Como una sociedad pudiente política e industrial enseñó a comprar a una nación como unos grandes miserables

Increíble semejante dirección socioeconómica implantada sobre una
nación a favor de factores políticos e industriales, como máximo
representantes de las grandes transnacionales mundiales.

Da alta pena ver a nuestros coterráneos, incluyendo los miembros
militantes de sea tendencia política e industrial, comprar con
absoluta miseria cualquier cosa para su comida, principalmente y como
prioridad.

Lo implantaron primero en los barrios, como por ejemplo, con el café,
al no poder cualquier persona comprar un paquetico de por lo menos un
cuarto de kilo de café, es decir, lo ubicaron en comprar solamente las
populares "teticas" de bolsas plásticas transparentes al no tener
poder adquisitivo. Y es que esa sociedad política es tan miserables,
descabellada, irracional, inmoral, entreguísta y sometedora hacia un
genocidio total que núnca mas se ubicaron en empacar por lo menos
papeletas de selladas de 50 ó 100 gramos, como sucedía anteriormente
en los años 60 a los años 90.

No conforme con semejante amenaza socioeconómica se han volcado en el
transcurso de todo este año 2018 sobre los aliños, montes, ensaladas,
frutas y verduras, etc: Vemos a millones de venezolanos comprando con
lástima y miserablemente una cebolla, un tomate, un pimentón, una
yuca, una rama de cebollín, una zanahoria, una guayaba, una papa, unos
poquitos ajíes, etc. Ojo, que con esta bestial política
económica-social han logrado destruir, desaparecer y reducir las
existencias de comercios de Ferias de Hortalizas, Aliños y Frutas. En
otras palabras han arruinado económicamente su misma gente pudiente o
medio pudiente, que se considera directamente como un desprecio
social, por cualquier lado que se analice.

¿Por que tanta maldad, odio, rencor, arrechera, irracionalidad y mala
intensión sobre casi los 30.000.000 de venezolanos? ¿Que premio
buscan con tanta destrucción económica? Porque tanto ego y jactancia
social hacia la total e irresistible destrucción del poder adquisitivo
nacional a favor de cualquier habitante de nuestra nación y a los ojos
de América Latina? ¿Por querrer llegar al Palacio de Miraflores como
sea y como deseen? ¿Esas fueron las directrices, formaciones humanas,
y exaltación que les enseñaron en sus casas, en sus colegios, en sus
liceos, en sus universidades y en sus urbanizaciones?

¿Por qué no les ha permitido a esta gran nación volver a sus
costumbres de comprar orgullosamente un kilo de tomate, un kilo de
cebolla, un kilo de ajo, medio kilo de pimentón, medio kilo de ajíes,
tres kilos de papa, un kilo de zanahoria, un kilo de repollo, un kilo
de remolacha, un kilo de mandarina, tres kilos de naranja, un kilo de
parchita, tres kilos de cambur, un kilo de guayaba, una patilla de 10
kilos, una lechoza de tres kilos, un melón de dos kilos, dos kilos de
yuca, un kilo de ocumo blanco, un kilo de ocumo chino, un kilo de
auyama, un kilo de apio, etc? Es decir salir orgullosamente con mas de
seis (6) bolsas cargadas de comida en nuestras manos para nuestros
hogares. ¿Que los influyó a ustedes señores ultraderechistas políticos
e industriales hacer semejante y gran maldad sobre un nación de
30.000.000 de habitantes incluyendo su rebaño de militantes junto al
pueblo chavista? ¿Por qué no fueron bestialmente y solamente sobre el
pueblo chavista?

Esa actuación no es ni será la lógica para tomar el poder político
nacional por cualquier vía menos por la vía electoral. Le han
implantado a esta nación tanta maldad y mala intensión de que
prácticamente nos han llevado a adaptarnos a estas adversidades
políticas, económicas, sociales, financieras y comerciales con Dólar
Today y su hiperinflación al lado de sanciones y bloqueos
internacionales comerciales, financieros y económicos; que
prácticamente la gente afuera los ven como unos irracionales,
desesperados y arrastrados al poder político mediático e industrial
imperial internacional. Mientras que el poder mediático nacional e
internacional le arroja los daños socioeconómico al inepto,
ineficiente y descarado descabellado gobierno venezolano.

Hasta en los automercados sometieron a un pueblo a ser un gran y
tremendos miserables compradores porque les despojaron a 30.000.000 de
venezolanos el derecho y el deber de poder llenar un carrito de comida
que orgullosamente, que lo haciamos quincenalmente con tres pollos,
cuatro kilos de lagartos, seis kilos de carne molidas y en bistec,
seis kilos de pescados, cinco paquetes de harina precocida de maíz,
dos paquetes de harina de trigo, tres kilos de arroz, tres kilos de
azúcar, un kilo de caraota, un kilo de frijo, un kilo de lentejas, un
kilo de garbanzos, medio kilo de café, un kilo de mayonesa, medio kilo
de salsa de tomate, medio kilo de salsa rosada, un cuarto de litro de
salsa de ajo, un cuarto de litro de salsa de soya, un cuarto de litro
de salsa inglesa, dos tortas de casabe, un saco de carbón, medio kilo
de maíz para cotufas, un saco de alimentos balanceados para perro de
16 kilos, dos envases de malta de litro y medio, dos envases de jugos
de naranja de dos litros, dos envases de refrescos de dos litros, tres
kilos de detergente, un kilo de jabón en polvo, un champú de un cuarto
de litro, dos jabones de baño, dos jabones de lavar ropa, dos pastas
dentales grandes, una jarra de cloro, una jarra de desinfectante, dos
kilos de leche en polvo, un kilo de bebida en polvo chocolatada, un
papelon, un kilo de polvo para hacer té, un kilo de sal, un kilo de
jamón, un paquete de salchicha grande, un kilo de mortadela de pollo,
un kilo de tequeños, un kilo de queso blanco, un kilo de queso
amarillo, un kilo de queso paisa, dos bombillos ahorradores, etc. Todo
ese derecho nos fue despojado y tan seriamente despojados que nos han
convertido nuestros salario en nada y cada vez que este retrazado
mental gobierno venezolano nos aumenta el miserable salario (que no
terminan de amarrarlo al precio continuo de Dólar Dicom persiguiendo a
Dólar Today) la irracionalidad y mal intensionada derecha política e
industrail se queja de semejante aumento, porque y que les va a causar
gran pérdida económica en costo de mano de obra cuando tienen a un
país bestialmente arruinado y con peores salarios a nivel mundial, y
que esta irracionalidad política e industrial venezolana se orgullece
de semejante inmoralidad socioeconómica, porque nos quieren ver
inmersos en un total genocidio a fuerza de hambre, desesperación,
incomodidad psicológica, etc.

Repito, la maldad que nos aplican es tan inmensa que no se han
atrevido a por lo menos presentar en venta módicos empaques y envases
de alimentos y otros productos, tal como ocurría para los años 70, 80
y 90, donde usted podía comprar leche en polvo en papeletas ó latas de
un cuarto de kilo y medio kilo, bebidas como Toddy en papeletas y
envases de un cuarto de kilo y medio y/ó libras, envases de aceite de
un cuarto de litro y hasta medio litro, cloro de medio litro,
desinfectante de medio litro, detergentes de un cuarto de kilo y medio
kilo, etc: Todo ese tipo de existencia a producir si se esta en
solidaridad con un pueblo y la nación, no les ha llegado a su
conciencia aplicarla, porque la única real conciencia que tienen es
destruir y arrazar despiadadamente nuestro poder adqusiitivo,que lo
han logrado para vernos pasar hambre, vernos morirnos de falta de
medicinas, por no poder comprarlas ni conseguirlas, vernos inmundicios
por falta de artículos de limpieza y aseo personal, etc: Y lo mas
descarado, poner a miles de hogares venezolanos y en especial a las
madres, a pasar vaina ante sus hijos por no poder comprarles un pañal
desechable y bañado en excremento, porque no tiene ningún derecho a
limpiarlo, asearlo y mantenerlo como un ser humano viviente con
derecho y razón.

Tan bién nos quitarón el derecho a comprar cada dos años cuatro
cauchos, una batería, el cambio de aceite cada 5000 kilómetros, el
lavado y engrase de nuestros vehículos mensualmente, el cambio de
vehículo cada cuatro años, por ejemplo, etc. El mantenimiento
preventivo y correctivo en nuestros hogares sobre nuestros
electrodomésticos, equipos electrónicos, pintura decembrina de
nuestros hogares. Menos a compartir familiarmente con una caja de
cerveza, una botella de sangría, una botella de ron ó hasta una
botella de escosés

La firme e intensa maldad de negarnos rotúndamente el derecho a
disfrutar de una tradición venezolanisima decembrina de hacer nuestras
hallacas hogareña en unión familiar y en especial este mismo diciembre
del 2018, cuando nos han disparado descaradamente los precios de los
aliños, para que no hagamos nuestras hallacas, es decir si tenemos
nuestra carne de cochino suministrado por parte el estado venezolano,
pero descaradamente esta ultraderecha política, industrial y
comercial, aspiran a que nos comamos el cochino solo y no con
hallacas porque ellos se han apoderados de los altos precios de los
aliños, tal como también lo hicieron el pasado diciembre del año 2017,
cuando junto al narcoparamilitar gobierno colombiano de Juan Manuel
Santos, negaron rotúndamente el paso de 30 gandolas cargadas de pernil
para el estado venezolano y que iban a ser entregados a miles de
hogares venezolanos para que hicieran y compartieran sus hallacas
familiarmente, todas estas gandolas que fueron retenidas y obligadas a
pudrirse toda esa carne de pernil para evitar que en Venezuela no
hubiera el derecho a hacer y disfrutar sus hallacas familiarmente en
las pasadas época navideña.

Es tanta la maldad irracionalidad económica que la tradicional Harina
PAN le vendieron la patente a una empresa internacional, creo que la
banca alemana del Deutsche Bank, o a un consorcio canadiense, para
robarnos los dólares por su venta interna que igual sucedió con la
bebida chocolatada venezolanisima TODDY, que también le vendieron la
patente a empresas trasnacional PEPSI CO, para quitarnos el derecho a
degustar de esta bebida venezolanísima, se ser un producto
auténticamente venezolano, con derecho a ser nuestro y con calidad de
exportación orgullosamente para ingreso de divisas a nuestra nación y
no como ocurre actualmente que es para egreso de divisas, por su venta
interna.

En millones de hogares venezolanos, esta clase politica e industrial
venezolana lo único que han aprendido es ha despojarnos de nuestros
hijos profesionales, a depositar una y gran tremenda insatisfacción
económica sobre toda familia clase media y baja través de la
hiperinflación, ubicarnos y establecernos sobre un gran y tremendo
miserable poder de compra, a huir descaradamente de una nación con una
formación intelectual, a verlos pasar vainas en otras naciones, a
recibir un salario miserable y explotación irracional como lo han
realizado en Venezuela también lo realizan en cualquier nación
latinoamericana, con amenazas de despidos, amenazas de agresión
física, amenazas de de expulsión, amenazas de muerte y decepción
internacional, no son en todos pero si muchísimos. Es decir, a
nuestros hijos y familiares los han enseñado a no tener derecho a
vivir en paz en un país, a no tener derecho a la salud, a no tener
derecho a la educación, a no tener ningún y absoluto derecho a
superarnos, a no tener derecho a disfrutar, a no tener derecho a
viajar nacional e internacionalmente, a no tener derecho a responder
con recursos económicos y materiales a nuestras familias , a no tener
derecho a la comodidad de la tecnología en nuestros hogares, a
sentirnos orgullosos de nuestra nación, a sentirnos cómodos y seguros
en nuestra nación, etc.

Muchísimas naciones latinoamericana que aprendimos a recibir y apoyar
a sus coterráneos, ahora y en estos momentos lo que hacen con los
nuestros es a humillarlos, hundirlos, despreciarlos y rebajarlos
socialmente, porque ese fue el destino que les prometio la
ultraderecha política e industrial venezolana en su propia nación a
razón de su moneda virtual ultraderechista narcoparamilitar
estadounidense-colombiana "Dólar Today", y son tan descarado que lo
desniegan rotundamente, no la nombran, ni la asoman por ninguna parte
en sus conversaciones y ataques contra nuestra nación, pero si se
preocupan en tirarle toda las culpas al estado venezolano, quien
también actua como un ignorante, como un sometido, como un siervo,
como un irracional y no como un caballo de batalla en un escenario de
máxima guerra económica infernal, irracional, ilimitada, continua,
intensa, etc.

Nos ubican en este estado socioeconómico porque no les hemos dado el
derecho a tomar el poder por el voto, ya que hemos desconfiados
absolutamente en ellos total y rotúndamente al no identificarse con
las necesidades de nuestra nación y de todos nosotros, hemos sido el
único país a nivel internacional que le hemos voltiado un golpe de
estado en dos días, que no hemos perdido el apoyo a un sistema
político aún perdiendo su maximo líder, que con contrabando,
hiperinflación, improductividad no le hemos dado el gusto de convertir
a Venezuela en una Chile tal como pasó con Salvador Allende ante el
golpista, asesino y corrupto Augusto Pinochet.

 

luispatino1957@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 730 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter





US mp N GA Y ab = '0' /economia/a273386.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO