Defender la Alegría del Fanatismo Irracional, de la Miseria y los Miserables

Sabemos que la felicidad no existe, existen momentos felices y por ello cuando ocurren hay que festejarlos y disfrutarlos al máximo y compartirlo con la gente que uno quiere. La semana que pasó viví dos momentos muy emotivos que me colmaron de felicidad. El primer momento fue la realización de la marcha que se había programado en contra del nefasto instructivo de la ONAPRE y en la que participamos activamente, fue realmente un momento maravilloso encontrarme con tanta energía positiva con mis compañeros obreros, empleados y docentes universitarios y el encuentro con los otros sectores de educación fue también grandioso.

El segundo momento de alegría fue el haber recibido sendas resoluciones por parte de los órganos competentes del a UNELLEZ mediante la cual se autorizó el cierre el segundo diplomado que estuve dictando en función de mi tesis doctoral y la aprobación del tercero lo que me permite continuar y al fin terminar mi doctorado en Educación que fue torpedeado sistemáticamente por la mala gestión de la señora Acosta Vicerrectora Académica de la UNELLEZ- VPDS Barinas y sus operadores políticos. Quiero compartir un hermoso poema de Mario Benedetti uno de mis poetas favoritos denominado defensa de la Alegría.

DEFENSA DE LA ALEGRÍA

Defender la alegría como una trinchera
Defenderla del escándalo y la rutina
De la miseria y los miserables
De las ausencias transitorias
Y las definitivas.

Defender la alegría como un principio
Defenderla del pasmo y las pesadillas
De los neutrales y de los neutrones
De las dulces infamias
Y los graves diagnósticos.

Defender la alegría como una bandera
Defenderla del rayo y la melancolía
De los ingenuos y de los canallas
De la retórica y los paros cardiacos
De las endemias y las academias.

Defender la alegría como un destino
Defenderla del fuego y de los bomberos
De los suicidas y los homicidas
De las vacaciones y del agobio
De la obligación de estar alegres.

Defender la alegría como una certeza
Defenderla del óxido y la roña
De la famosa pátina del tiempo
Del relente y del oportunismo
De los proxenetas de la risa.

Defender la alegría como un derecho
Defenderla de Dios y del invierno
De las mayúsculas y de la muerte
De los apellidos y las lástimas
Del azar y también de la alegría.

Dentro de mis líneas expositivas he venido insistiendo en la necesidad de rescatar la academia dentro de la UNELLEZ, eso me parece que tiene que ser el norte si en verdad, como universitarios, independientemente de nuestras inclinaciones político-partidistas, queremos una universidad de otro tipo. No es posible que porque alguien no comulgue con tu opinión política, o te caiga mal por la razón que sea, se utilice una posición de poder para perseguir a esa persona. Yo he sido víctima de eso dentro de la UNELLEZ desde el mismo momento en que concursé. He pasado por todo desde la suspensión ilegal de mi sueldo hasta acusación de falso positivo de violencia de género.

He transitado por difíciles momentos y siempre me he sobrepuesto y seguido adelante, no me he cobijado ni en el anonimato y mucho menos bajo la sombra de nadie de poder para sumir mi defensa y mis contraataques; lo he manifestado en diversos espacios, con diversas personas, no soy hombre que me dejo intimidar, ni reculo, no conozco otra defensa que el ataque. A quienes me lanzan flores, les lanzo sendos racimos de flores, quienes me echan plomo les lanzo sendos ramilletes de plomo, no sé actuar de otra manera.

La semana pasada ocurrió un acto que debió ser normal, la sustitución de un cargo de libre nombramiento y remoción, esta vez la sustitución de la Jefa de Estudios Avanzados del VPDS. Este acto rutinario se convirtió en otra campaña campal, en un combate por una trinchera cual enfrentamiento de enemigos a muerte. Se hacen aseveraciones y se replican sin analizarla en profundidad, se apela a las vísceras antes que al cerebro, el chisme corre rápido antes que los argumentos.

Es así que los operadores que siguen empeñados en perpetuarse en las cuotas de poder que controlaba la señora Acosta y su clan se pusieron en marcha y arrastraron con ellos a otras personas que luego se dieron cuenta del error.

Veamos algunos detalles de manipulación mediática; se utilizaron unas imágenes donde aparecen las autoridades designadas acompañadas de otras autoridades de la universidad abriendo las rejas de las oficinas de Estudios Avanzados. Y se desata la campaña: "miren cuánta violencia, miren que no le dieron chance a la profesora de entregar el cargo, miren que ella estaba disfrutando de sus vacaciones. Miren que esa muchacha que entró no tiene los méritos, que es una recién llegada…", en fin toda una tramoya de quienes siguen respirando por la herida porque ya se les acabó la teta y no están ahora en el poder, ese es el verdadero trasfondo de las reacciones histéricas a que dieron lugar. Pero desmontemos el discurso manipulador y ubiquemos los hechos en su contexto.

Luego de todo el aquelarre que montaron se fueron aclarando los hechos. En primer lugar, las Jefa saliente si fue notificada de la remoción de su cargo; en segundo lugar, esgrimir que estaba en vacaciones y que por eso no entregó el cargo es un argumento que descalifica la inteligencia de quienes rodaron esa versión; en tercer lugar, qué fue un acto violento, lo que no dicen es que hubo necesidad de abrir los candados porque quienes tenían las llaves se creyeron que eran dueños de las instalaciones donde ejercieron su cargo y no quisieron entregar las llaves, de manera que no hubo otra salida. A partir de todo este entramado de falsedades se aprovechó para seguir propiciando escándalos a punta de chismes y se comenzó a atacar a académicos que presentan una hoja de servicio que es pública y notoria en las instancias académicas internacionales que tiene facultad para tal acreditación.

Yo he sido un defensor consuetudinario del respeto a la academia, por eso he criticado la designación de profesionales, que no docentes universitarios, en cargos de dirección para los cuales no tiene los méritos. En mi escolaridad en el Doctorado en Educación que cursé en la UNELLEZ, me encontré con profesores que me dieron clases que fueron excelentes y otros tanto no tanto, y uno que otro pirata. A profesoras que les reconozco sus méritos como académicas puedo mencionar sin un orden preferencial a Dexi Asuaje, Dajerling Silva, Betzi Arcila y Deniz Luz Molina. Son docentes universitarias que respeto independientemente de si me caen simpáticas o no, o si comparten mis inclinaciones políticas o no. Y eso debe ser así porque en el momento que lo académico da paso a las disputas estériles de las inclinaciones políticas o preferencias personales el ambiente se enrace y entramos en el charco del chisme como deporte que desplazó al coleo como deporte regional y eso ocurre en la UNELLEZ lastimosamente con mucha frecuencia.

Decía entonces que hay instancias académicas que se encargan de otorgar credenciales y eso produce los que conocemos como Rankin Académico. Y en la web cualquier persona puede rastrear esto. Yo hice un ejercicio y coloqué el nombre la actual Vicerrectora para ver su Rankin Académico y el resultado fue cero, no hay noticias de su existencia en el mundo académico; hay noticias de cualquier índole pero académica ninguna. Por eso es que como sigo insistiendo no se puede colocar en cargos de dirección académica a quienes no tienen el perfil. Por eso ocurrió ese desastre de los concurso amañados de credenciales que esta señora dirigió y dónde gracias a mis denuncias y de otros compañeros afortunadamente el Consejo Directivo como propuesta del Rector los echó para atrás.

Luego coloqué el nombre de la Doctora Deniz Luz Molina y conseguí que 67 artículos académicos hacen referencia de esta profesora en los últimos cinco años. Y esta comparación que presento no es caprichosa, lo hago obviamente para desmontar la olla que de nuevo quisieron montar los acólitos de la señora Acosta.

La otra razón del por qué lo hago es porque no tengo empacho en asumir una actitud pública de agradecimiento hacia esta profesora y su equipo académico porque gracias a su equipo entre los que quiero mencionar a la doctora Ana Iris Peña, al doctor Jesús Olivar, entre otros logré presentar, bajo su asesoramiento los tres diplomados que forman parte de mi metodología de trabajo para mi tesis doctoral. Mientras este equipo académico me brindó apoyo para avanzar en mi trabajo de tesis doctoral, los operadores de la señora Acosta me torpedearon al punto de hasta negarme el derecho al estudio.

Efectivamente, la Comisión Asesora de la Jefa saliente se negó a cerrar el segundo diplomado que ya tenía resolución y también negó la apertura del tercero. En esa misma reunión donde se me negó el derecho al estudio, también se negó una petición que hizo la Doctora Lizbeth Gutiérrez Jefa del Doctorado de Educación para que yo participara como profesor en uno de los subproyectos de maestría. Todo eso ocurrió el semestre pasado, y para rematar la guinda se me negó carga académica en el programa de pregrado en el subprograma de Ingeniería en Informática siendo que allí ya yo tenía una continuidad administrativa. Inclusive como ya hice mención en otro lugar uno de los operadores de la señora Acosta me sacó del grupo de whatsapp del Programa y el colega Marcos Jerez me incorporó de nuevo, la razón que argumentó este alfil de la señora Acosta era que yo había agredido a un profesor físicamente, cuando lo que ocultaba es que ese personaje al que supuestamente agredí lo denuncié antes la autoridad competente que hizo silencio administrativo porque fue contratado de manera ilegal como profesor de Educación Física siendo que en dos oportunidades en el 2016 y en el 2017 había sido reprobado. Así actúan estos nefastos personajes que después se quieren hacer pasar por víctimas cuando en verdad son todo lo contrario.

Así las cosas en la UNELLEZ avalaré todas las acciones que apunten a fortalecer a la Academia independientemente de quienes lleven a cabo estas acciones. Por tanto las aplaudiré; así como denuncio todos aquellos actos que lesionen el buen proceder en canto a lo académico se refiere; me alejo de los fanáticos irracionales que se empeñan en criticar todo y poco o nada aportan. En este caso aplaudo la medida de sustituir la pasada dirección por la doctora María Daniela Uviedo que ha sido designada como nueva Jefa de Estudios Avanzados del VPDS, desde ya puede contar conmigo para contribuir en lo que pueda a fortalecer su gestión. Felicito públicamente una vez más a las doctoras Ana Iris Peña y a la doctora Deniz Luz Molina por todo el apoyo que he recibido de sus respectivos equipos de trabajo, por todo el apoyo recibido para culminar con éxito mi Doctorado en Educación. Y en esta oportunidad también le digo al Rector que esta ha sido una decisión acertada, esperemos que continúen los cambios y se incorporen docentes universitarios de excelencia en los cargos académicos y no operadores políticos mediocres y oportunistas.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 812 veces.



Isidro Camacho

Isidro Osvalinoc Camacho Manzano Docente Universitario, Profesor a dedicación exclusiva UNELLEZ-VPDS Barinas.

 osvalinoc@gmail.com

Visite el perfil de Isidro Camacho para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: