Primero detener la hemorragia, luego recuperar al herido y claro buscar…

La frontera venezolana con Colombia es no es solo un corredor de personas, es ante todo un corredor de contrabando de extracción de materias primas, manufacturas y un líquido precioso que Colombia no produce, no tiene donde producir la sangre que mueve el transporte, la maquinaria, que lubrica. Cualquier Estado nación que se respete debería ampliar el mercado con sus vecinos, pero no puede permitir que el vecino se robe las gallinas y el pan de la mesa propia.

Yo por salud mental no soy madurista, me aburre su discurso, me enferma el nepotismo practicado en su gobierno, me agobia su política pública, me incomoda su televisión "pública" y su política fronteriza. Pero negar que desde la frontera se nos absorbe parte de la sangre de la nación, sería estúpido. No tengo que ser tan talentoso. Colombia y Venezuela no nos podemos mover de donde estamos, no nos podemos cambiar de lugar, pero es inevitable decir que se nos roba con licencia y que los extractores de gasolina que los neogranadinos hacen, al parecer con la anuencia de gobiernos liberales, conservadores, de centro colombianos es vulgar y dramático, actúan con patente de corsario o quizás con un plan que va más allá de lo que parece un simple acto de individuos que extraen para su supervivencia.

Gobierne, quien gobierne Venezuela tendrá que establecer reglas claras para impedir la extracción de gasolina, lubricantes, mercaderías, Colombia no hará nada para impedirlo al fin y al cabo lo asumen como costumbre y como parte de su cotidianidad. Claro esto tendrá que ir junto a un gobierno que haga de la corrupción un hecho anormal y no tan cotidiano como con el actual gobierno, donde las mercaderías dentro del territorio nacional no sufran la matraca de funcionarios y los precios de garantía de los productos agrícolas sean algo más racionales.

Por la frontera no solo sale combustible, aceites y todos los hidrocarburos que nos imaginemos, también salen venezolan@s, recursos humanos difíciles de sustituir, pero no salen solo engañados por la "propaganda" imperial, también parten por la dramática situación a la que nos lleva un gobierno poco responsable, poco gentil, poco amable con sus ciudadanos, ni una sola gota de pedagogía y sí mucho gas a la hora de discutir, pocas dosis de verdad y grandes dosis de demagogia, abandono de ciudades y de los campos, enroques gubernamentales o el saltalanquerismo hablando de lealtades como el caso de Aristóbulo Isturiz.

Gobernar con la sinrazón como guía para ser lo que le toco a Maduro, nada o muy poco de lo ofrecido se cumplió o cumplirá se habló de prosperidad y nos dio miseria, se habló de patria y provocan el éxodo, se habló de pulcritud administrativa y nos demostraron un chiquero en el manejo de las finanzas, se habló de respeto y nos mantienen en el miedo. Así han dirigido el país y así pretenden al parecer acabar con él.

Lo cierto es que no importa quien gobierne, haga quien lo haga tendrá que evitar con medidas sociales, políticas, administrativas, legales el contrabando de extracción, el atraco a la nación que se comete desde el país vecino.

Notas a pie de página: Para que exista el contrabando tiene que existir colaboración de este lado de la raya fronteriza, terrible y más terrible, triste y perverso espectáculo.

Caracas parece caerse a pedazos, una piscina de basura y de inseguridad y la comisaria política Erika, Perdón la alcaldesa Erika Farías al parecer desea un monumento a la incapacidad, a la ineptitud, a la soberbia, la ciudad parece herida en el corazón y cual un Boves del siglo XXI al parecer el papel es arrasar a nuestra capital. Pasará el tiempo y entenderemos que Erika Farías es un trago amargo que pasara y tendrá que ser recordado como un tiempo infame.

De Lacava en Carabobo, ni una pestaña ha movido a favor de la Aldea Hugo Chávez situada en la zona sur de la ciudad de Valencia el conocido Gordo Santander, parece el peso político claro, no lo deja moverse para auxiliar un espacio donde se educa. Los chicos de Lacava solo están para lo mediático. La zona sur de la ciudad o sea la de los parias, la que es cuna de los que no son ricos de cuna, esa parte de la ciudad solo es importante para ganar votos. Lo demás es paja… O tendrán que lavarse ese c… / Tarea difícil con el precio del jabón y los cortes del servicio de agua.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 578 veces.



Yuri Valecillo


Visite el perfil de Yuri Valecillo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Yuri Valecillo

Yuri Valecillo

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social


Revise artículos similares en la sección:
Economía



US mp N Y ab = '0' /economia/a269097.htmlCd0NV CAC = Y co = US