Más allá de la política: Fui a misa y salí peor a como entré

"Estamos viviendo no tiempos de crisis, sino más bien, tiempos apocalípticos, es decir: espantosos, terroríficos, enloquecedores, y esto está afectando el destino de la humanidad. Claro está, el destino se puede cambiar siempre que la gente entiende que la ciencia podrá clonar a los animales, a los humanos, pero jamás a Dios, Él es Omnipotente, Omnipresente, Él es Omni -Todo-. Si entendemos que Dios es Totalidad, Único y Supremo, no lo podemos desafiar"

"Fui a misa y salí peor a como entré. Quería hasta confesarme". Esta fue la expresión que con inmenso dolor me manifestó esta semana una amiga muy devota, muy creyente, muy cristiana, muy católica. Amiga que tenía meses que no veía. Por razones obvias no diré su nombre, pero al verme se alegró tanto que lo primero que me dijo fue que se había acordado mucho de mí porque vengo diciendo que la casa de Dios, su templo, nuestras iglesias se están usando para el proselitismo político de los prelados y ostentosos representantes de la iglesia católica. Ella me comenta que nunca en su vida había visto y vivido lo que está sucediendo en las iglesias ¡de cómo "algunos" sacerdotes han estado utilizando el tabernáculo para que desde ese lugar sagrado hablar en el nombre no de Jesús, sino, a modus propio de asuntos políticos! y que ojalá fuera como lo hizo monseñor Arnulfo Romero en el Salvador, para salvar al pueblo de sus asesinos, los verdaderos dictadores, como los que quieren tomar a Venezuela

Ella se pregunta desconsoladamente delante de mí y sin fingimiento ¿si voy a misa para encontrarme con el Dios de todos, de los chavistas y opositores, porque los sacerdotes tienen que empezar a hablar de política en vez de lo que decía Jesús consolando a los atribulados? ¿Si uno va a misa para buscar el aliento de Jesús en un momento de tribulación como está viviendo el país porque tiene uno que escuchar a los párrocos hablar de política? ¿Qué sentido tiene que yo vaya a misa si la terapia es del sacerdote y no mía? ¿Ahora como busco al sacerdote de la parroquia para confesarme con esta situación que se está presentando en las misas?

Tantas preguntas me perturbaron ¿Que le podía responder este pecador a alguien que no solo ora a diario, sino que también es servidora practicante de cristo Jesús en sus menesteres? ¿Cómo se consuela a alguien con tanta pesadumbre en su humanidad por estar tan desconcertada con lo que escucha y ve en las misas? ¿Por qué tantos mensajes subliminales en la casa de Dios? Ella siempre me dijo que uno debía ir a misa, pero que ahora duda ¿Qué le podía responder?

Mi amiga me ofreció el siguiente fragmento que para ella representa la misa del domingo sacado de algún lugar. "El domingo, día del Señor, es la ocasión propicia para sacar fuerzas de Él, porque Él es el Señor de la vida. Participar en la celebración dominical, alimentarse del Pan eucarístico y experimentar la comunión de los hermanos y las hermanas en Cristo, es una necesidad para el cristiano; es una alegría; así el cristiano puede encontrar la energía necesaria para el camino que debemos recorrer cada semana".

Ella al igual que muchos (as) se preguntan ¿Por qué las misas están convirtiendo los santuarios de Jesús en templos de mercaderes políticos? ¿Por qué otras iglesias o religiones están ganando terreno en su feligresía? ¿Se está volviendo ingobernable la Iglesia Católica a escala planetaria? Redundo: Ya el Papa Francisco nos esta advirtiendo sobre el crecimiento de la cultura de "destrucción" en el mundo https://www.aporrea.org/internacionales/n308095.html

 

Nuestro legado… también es sagrado

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 902 veces.



Iván Méndez


Visite el perfil de Iván Méndez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Iván Méndez

Iván Méndez

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a246139.htmlCd0NV CAC = Y co = US