Maduro y Diosdado, móntense en el problema del agua en Maracaibo

Párenle bola a este dato que les paso, en Maracaibo y la subregión Guajira llevamos tamaño rato que no nos llega agua potable, son meses que el vital líquido nos está llegando vuelta barro, así mismito como se los comento.

La vieja Lola, mi abuela paterna, me enseñó un refrán que dice: piensa mal y acertarás. El dato consiste en que tal vez el presidente de Hidrolago en el Zulia, de repente, desde el punto de vista político, no comulga con Arias Cárdenas, precandidato que le viene pisando los talones a Omar Prieto, actual monarca del palacio de Los Cóndores. Quien no sabe de los "vergueros" entre ellos que ya se hacen público.

Creo yo, que tal vez el barro que nos mandan por tuberías desde la planta de tratamiento Wimpala, a través del acueducto Winka, es a propósito porque el problema agua barrosa pareciera no tener fin. Y por supuesto tendría un importante costo político que podría voltear los resultados de la torta escogencia en el actual circo político interno.

Será que la gente de Omar dirá: la gobernación si no es para nosotros, tampoco será para ellos, refiriéndose a Arias Cárdenas. Porque la oposición no cuenta después de la torta que puso Guanipa cuando se negó a prestar juramento ante la difunta Asamblea Nacional Constituyente. La pelea a mi entender es a cuchillo entre los rojos.

Les aclaro: el acueducto Winka es una infraestructura para el traslado de agua localizada en el norte del Estado Zulia, al Oeste de Venezuela. La obra busca beneficiar a por lo menos seis municipios zulianos y fue desarrollada en su totalidad por el gobierno de Chávez, se desarrolló su construcción entre 2003 y 2011. El sistema permitiría aprovechar el agua proveniente del embalse Tres Ríos suministrando 3.600 litros de agua por segundo. Incluye 70,5 kilómetros de tuberías hasta la planta potabilizadora conocida como "Wüinpala" y 92,5 kilómetros en total hasta San Rafael del Moján.

Hoy en día los zulianos seguimos padeciendo de una terrible escasez de agua, por cuanto el Winka no logró abastecer de agua dulce, clara y cristalina a nadie, fueron millones sobre millones que se gastaron sin que se cumplieran las expectativas que el gobierno de Chávez se planteó en su momento.

Hoy en día, como decimos aquí, "Hidrotripa no saca un pero a mear".

Acaso la situación actual del agua marrón en Maracaibo tendrá que ver en algo con la contienda electoral que se aproxima, sabiendo que la actual gestión de Prieto lo coloca en una posición difícil desde al punto de vista electoral, pregunto.

De todos modos que el candidato del PSUV, por la revolución bonita, sea Omar Prieto o Pancho Arias, es urgente que el Gobierno nacional se monte en los problemas que aquejan a los zulianos, que se olviden de pañitos tibios que plantean enderezar los entuertos en materia de servicios públicos, por cuanto se desbordaron hace tamaño rato.

Hoy el Zulia exige agua potable y de calidad, pronto seremos la novena estrella en nuestro tricolor patrio. Acabemos con la politiquería de rapiña que tanto daño le viene haciendo a millones de ciudadanos, que a pesar de las circunstancias de hambre, éxodo y pandemia quienes decidimos quedarnos a luchar por el legado de Bolívar, Urdaneta y Padilla, No se puede sacrificar a una Gran Región por intereses pseudo políticos mezquinos. … ¡Qué verga es carajo!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1085 veces.



Orlando Nava


Visite el perfil de Orlando Nava para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: