Antes y después del 6-D, Venezuela tiene una deuda impagable

En una oportunidad de reunión familiar, mi viejo se dirigió a sus hijos con una reflexión que me marcó para siempre. Después de tantos años, no recuerdo con exactitud cuál era el tema en cuestión, pero la reflexión decía algo como así: mis hijos "Una deuda económica es una deuda sencilla y fácil de pagar, porque el compromiso puede cumplirse en cualquier instante que se disponga de dinero, pero una deuda moral es impagable, porque siempre uno estará comprometido con ese alguien que nos dio la ayuda, cada vez que se piense en ese préstamo y se vea a ese alguien.

Desde la aparición de nuestro Comandante Eterno en la vida de los ciudadanos de este extraordinario país, Chávez pregonó por todos los puntos cardinales que en Venezuela se tenían muchas deudas sociales con el pueblo y que se dedicaría a pagarla empezando por cancelar muchos pasivos de todo tipo pendientes, empezando así a cambiar la educación y los recintos educativos, viviendas para los pobres de los ranchos, pagar una de las deudas más importantes del ser humano, la alimentación, centros de salud en las comunidades, vehículos para los de clase media, así como la deuda con las personas que presentan condiciones especiales, las pensiones y pare de contar las deudas que este ser tuvo que pagar de otros, "un verdadero loco" para pagar esta deuda.

En sus primeros años de gobierno, Chávez pagó pasivos acumulados que se tenían desde más de dos décadas sin cancelar, prestaciones, fideicomisos, contratos y atrasos salariales pendientes, una deuda económica social que nadie se atrevió a cancelar por lo cuantiosa que era para los presupuestos de la nación y de la ambición de muchos, que se hicieron la vista gorda como aquella extinta CTV, los políticos de cuello blanco, empresarios y oligarcas de la cuarta república para no cancelarla. En la educación por ejemplo, Chávez eliminó el cobro de la matrícula escolar para incluir en esos primeros años más de 600 mil niñ@s que gracias a él fueron a los salones de clases con canaimitas y no a las calles como delincuentes. Empezó a construir escuelas, liceos y universidades para aumentar la escolaridad con dignidad social y desaparecer la deserción escolar, así los padres y representantes ya no tendrían hijos ociosos en los ranchos de la cuarta, ranchos que por cierto, empezaron a ser cambiados por viviendas dignas y bien equipadas, para que pudieran estudiar con salud y poder llegar a la meta de un título, Chávez les garantizó la alimentación a los niñ@s desde los primeros niveles educativos, porque sabía que esa era la generación del futuro, la descendencia de relevo, su generación de oro y del siglo 21 como orgullosamente este experto de las ciencias económicas populares la llamó en su visión. También fue cancelando la deuda de la salud familiar con la construcción de centros de salud primarios como Barrio Adentro en el entorno de sus hogares, para atención preventiva y descongestionamiento de los grandes hospitales, siguiendo con la construcción de Centros de Diagnóstico Integral, de Rehabilitación, Ambulatorios y Grandes Hospitales como el Cardiológico Infantil "Dr. Gilberto Rodríguez Ochoa" y otros centros de salud para que no pagáramos en las clínicas privadas del capitalismo salvaje. Tampoco la clase media se puede olvidar que tienen vehículos ensamblados o construidos en Venezuela a un precio muy distante del mercado capitalista asi como viviendas para este estrato social. Chávez de la misma manera se preocupó por cancelar la deuda de atender las personas con diversidad funcional para convertirse en verdaderos atletas trayendo medallas a nuestro suelo Patrio e incluirlos por cierto en el 5% de las nominas en las empresas ¿quién le daba trabajo a estos seres humanos?

¿Verdad que parecen puras historias, cuentos de camino? Pero resulta y acontece que esas historias debemos revisarlas para ver, entender, tomar "conciencia" y fortalecer el espíritu en estos tiempos de crisis que está viviendo la humanidad, de no olvidar que tenemos muchas deudas pendientes con Chávez y la Revolución Bolivariana. Claro está, aún falta mucho por saldar, pero ¿Es que acaso no hemos entendido el compromiso de la deuda espiritual que tenemos? ¿Qué debemos cancelar los créditos que se nos han otorgado? y ¿Que en tiempos de crisis debemos empezar a pagar con algo de agradecimiento, por lo menos? o ¿Cómo olvidamos la "deuda moral" que tenemos con el precio subsidiado de la gasolina más barata que el costo del agua capitalista? haciéndonos los locos para que no la aumenten y sigamos con esa deuda de derroche de combustible pendiente con el ambiente.

¿Cómo podemos olvidarnos de Nuestra Carta Magna o el Plan de la Patria? donde está todo el marco legal y el camino para ser una nación prospera, desarrollada, potencia, pero sobre todo justa y amante de la Paz ¿Por qué le queremos dejar a Papá Gobierno todas estas deudas impagables? y ¿Dónde están los gobernador@s, alcades@s, diputad@s y gerent@s? que son los administradores de muchos cargos. Peor aún, porque carajo tenemos que pagar con guarimbas, robos, asesinatos, viveza criolla, acaparando, bachaqueando, no trabajar ¿Será que debemos pensar que Chávez nos quedó grande como derogador de nuestras deudas económicas y sociales, morales y espirituales? Vergüenza ajena.

Que vergatario fue Chávez, que pagó una deuda pública y privada impagable por gobiernos de la cuarta, por instituciones, empresas y/o personas que debieron hacerlo y no lo hicieron por diversas razones ¿Cómo pudo hacerlo Chávez "solo" con tantos intereses a su alrededor? que pagó con creces y hasta con su vida dichas deudas

¡Qué grande fuiste Chávez! ¡Con razón te convertiste en el Gigante que eres! Pocos… siempre son los elegidos. Pero sabes Chávez, tengo una deuda moral contigo, que jamás te podré pagar en esta vida. Dios te bendiga

 

Nuestro legado… también es sagrado

ivanmendez2006@cantv.net

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1159 veces.



Ivan Méndez


Visite el perfil de Iván Méndez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Iván Méndez

Iván Méndez

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a218340.htmlCd0NV CAC = Y co = US