Azimut revolucionario

El compromiso histórico de la Copa América

La COPA AMÉRICA 2007 es un hecho. El presidente, tras solicitar a la confederación suramericana de fútbol que Venezuela fuera la sede para este evento marcó un hito en la historia del fútbol continental y se perfila el país entonces como uno de los más importantes en infraestructura deportiva con los nueve estadios sedes que se construyen por completo o que en algunos casos están siendo remodelados y acondicionados.

El compromiso es histórico y es para todo el pueblo y la dirigencia gubernamental un reto entusiasta el ofrecer los servicios de primera que servirán de plataforma para albergar a todos los temporadistas y fanáticos de todo el mundo que siguen al buen fútbol en cada uno de sus certámenes.
Como deben saber algunos que leen este artículo, la COPA AMÉRICA es la competencia futbolística más antigua del planeta, es decir, la competencia de selecciones nacionales de mayor antigüedad. Allí quizá radique su importancia, aunado a esto, el gran despliegue de inversiones en términos de infraestructura vial, urbana, sistemas de transporte, reacondicionamiento hotelero y de servicios en general.

Para la realización de este evento Lara, por ejemplo, habrá ejecutado grandes e imponentes obras que significarán el crecimiento inexorable de su economía y su dinámica turística para siempre.
La circunvalación norte, la autopista Barquisimeto Acarigua, las vías rurales o agrícolas de acceso a los lugares turísticos más remotos del estado, el pabellón de Hanover, la red hotelera, el sistema de transporte, el mejoramiento de las vías troncales como el distribuidor de Valle Hondo y las vías del norte de la ciudad capital. Se estiman que más de 1500 unidades serán sacadas a las calles para el fortalecimiento de la red de movilización y transporte público a nivel nacional para lo cual Lara podrá contar con al menos 300 de ellas para seguidamente poder contar con lo que se llamará la red de turismo social que tiene por objeto dar la oportunidad a aquellas familias de escasos recursos de poder conocer su país a través de una campaña que el ministerio de turismo tiene prevista para facilitar el desplazamiento entre cada una de las sedes del evento.

Este fin de semana el presidente del comité organizador nacional de la COPA , Aristóbulo Istúriz, se acercó junto a todos los equipos por regiones para diseñar el cronograma de actividades y en la visita se realizó una inspección al estadio monumental de Palavecino con el objeto de ver sus adelantos. El resultado: un éxito. El estadio de Palavecino se erige como el de mayor envergadura a nivel nacional y en la promesa de ser el espacio exclusivo para el fútbol con mejores características técnicas para alojar cualquier evento de corte internacional. Este gran paso para el estado Lara seguramente se traducirá con el pasar de los años en que sea la entidad futbolística por excelencia y ese es un sueño que muchos esperamos ver cristalizado con las escuelas de fútbol que nacerán a partir de esta gran infraestructura. Habló el ministro de una campaña para hacer del conocimiento de todos los niños en edad escolar la construcción de los diferentes estadios, en una serie de visitadas guiadas y coordinadas por el IND. Como ven, la realización de este evento será algo histórico y sin precedentes.
Sin embargo, algo que no puede el gobierno construir ni con todo el dinero del mundo es la conciencia ciudadana para la atención turística, para el servicio de primera que debemos prestar como anfitriones de la gente en todas las áreas. De allí que el compromiso sea de un pueblo, de un estado en su forma más integral y no de un gobierno o sector político. La COPA AMÉRICA debe ser un evento de todos y para todos, vamos a darle una lección al mundo. Vamos a explicarle al mundo lo que es una verdadera revolución socialista.














Esta nota ha sido leída aproximadamente 1728 veces.



Luis Jonás Reyes Flores


Visite el perfil de Luis Jonás Reyes Flores para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Jonás Reyes Flores

Luis Jonás Reyes Flores

Más artículos de este autor