TSJ ratifica 27 años de condena a prisión contra homicida de Adriana Urquiola

Adriana Urquiola, interprete de señas de Venevisión, fue asesinada al pasar cerca de una barricada opositora (guarimba) en Los Nuevos Teques, el 23 de marzo de 2014.

Adriana Urquiola, interprete de señas de Venevisión, fue asesinada al pasar cerca de una barricada opositora (guarimba) en Los Nuevos Teques, el 23 de marzo de 2014.

Credito: Twitter

4 de mayo de 2019.-El Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) a través de la Sala de Casación Penal, ratificó la condena de 27 años y seis meses de prisión contra el ciudadano Yonny Eduardo Bolívar Jiménez, por el homicidio de la ciudadana Adriana Grissel Urquiola Pérez, quien además se encontraba en estado de gravidez, hecho ocurrido el año 2014 en la carretera Panamericana del estado Miranda.

Así lo indica la sentencia N° 067-2019, con ponencia de la magistrada Francia Coello González, en la cual se desestimó por manifiestamente infundado el recurso de casación interpuesto contra la decisión de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del Área Metropolitana de Caracas, la cual declaró con lugar la apelación ejercida por el Ministerio Público.

Asimismo, la decisión de la Corte de Apelaciones declaró parcialmente con lugar la apelación presentada por la ciudadana Manuela Pérez Castro, en su carácter de víctima indirecta, modificando dicha sentencia la pena impuesta al acusado por el tribunal de juicio que lo condenó a cumplir la pena de 17 años, un mes y 20 días de prisión por la comisión de los delitos de homicidio calificado con alevosía por motivos innobles, previsto en el artículo 406, numeral 1, del Código Penal venezolano, en perjuicio de Adriana Urquiola; homicidio calificado con alevosía por motivos innobles en grado de frustración, previsto en el artículo 406, numeral 1, concatenado con el artículo 80 del mismo Código, en relación con la víctima, ciudadana Rosalba Pérez Ibañez; posesión ilícita de arma de fuego, previsto en el artículo 111 de la Ley para el Desarme y Control de Armas y Municiones, y uso indebido de arma de fuego previsto en el artículo 281 del Código Penal venezolano, modificándola a 27 años y seis meses de prisión.

Entre otros aspectos, la Sala del TSJ recordó que para que exista una correcta fundamentación del recurso casación, no es suficiente citar o mencionar la disposición legal que se considera infringida, debe especificarse en qué términos fue violentada, en qué consistió su quebrantamiento y cómo la sentencia de la Corte de Apelaciones incurrió en la violación de la ley, ello de manera precisa y clara, así como la relevancia e influencia de dicho vicio en el dispositivo del fallo de alzada, aspectos que fueron omitidos en el presente caso.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1882 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/n341563.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO