José Leonardo y Hugo Chávez, liberación del pueblo ayer y hoy

Que ocasiono el proceso de rebelión liderado por Jose Leonardo, la necesidad de la liberación del pueblo de ese entonces se centraba en romper las cadenas que esclavizaban a nuestros ancestros, evitar el maltrato de los mismos y eliminar el excesivo cobro de impuestos de la corona española, esto impulsó a José Leonardo a desarrollar un movimiento que cambiara la realidad social de quienes desde ya identificaba como sus iguales, los más humildes, esclavizados o no.

¿Pudo José Leonardo tener mayor efectividad en su revolución de no ser por la traición de uno de los que debían como el apoyar a los más débiles contra los más poderosos?, es el desmembramiento del cimarrón chirinos la advertencia que como ayer, hoy en día nos da el imperio articulado con sus lugar tenientes personificados en los grandes empresarios, que como una muestra de su poder oprime a nuestro pueblo negándole servicios y necesidades básicas.

¿Estaremos a tiempo de volver a la serranía y reagruparnos para vencer y liberar a nuestro pueblo para siempre de las cadenas que le oprimen y le impiden levantarse y avanzar?, hoy como antes tenemos como nuestro cimarrón muchos detractores dentro de nuestras filas, quienes en el momento menos esperado podrían vender la lucha por miserias y promesas que como antes jamás serán cumplidas.

Sin miedo como siempre, apostemos a nuestra libertad plena, con orgullo levantemos las banderas de lucha del pueblo y dejemos atrás todo y a todos los que debemos dejar para triunfar, refinemos nuestras alianzas y analicemos cada paso, hoy la historia nos da una oportunidad más de romper nuestras cadenas, comenzamos esta senda con José Leonardo y muy a pesar de los imperios de antes y de ahora se levantó e insurgió una y otra vez un bravo pueblo que no se acostumbra a los latigazos, y que no teme a dejar en la conquista de la libertad su propia vida como ofrenda.

Convencida de una total manera que es de los tiempos difíciles de donde salen las mejores herramientas para la batalla, y donde se perfilan los nuevos liderazgos a los que sin egoísmo debemos dar paso para fortalecer la lucha y la liberación que soñamos desde el momento de nuestro nacimiento, llamo a la unidad que nos dejó como última palabra el comandante Chávez, adelantándose como siempre a los posibles acontecimientos en su posible partida física.

Pues si antes los castigos eran físicos, hoy el imperio nos da unos más avanzados ante la osadía de querer decidir nuestros destinos, a los que hoy igual que antes este pueblo arrecho resistirá y vencerá, para eso es necesario que depongamos nuestras miserias y unifiquemos nuestros esfuerzos en forma y método para disparar certeramente a nuestro único enemigo de siempre, el imperio, dueño del sentimiento de superioridad colonizadora que pretende dirigir todas nuestras acciones para apropiarse libremente de todo cuanto nos pertenece, la dignidad, los recursos naturales, el territorio, y el derecho a escribir nuestra propia historia.

Cimarrones somos y seremos para siempre, y como tal lucharemos por el derecho a ser y existir hasta el último minuto de nuestra existencia en el mundo, tras los pasos de José Leonardo y Bolívar con todo su ejército de libertadores, camino el comandante Chávez solo para demostrar una y mil veces que la historia la escriben los pueblos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1085 veces.



Eubel López

Artista plástico, Social Media Manager, investigadora.

 liscet@gmail.com      @Liscetx

Visite el perfil de Eubel López para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eubel López

Eubel López

Más artículos de este autor