PSUV la fuerza política más fuerte de Venezuela

"Los partidos políticos concebidos dentro de la lógica del capitalismo liberal, incluyendo las formas partidarias creadas para confrontar los partidos de la burguesía, parecen caducar, imponiéndose la necesidad de nuevas reflexiones respecto a las formaciones políticas y sociales revolucionarias correspondientes a la actual etapa histórica de la humanidad."

Narciso Isa Conde (antes del 2006)

Comienzo esta disertación escrita citando las palabras de este reconocido escritor y militante de izquierda dominicano para entrar en correspondencia con el análisis de carácter externo del Partido Socialista Unido De Venezuela, en contraposición con el acontecer político nacional de tipo electoral, ya que una manera muy firme de observar la fortaleza y vigencia de los partidos que participan en la política nacional de manera activa es en el acto electoral.

Con más de 60 años de una democracia de partidos bien sea participativa y/o representativa el actual momento que vive el partido de gobierno es sin lugar a dudas objeto de revisión por parte de la militancia, y cuando se dice de esta forma es que la directiva o cúpula del mismo debe reorientarse a sí misma para propiciar la revisión de los factores que inciden en el debilitamiento del partido. Y este debilitamiento del partido no es porque sus principales autoridades se muestren inseguros individual o políticamente endebles desde las distintas plataformas del gobierno que ocupan, sino por los resultados obtenidos en los últimos procesos electorales donde a pesar como señalo en el título de este escrito; la principal fuerza política del país la cantidad de apoyo ha disminuido notablemente desde la muerte de Hugo Chávez quien dejo prácticamente 8 millones de votos duros pertenecientes al partido, situación que se ha acentuado luego del año 2018 cuando el actual presidente Nicolás Maduro obtuvo la victoria con 5.988.430 millones de votos de los cuales el Psuv aportó un poco más de 5 millones en solitario para ser nuevamente el principal partido del polo patriótico.

La sumatoria de los últimos comicios acaecidos este 21 de noviembre, denominados como las "megaelecciones" daban al Gran Polo Patriotico Simón Bolívar una cantidad aproximada a los de 4.026.234 millones de votos de los cuales aproximadamente 3.450.000 fueron el aporte del PSUV. Esto demuestra estar muy por encima frente a otros partidos del polo patriótico y sobre los partidos de oposición, donde las distintas tarjetas unitarias MUD y Alianza Democrática, por mencionar partidos tradicionales como Acción Democrática, Copei y el Mas, al tener que realizar coaliciones partidistas y politiqueras con el único fin de serle competitiva en el marco electoral al PSUV, dichas organizaciones han visto reducir su cantidad de militantes y sufragios de igual manera partidos opositores en la palestra como Primero Venezuela , Fuerza Vecinal, Un nuevo tiempo etc.

Teniendo en cuenta estos números observamos que el PSUV actualmente sigue siendo la fuerza política más compacta del país pero como máximo exponente del gobierno ha visto reducir su ventaja y su potencial. No se duda de la capacidad organizativa del partido ni de su maquinaria o de su talento movilizatorio. Sin embargo también es un reflejo del carácter abstencionista del universo electoral venezolano. La abstención en las ultimas presidenciales, legislativas y regionales están marcando la ruta de una desmovilización del militantes, y esto es un reflejo para todos los que hacen vida en un partido político. Por ello citaba al principio lo siguiente "necesidad de nuevas reflexiones respecto a las formaciones políticas y sociales revolucionarias". Esto con el objetivo que las autoridades, cabecillas, cúpulas, líderes, apóstoles del partido o como quieran denominarse, se dejen hacer una revisión por parte de la militancia porque aparte de la excusa de la pandemia las demás organizaciones políticas están presentando un abandono paulatino del militante y del ciudadano, para quienes analizamos la participación y la abstención electoral como síntomas de la democracia y de las formas de gobierno cabe bien no dejar pasar por alto lo que se expresa con estos dos fenómenos sociales, al parecer conquistar el poder así sea con pocos parece el objetivo de las organizaciones políticas en la Venezuela Contemporánea.


 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 359 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter