La tramoya imperialista

Como cuento de terror, pareciera que el debate político mundial, se centra en nuestra amada tierra, toda una tramoya montada por las potencias mundiales, ante el presente económico que nos atosiga, un mal buscado, a consecuencia de las deudas y compromisos neoliberales adquiridos, promovida por la Banca Internacional y auspiciada por Nicolás Maduro y sus secuaces rojiazules, deudas ilegítimas, inconsultas, que han generado un gran despilfarro, en el momento de mayor crecimiento económico del país –como refrán popular- la gallinita de los huevos de oro se quedó sin alimentos, por la falta de gerencia y las nefasta políticas de inversión de ambos sectores derecho-izquierdista, pues son cómplices de eso, el pueblo no tiene ninguna duda; pero igual hay que sacarles sus huevitos de oro, "como sea". De allí ahora la política extractiva del Arco Minero del Orinoco, dirigido por una empresa militar Compañía Anónima, para la explotación y hurto del 12% del territorio nacional, según Decreto Presidencial 2248, firmado por el seudopresidente Nicolás Maduro.

En los últimos años se ha originado un progresivo y exacerbado endeudamiento internacional, para garantizarse el poder del psuv-mud, éstos en confrontación y pacto de cómo se reparten el convite; sin consulta al pueblo tal endeudamiento y rompiendo el orden constitucional, como de costumbre, ahora, las potencias buscan nuevos actores para justificar la intervención extranjera, y aparece Guaidó como tal héroe del cuento, queriendo buscar soluciones, otro germen necesario igual que Chávez. Y la tramoya ideológica va caducando, una cuarentena la "derecha", una veintena la "izquierda" y en ambas aparece el especulador, en este caso, el FMI, el BM y la Reserva Federal, la banca internacional pues; ambos sectores responden a los intereses de la ultra-derecha mundial. Una vez que los compromisos van cesando se confabula ante el mundo una tragicomedia seudoideológica, mientras el trasfondo de la verdad, es el default financiero, como ocurre con Cistgo, algunos expertos petroleros ya habían anunciado tal aberración donde se esconde ésta tramoya, entre los unos y los otros que el pueblo aborrece y que ya cansado no cesa de denunciar, para dar las estocada final al más doliente que es el pueblo en su sensible manifestación de hambre y cualquier necesidades sociales, con medidas de amedrentamiento, zozobra, enfrentamientos mediáticos, que conllevan a la población a una agonía social lenta, y que prevalezca el hurto de nuestros recursos a partir del leguleyismo internacional. .

Entonces los sabios internacionales, se rasgan las vestiduras por defender la componenda y hacen muy bien el papel de arlequines como entretenimiento para mantener la gente distraída; mientras se renegocian las deudas y se sigue repartiendo soberanía. Es necesario recalcar, que aquí cada uno viene por lo suyo y los seudo izquierdosos externos que se parcializan por Rusia y China para continuar el bochinche dogmático que ha permitido por años el saqueo de nuestras riquezas, esperan como sanguijuelas, su cuota parte.

Nosotros, el pueblo que amamos a Venezuela porque la sentimos y estamos enraizados en esta tierra de gracia, debemos comprender la farsa histórica a que venimos siendo sometidos, a partir del proceso colonizador, debemos salir definitivamente de esa burbuja eurocentrista que impide nuestro desarrollo, es necesario reconocernos e identificarnos como consanguíneos, debemos alertarnos de la verdad oculta, el Profesor Pablo Hernández de la Universidad de Yacambú, experto petrolero, refiere:"La crisis que padece la mayoría de la población venezolana es una edición corregida y mejorada de esta vieja estrategia "imperial". El país con las mayores reservas petroleras del mundo está hipotecado y quebrado". Cómo ocurre tal engaño, por nuestra falta de entendimiento en los intereses de Poder, y la ceguera sobre lo nuestro.

El Profesor Pablo, ya advertía en su análisis titulado UN FANTASMA RECORRE A VENEZUELA, ES EL FANTASMA DE 1814 que: en el 2016 llegara el FMI y la banca internacional a concluir su política neomalthusiana disfrazada de restructuración de la deuda y programa de ajuste, por lo que el fantasma de la guerra a muerte del gobierno, militares, policías y delincuencia contra la sociedad venezolana seguirá azotando el territorio nacional… como una versión criolla de la política de "olvido y perdón" desarrollada en Argentina Chile, Brasil,etc"

Aquí entonces, se trata de comprender que venimos siendo oprimidos por los dividendos mundiales porque ellos, las grandes potencias, defienden sus intereses- privilegios, de allí su accionar especulativo para negociar, no les importa en ningún momento los derechos de nadie y de ninguno, mucho menos de un pueblo trabajador como el nuestro que día a día apuesta a la vida, a menos que sea para explotarlo, como ocurre en sus propios países, no se requiere de los estudios y análisis más docto para comprender esa triste tragedia, nosotros el pueblo, debemos cerrar filas desde nuestro entorno, no permitamos el chantaje de ningún sector politiquero que vengan con cuentos de ningún camino. Solo queremos vivir en armonía, en paz, en tolerancia, en solidaridad; esa ha sido siempre nuestra esencia gentilicia. Entonces solo requerimos convicción de lo nuestro, convicción de qué es lo que defendemos y como lo defendemos, nos toca dar la cara por Venezuela todos unidos sin miedo pues ya no toleramos mas la tramoya imperial. Solo el pueblo salva al pueblo!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 585 veces.



Yasmeli Pernía

Activista por la Contraloría y la Auditoría pública y ciudadana. Merideña. Militante de Marea Socialista

 yasmeli2673@gmail.com

Visite el perfil de Yasmeli Pernía Guillén para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: