Los escribidores del régimen

"Estoy en desacuerdo con lo que dices, pero defenderé hasta la muerte tu derecho a decirlo"

"¡Ay de los que a lo malo dicen bueno y a lo bueno malo; que hacen de la luz tinieblas y de las tinieblas luz; que ponen lo amargo por dulce y lo dulce por amargo!"

Isaías 5:20

Tapar el sol con un dedo, es una expresión típica referida a cuando se quiere ocultar algo evidente, por ejemplo el desastre gubernamental. Es conocido por todos los venezolanos que este ha sido el gobierno más incompetente, corrupto, entreguista y genocida de toda la historia republicana venezolana; y él y su eterno entorno de incompetentes son los únicos culpables de la situación en la cual se encuentra sumida Venezuela. Pero hay toda una pléyade de articulistas que por diferentes medios publican diariamente sus escritos defendiendo a este oprobioso gobierno mancillador del socialismo, es decir, quieren tapar el sol con el dedo.

Los escribidores del régimen defienden a un gobierno que ha colocado instituciones bajo la dirección de personas que no tienen la formación necesaria para gerenciarlas con éxito, siendo los casos más emblemáticos lo que pasa con PDVSA, Metro de Caracas, BCV, CORPOELEC y empresas básicas de Guayana, donde el desastre ha sido total; sobre todo PDVSA, que en 2012 era la quinta petrolera en el mundo y segunda en Ámerica Latina, ahora está en el desastre absoluto y todos los venezolanos estamos sufriendo lo indecible por esa causa. El metro de Caracas da tristeza verlo, los vagones y las estaciones están convertidos en antros, en su interior sucede cualquier cosa, aparte de la suciedad e inoperancia por todos lados; lo ocurrido en el BCV y CORPOELEC no es más que otro triste episodio de ignorancia en la gerencia de una organización. De las empresas básicas de Guayana ya no queda nada, otrora grandes siderúrgicas sólo queda el nombre. Hay algo común en el fracaso de cuatro de los cinco ejemplos citados: a exepción del BCV, todas fueron llevadas al punto donde están por militares impuestos en sus cargos directivos. Se puede asegurar que esta suerte también la han corrido todas las demás instituciones donde han puesto personeros con uniforme verde oliva a su mando.

Para los escribidores del régimen no existe corrupción en el gobierno, no señalan en sus escritos, ni en lo más mínimo, a la cantidad de recursos financieros desaparecidos; se habla de casi un millón de millones de dólares sólo desde el periodo que se inició en 2013, la "burguesía revolucionaria" en conchupancia con una oposición acomodaticia se han encargado de hacer desaparecer esa inmensa masa de dinero perteneciente a todos los venezolanos. Las cúpulas militares, del PSUV y algunos miembros de la oposición, todos ellos, que antes eran modestos en pertenencias, ahora exhiben riquezas inimaginables, y los que ya eran millonarios, ahora lo son mucho más, traduciéndose esto en la principal causa de todos los tipos de carestía que afectan al pueblo venezolano.

Para los escribidores del régimen no existe entreguismo, contaminación, ni el genocidio que actualmente se está cometiendo en el arco minero del Orinoco. Allí se ha entregado un 12,2 % del territorio patrio a capitalistas extranjeros y nacionales para que agredan de toda manera posible al ambiente más antiguo de la tierra y extraigan todo tipo de piedras y minerales valiosos, y obvio, también la casta militar también lleva su jugosa parte. Las comunidades indígenas en ese territorio, alegremente cedido por este gobierno al capitalismo, han sido víctimas del desplazamiento paulatino de un territorio que ocupan desde hace más de 14 mil años, a nadie le importa que la muerte de ellos sea inexorable en el corto plazo, pues el indio cuándo sale de su hábitat, sencillamente se muere, es un genocidio anunciado. Aparte de esto, está la cantidad de venezolanos que diariamente mueren por falta de algun medicamento o de atención especializada; en este punto hay que mencionar que el gobierno no investiga los casi 300 asesinatos de campesinos e indígenas ocurridos desde el año 1999, eso no es prioritario para la fiscalía.

Para los escribidores del régimen el origen de todos los males está en la guerra económica que han desatado los capitales nacionales y extranjeros contra Venezuela, junto al bloqueo de los USA; más simplismo imposible, pues todas las guerras, independientemente de como comenzaron, al final tienen un interés económico; y la historia ha demostrado que los bloqueos contribuyen a que los países que lo sufren sean cada día más independientes, caso Irán y Korea del Norte, y en menor grado Cuba; pero la realidad es otra,y es la corrupcion estructural de todas las instituciones del Estado la verdadera causa de esta crisis.

Los escribidores del régimen al igual que los de una parte de la oposición; tambien entreguista y corrupta, pues clama por una intervención armada y está apropiandose de los recursos de CITGO, Monómeros y de la fulana ayuda humanitaria; tienen todo el derecho de seguir escribiendo los que ellos quieran, tienen el apoyo de todos los que creemos en la libre expresión, tal como lo señala Evelyn Beatrice Hall; pero también deben de estar consciente de que algo les espera, ¿qué será? Nadie lo sabe, pero el profeta Isaías así lo anuncia.

Sabino Romero vive..!!! Berta Cáceres vive..!!! Monseñor Romero vive...!!!

No al arco minero del Orinoco...!!! las tierras indigénas deben devueltas a sus dueños...!!!

 

*Indígena Jivi. Ingeniero electrónico.

 

yonerarrioja@hotmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 888 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Ideología y Socialismo del Siglo XXI


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social