell

Universidad Central de Venezuela

Profesor

Leyla Zambrano

Universidad Nacional Abierta

Profesora

Lino Meneses

Universidad de los Andes

Administrativo/Prof

Luz Pimienta

Universidad Simón Bolívar

Estudiante

Maigualida Barrera

Universidad Central de Venezuela

Profesora

Maigualida Calama

Universidad Central de Venezuela-Maracay

Profesor

María Hernández

Universidad Simón Bolívar

Estudiante

María Egilda Castellanos

Universidad Central de Venezuela

Profesora

Marguellis Marcano

Universidad Central de Venezuela

Estudiante

Maritza Victorá

Universidad Experimental de los Llanos UNELLEZ Barinas

Docente

Marleny Suárez

Frente de Innovadores

Investig / Docente

Maximiliano Bauber

Universidad Simón Bolívar

Estudiante

Miguel Requena

Universidad Central de Venezuela

Profesor

Mineyomar Romero

Universidad Simón Bolívar

Egresada/Docente

Myriam Bracho

Universidad Central de Venezuela

Empleada

Norma Tocuyo

Universidad Nacional Abierta

Profesora

Palmira Guevara

Universidad Central de Venezuela

Profesora

Patricia Yánez

Universidad Central de Venezuela

Profesora

Roberto López

Universidad del Zulia

Profesor

Víctor Novo

Universidad Simón Bolívar

Egresado

Colectivos Bolivarianos que hacen vida en la Universidad Central de Venezuela, Universidad Nacional Abierta, Universidad Simón Bolívar, Universidad de los Andes, Universidad del Zulia, Universidad Bolivariana de Venezuela.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 7530 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter