No solo de prostitución puede vivir el venezolano

"Prostituirse es comúnmente fácil. Asombrosamente la palabra Prostitución tiene muchos seudónimos como pocas. Así que si alguien quiere saber si se ha prostituido solo debe buscar algunas de estas aserciones a ver si ya lo está"

Manifiesto que el nombre de este artículo y algunas ideas me lo inspiró Jesús Silva con su artículo Prostitución de los "Nuevos Constitucionalistas" aunado a otras que

La parábola pronunciada por Jesús el cristo crucificado "No solo de pan vive el hombre" es buena tenerla muy presente, porque nos dice y nos enseña que podemos hacer énfasis en la parte espiritual que es la base "fundamentar" de toda vida humana, porque sin ella el pan, es decir lo material, solo es o es solo alimento vano, vacío, insustancial, y por ende podemos asegurar que ambos planos se complementan en una perfecta armonía divina.

Me atrevo a repetir a esta altura "No solo de pan vive el hombre" para dar el testimonio central de este artículo, porque hay que reconocer también que muchos gozan y se enriquecen con la prostitución. Aquí en mi amado y extraordinario país Venezuela, mucha gente se ha prostituido con todo; con los cargos, con el poder, con el dinero, con el tráfico de influencia, con el Dólar Today, con los carros chinos, con el bachaquerismos, con las guarimbas… ya va, se acuerdan algunos de los jeep de Ciliberto por ejemplo, el BTV, Caso Turpial, ¡el Sierra Nevada de Carlos Andrés Pérez CAP! otra vez ya va, ya va. No puedo seguir escribiendo y recordando inclusive casos de la cuarta, porque estamos en mucha desventaja para nombrarlos, porque la mayoría joven no lo recuerda y seria como arar en el mar, porque los benditos medios de comunicación en Venezuela sufren de amnesia temporal conveniente –expresión inventada por este servidor hace muchos años y colocada en alguna oportunidad en primeros artículos- los medios de comunicación en Venezuela lo que hacen es replicar la información perversa y maquiavélica -la teoría de Joseph Goobbels, repitiendo mil veces- y no educan a nuestros jóvenes. La sociedad hoy día, es abarrotada por los medios privados que nos fragmentan constante y continuamente para que solo veamos la doctrina del capital, que es lo que les importa y nuestros medios públicos con tantos canales de radio, prensa y televisión, solo pocos con buena programación para hacerle competencia aun no llegan a la mayoría de las masa, porque los privados han estudiado todo comportamiento de la conducta humana y nos llevan ventajas en la publicidad.

Soy de la creencia –lo manifiesto en todo espacio- que lo espiritual es como una regleta principal en cualquier sistema electrónico; servidores, PC, todos los equipos de tele, otros… Por practicidad llamemos a la regleta, cualquier sociedad del mundo; nación o cultura, y en dicha regleta se pueden colocar por ejemplo, todas las tarjetas cómo de video, audio, muchas otras… para lo que fueron creadas. Llamemos también por practicidad a las tarjetas como lo material; dinero, casa, carro, vestimenta, alimentos, otros, para mantener nuestras funciones y satisfacciones que realmente se requieren para que un sistema funcione y no colapse. Seguro estaremos que ningún sistema no podría funcionar sin lo uno ni lo otro. En pocas palabras, ese sistema de la sociedad a la cual muchas personas pertenecen no serviría.

Ahora quiero hacer referencia al caso en Venezuela que nos compete a tod@s, porque es nuestro sistema, al que pertenecemos. Nosotros como tarjeta muy importante del mismo sistema, debemos hacer lo imposible por funcional de la mejor manera como tarjetas –lo material- que a través de la regleta -lo espiritual- estemos en una sinergia extraordinaria de funcionamiento.

En resumidas cuentas querid@s lector@s, si no fortalecemos la regleta espiritual y no se toma como la base "fundamentar" de nuestro extraordinario país Venezuela, cuando las tarjetas de cada uno de nosotros reciba cargos, nombramientos públicos o privados, cuando las tarjetas quieran funcional solas, aisladas, individualmente, pero ya viciadas por cualquier virus como la corrupción, la malversación, la malas acciones, con condenadas intensiones de gualambear, incendiar, asesinar, drogar, no trabajar… entonces la prostitución de la tarjeta generará un desvanecimiento en la regleta y el sistema al cual pertenecen todas las tarjetas, hagan lo que hagan los encargados del sistema, el mismo no podrá funcionar, no servirá, colapsará tarde o temprano o más temprano que tarde, lo que se traduce inexorablemente en que "No solo de prostitución puede vivir el venezolano", lo espiritual es vital para que todo funcione correctamente, sin ello, la sociedad venezolana volverá a ser lo que era hasta 1998

Nuestro legado… también es sagrado

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1049 veces.



Iván Méndez


Visite el perfil de Iván Méndez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Iván Méndez

Iván Méndez

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a242355.htmlCd0NV CAC = Y co = US