¡Justicia ya!

"Leyes hay, lo que falta es justicia". (Ernesto Mallo).

La sociedad venezolana está ansiosa en espera de la aplicación de las leyes para penalizar a quienes son responsables de graves delitos que atentaron y atentan contra la estabilidad económica y social de la población. Es inconcebible que después de cinco años de una Asamblea Nacional fuera de derecho, cometiendo las más variopintas acciones criminales, atribuyéndose decisiones que no le correspondían, violando las más elementales normas democráticas, solicitando sanciones económicas y políticas contra la nación ante Estados Unidos y la Unión Europea, confabulándose con mafias paramilitares y el narcotráfico colombiano, atentando contra la vida del ciudadano presidente de la Republica Nicolás Maduro, asesinando a personas inocentes por el color de la piel o por afinidad con el chavismo, promoviendo invasiones militares , firmando contratos con agencias de seguridad para actuar contra el país, asumiendo funciones como presidente interino, violentando la Constitución Nacional, entregando los bienes y el dinero , siendo coparticipes del atraco al país, etc., etc. Hartos conocidos por la comunidad nacional e internacional

Todas estas y muchas más tropelías que durante cinco largos años consuetudinariamente hicieron, sin ningún signo de patriotismo y lealtad por Venezuela, deben ser sancionadas y no solamente con medidas administrativas, sino con acciones penales para que inmediatamente vayan a la cárcel y paguen por todos estos crímenes de lesa humanidad. En este sentido, es necesario que las instituciones judiciales actúen sin eufemismos, viéndole la cara a los más pobres, a los desvalidos, en fin a una sociedad que ha tenido que soportar estoicamente las arrogancias y los crímenes de esta clase política felona y apátrida, Observar a quienes sufrimos por la falta de alimentos, medicamentos y la ineficiencia de los servicios públicos, las fallas en el suministro de gas, gasolina, agua, electricidad, que en cierta manera venían debilitándose, pero que con las medidas coercitivas unilaterales, se agravaron enormemente, y es allí donde la firmeza debe poner el acento y de una vez por todas actuar sin rodeos

Asimismo, la Nueva Asamblea Nacional debe rápidamente sancionar alguna ley sino existe, para quitarle la nacionalidad a estos venezolanos comprometidos con el saqueo y crímenes de la cosa pública, de igual manera, repatriar el dinero robado a la nación, expropiarle su propiedades ( Casas, apartamentos, vehículos ,fincas, etc.) de manera tal de resarcir los daños ocasionados al país y su gente. Si esto no ocurre, si la justicia se hace cómplice y si la Asamblea nacional, desestima estos hechos, habrá triunfado la ignominia, la oscuridad y el crimen y los responsables de no hacer nada, los triturará el trapiche de la historia.

¡Amanecerá y veremos!

 

cosoito@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 829 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Por los Derechos Humanos contra la Impunidad


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social