Guerra de divisas en Venezuela y no es precisamente con el dólar

El programa de recuperación económica va por la vía correcta y alcanzará mejores niveles de vida para el pueblo venezolano, de eso no tengo dudas y este artículo trata de cómo seguir blindado ese noble programa inédito para el nacimiento de un nuevo sistema financiero que les duele mucho a los enemigos de Venezuela.

Mientras se libran las guerras de confrontación bélica, la mediática y la economía subterránea opera para colonizar las mentes de los ciudadanos haciendo creer que los males que se padecen son causas del desgobierno y la mala aplicación de políticas económicas que ayuden a restaurar el orden capitalista para que todo siga su cauce normal desde la lógica financiera capitalista.

La guerra de divisas que tenemos en la frontera colombo venezolana es de mucho cuidado. No se parece en nada a la guerra de divisas que hace China o el propio Estados Unidos cuando devalúan su propia moneda para lograr mayores ingresos por cuanto sus exportaciones se hacen más baratas lo que hace que sus productos sean más apetecibles y logren volúmenes más altos recuperando en ingresos esa misma diferencia al cambio.

En este caso toman la misma premisa pero inducen esa depreciación y la hacen parecer como una causa de las malas políticas económicas. Veamos:

Surge el bolívar soberano anclado al Petro y logra recuperar el poder adquisitivo. Por ello superan lo que estaban haciendo antes del 20 de agosto desde la frontera y pagan por cada bolívar soberano en efectivo la cantidad de 8 bolívares soberanos en transferencia. Lo que representa el 800% de su valor, antes pagaban el 400%. Ahora se llevan más cantidad de efectivo producto de la reconversión y al ser un nuevo cono monetario la cantidad en volumen es menor y por ende cada ciudadano puede llevar más.

Eso nos generó perdida inmediata de la liquidez y profundización de los males económicos que son endosados al gobierno revolucionario. Surge una ofensiva financiera que no vemos pero es materializada con mucha efectividad. El papel moneda sigue siendo una mercancía de alto valor que al ser captada logra el primer paso que es parar la economía. Al no haber papel moneda se paran las transacciones del menudeo y surge otra variante que a los productos se le da otro valor muy por debajo de los precios acordados, por cuanto se cancela en efectivo que es llevado a la frontera y nuevamente se inicia la triangulación financiera.

Esta guerra de divisas en una economía subterránea manipula el valor del bolívar soberano y se inicia una nueva espiral inflacionaria inducida. A eso hay que agregarle que también se puede manipular los valores de las monedas y al cambio por la compra de los productos de contrabando generan mayores índices de demanda agregada y por ende inflación inducida. Tal es el caso del aumento muy reciente nuevamente de la gasolina en Colombia por cuanto "A mayor precio de la gasolina en pesos, mayor será el beneficio al cambio, cuando esos mismos pesos pasen por el diferencial cambiario" (https://www.aporrea.org/energia/a264802.html)

No es casual que surja un artículo titulado "La caída anunciada del bolívar soberano" en el diario la Opinion de cucuta de fecha 5 de septiembre de 2018. Y en él se afirme que la tendencia del bolívar es que siga bajando. Pero nunca digan cómo es que baja si el propio banco de la república de Colombia tasaba el cambio a 49 pesos por Bolívar soberano. Repito 49 pesos por Bolívar, no los 0,00028 de hoy.

Los desequilibrios económicos y la manipulación financiera en frontera hay que revertirla con decisiones de alto nivel en un contexto donde no hay relaciones binacionales. La gasolina y el verdadero valor del Bolívar soberano deben ser vistos desde el alto gobierno como punto estratégico para no perder el impacto positivo que se viene generando con el programa de recuperación económica. El equilibrio económico en frontera es parte de la cura a nuestro nuevo sistema monetario. Es cerrar la herida del origen de la guerra económica como marcador del dólar paralelo.

Por ello para revertir esa guerra de divisas, es prioritario comprender como se materializa el ataque financiero al captar nuestro papel moneda e inducir el valor del bolívar colocando ellos su valor de cambio. Que sucedería si iniciáramos nosotros la captación de pesos desde la venta de gasolina nuestra en su cono monetario para nosotros darle el justo valor del Bolívar soberano en el comercio binacional?

EL COMERCIO MUNDIAL SE ESTA DESPOJANDO DEL DÓLAR. POR QUÉ NOSOTROS NO LO DEJAMOS DE USAR EN EL COMERCIO BINACIONAL A LA PAR QUE INDUCIMOS EL VALOR DEL BOLÍVAR SOBERANO EN FRONTERA?



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1537 veces.



David Vivas


Visite el perfil de David Vivas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



David Vivas

David Vivas

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /economia/a269079.htmlCd0NV CAC = Y co = US