Ruralidades

Presidente Chávez: apurar el paso

No es porque el primer mandatario nacional haya detectado un paso atrás y uno adelante en el pueblo y en su reserva, cual es la juventud. Además, Hugo Chávez Frías, el mal querido por la burguesía de Colombia (a mucha honra) sabe con qué cuenta y, no necesariamente, debe ser de dominio público, mucho menos de los amargados contrarrevolucionarios enloquecidos por Globovisión y el usurpador del periódico que fue creación del poeta de la paz.

Pero también estamos de acuerdo con el camarada Guillermo García Ponce, cuando en su “Columna del Diablo” (23-08-09) señaló: “El jefe de Estado tiene suficientes elementos de juicio para señalar…que es necesario apurar el paso para estar en capacidad de hacerle frente a una emergencia signada por la operación de establecer bases norteamericanas en Colombia”.

Por nuestra parte, ha sido una preocupación, de la que hemos sido reiterativos en denunciar, la proliferación del armamentismo en manos de los enemigos de la Revolución. Ayudar a apurar el paso sería desarmar al enemigo interno. Por otra parte el incordio de la retrógrada burocracia. Es preferible pagarle un sueldo en su casa a los y las que frenan el paso, pero que no estorben, incluidos los que no vigilan o se hacen de la vista gorda.

Ahora mismo está sucediendo algo, como para que la gente con firmeza se reviente de angustia en estos sectores orientales. A Cadafe ya no la podemos defender. Es una constante la interrupción del fluido eléctrico sin que se nos dé explicación alguna. En esto tiene responsabilidad primaria el compatriota Hipólito Izquierdo quien posiblemente, mantendrá desinformado al Presidente de todos los venezolanos y venezolanas por no vigilar. Por lo que se suma a la rémora a cargar a la retrógrada burocracia.

Patria, Socialismo o barbarie

*pedromendez_bna@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1211 veces.



Pedro Méndez*


Visite el perfil de Pedro Méndez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Pedro Méndez

Pedro Méndez

Más artículos de este autor