Pascualina Curcio, como el caballo de los bandidos, y Mario Silva

No sé por qué uno no puede desligar a Pascualina Curcio de Mario Silva y a éste de la palabra "manipulación"...

Hay que destacar, antes de que Mario Silva interprete estas palabras a favor de maduro, que lo que llama Pascualina Curcio "guerra económica" es, al fondo, una lucha de clases, como lo dice más adelante. Yo agregaría que el término de "guerra económica" debería ser usado para señalar un aspecto técnico aplicado por los capitalistas en esa lucha de clases, en el fondo se trata de un estado "natural" de tensión y lucha permanente que libran los propietarios para explotar y apropiarse del trabajo ajeno… En rigor, la guerra económica no existe, en el gobierno se usa como excusa para salvar a un grupito de empresarios cómplices del gobierno en el robo de millones de dólares. Se busca distinguir entre los que hacen la "guerra económica" y los "empresarios honestos". Pero son precisamente los honestos los que se roban los dólares… Lamentablemente para todos, no existen empresarios privados honestos, no hay empresarios capitalistas que no quieran explotar a sus trabajadores, al pueblo pobre y a la sociedad en su conjunto, que no se aprovechen de algo o de alguien.

"Esta guerra, sin precedentes históricos por sus dimensiones – dice Pascualina Curcio – comenzó en 1999 y se intensificó en 2013.

Es natural que bajo el alerta de un socialismo, en 1999, la propiedad privada usara todos los medios para boicotear la producción y distribución de bienes y servicios. Pero la reacción natural de un gobierno socialista, si acaso no se tomaron medidas directas de confiscación y expropiación de empresas privadas, ha debido ser… hacer eso precisamente, tomar el control total de los procesos económicos a gran escala dentro de la actividad de producción de bienes y servicios, comercial y de la actividad bancaria financiera; si se hubiese hecho esto hace seis años nos hubiéramos evitados un mundo de problemas e indefiniciones; Venezuela estaría en otra situación y en pie de lucha de verdad.

"Queda de manifiesto que subyace una lucha de clases… cuando en el circuito de los mercados privados la relación salario, precio y ganancia planteada por Marx resulta grosera. …El obrero que hornea panes y percibe un salario de 40.000 BsS/mes, es decir, un poco más de 1.000 BsS/día, no puede adquirir ni siquiera uno de las tantas decenas de panes que horneó al día. El precio de cada pan es 10.000 BsS. La diferencia está en la ganancia."

Pascualina reconoce el estado continuado de verdadera explotación de nuestros trabajadores en estos últimos siete años y que 98% de la actividad industrial y comercial pertenece al sector privado,

"El sector público no produce harina de maíz precocida, arroz, pasta, aceite, margarina, papel higiénico, dentífricos, ni medicamentos, lo hace el circuito privado, … las transnacionales – y las nacionales, decimos nosotros –, que en el marco de esta guerra llevan siete años quejándose y exigiendo divisas baratas al Estado para cumplir con su responsabilidad de abastecer al pueblo venezolano."

Se le olvida decir a Pascualina que Chávez había comenzado a confiscar tierras y empresas abandonadas, y que también había advertido el problema con el financiamiento al sector privado con divisas baratas para la producción y los primeros casos de trampas y robos con los dólares, recomendando que se hiciera la importación directa por el Estado de los insumos y bienes necesarios. Y también decir que, a pesar de eso, desde hace seis años es el mismo gobierno quién aúpa la actividad privada y entrega los dólares al sector privado nacional e internacional, aun conociendo de esta advertencia. Hoy día Castro Soteldo se ha dedicado a convencernos a todos que son los empresarios privados quienes van resolver el dilema de la "lucha de clases", con un engendro que él llama "burguesía revolucionaria". Claro que es un sarcasmo, pero además es, departe de Castro Soteldo, una estupidez, o lo que llama el psicoanálisis un "acto fallido". Si se tiene consciencia de que existe una Lucha de Clases y te consideras socialista, no deberías apoyar al enemigo, ni siquiera de forma transitoria, y mucho menos de una forma "doctrinaria"; el tipo realmente está confundido, o es un perfecto pícaro que de esto obtiene algún provecho personal… y entonces se le "chispoteó" lo de "burguesía socialista". Lo mismo vale decir para Jesús Farías… y todo el gobierno.

Luego dice Pascualina un poco tarde – y aquí no sé cómo hará Mario Silva para disimular esta recomendación expresa que hace la Curcio..., cuando la invite la próxima vez a su programa –, que esta es "La oportunidad de oro: Solo fortaleciendo el circuito público, colectivo, estadal y comunal derrotaremos la guerra económica. Es el momento de avanzar en la construcción del socialismo bolivariano del siglo XXI."Le añadiría a su proposición la confiscación, expropiación y socialización de todas las empresas abandonadas, que especulen, roben, conspiren en contra del pueblo trabajador, y así quedamos parejos, a despecho de Mario Silva y sus amigos del gobierno.

¿Por qué Mario Silva viene a cuento? Porque es un factor de manipulación de los análisis que hacen los demás, explicándolos al revés, torciéndolos a favor de maduro, así como Diosdado lo hace con la palabra de Chávez, sacándola de contexto, ocultando una vez y destacando otras… ¡Mosca pues!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4750 veces.



Marcos Luna


Visite el perfil de Marcos Luna para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Marcos Luna

Marcos Luna

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Medios de Comunicación


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Economía



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a282619.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO