Binóculo Nº 189

"Todos vamos a morir…"

En realidad necesitaba concentrarme en el tema del avión de combate venezolano que cayó a tierra en donde fallecieron los dos pilotos. Tendrían que darme muchos argumentos para convencerme de que no lo derribaron, porque sé que hechos como este ya ocurrieron en países como en Tanzania, Namibia, Ruanda, Siria y otras naciones del mundo. Y en todos estaban metidas las cochinas manos de la CIA

Pero me tropiezo en Aporrea con la información de la ONU según la cual 5,9 millones de niños menores de cinco años morirán por causas que pueden evitarse. Los niños son las víctimas primarias de cualquier hecho que ocurra en la humanidad, y en la mente de todos debe estar el cuerpo de Aylan Kurdi, un niño sirio de tres años encontrado en las playas de Turquía cuando sus padres huyeron de la violencia. También su madre y otro hermano murieron, solo el padre sobrevivió. Las redes sociales se dieron banquete con la terrible foto y hasta la nazi revista francesa Charlie Hebdo, hizo una fiesta y una burla con esa muerte.

Y dice la directora adjunta de Unicef, que es el Programa de la ONU para la infancia, Ypka Brandt, que "salvar las vidas de millones de niños en contextos urbanos y rurales, en los países ricos y pobres, es uno de los primeros grandes logros del nuevo milenio, y uno de los mayores retos de los próximos 15 años es acelerar aún más este progreso".

En octubre del 2007, la misma Unicef aseguraba que "cada 3 segundos muere un niño de hambre en el mundo". Es decir, veinte niños por minuto; o lo que es lo mismo, unos 10 millones y medio al año. El mismo organismo internacional constaba que en México, 5 millones de niños estaban en miseria extrema. En el México de aquel entonces que se ha ido desdibujando y desapareciendo como nación, llevándose consigo las herencias de Rulfo, Volpi, Poniatowska, Frida Kahlo o Diego Rivera. Ahora es el México que dirige una clase política asociada a paramilitares, narcotraficantes y que tienen como defensor a unas fuerzas armadas signadas por la corrupción en donde los niños valen menos que nadie. Pero aún más, también las mujeres son víctimas en ese país de algún fenómeno imperdonable desde todo punto de vista que es el asesinato de mujeres. Único caso en el mundo con esas características.

27 millones de trabajadores de este continente tienen menos de 15 años de edad. Los niños que a diario se levantan sin nada en el estómago, y en lugar de estudiar y jugar, trabajan, mendigan o hacen piruetas en la calle en busca de la vendimia de algún samaritano, de esos que aún se conduelen del dolor ajeno.

"Es evidente que las actividades internacionales para el desarrollo se han mostrado inadecuadas en demasiados países para conseguir que las niñas vayan a la escuela", dijo en esa oportunidad la directora Ejecutiva de UNICEF, Carol Bellamy, justo al anuncio de que 120 millones de niñas no acudían a la escuela.

"Se ha puesto un mayor énfasis en ver la manera de ahorrar dinero y no de salvar vidas". Fue la enfática afirmación entonces de un miembro de Médicos Sin Fronteras cuando conoció el informe publicado por la Organización Mundial de la Salud y la UNICEF, según el cual cada 30 segundos muere un niño de malaria, enfermedad que se creía extinta. Según las cifras, en los años 90 el número de casos fue cuatro veces mayor que en los años 70, mientras que el número de muertes en hospitales es dos o tres veces más. Lo que más impotencia e indignación produce es que con sólo un dólar se puede curar a un niño de este temible flagelo. Y mientras el médico hacía esa afirmación, Estados Unidos le pedía al Congreso 176 mil millones de dólares para mantener 150 mil soldados estacionados en Irak, responsables ya de la muerte de un millón de iraquíes.

La señora Brandt, en su afirmación de ayer, parece sentirse compensada con las acciones de la ONU que solo permitirá la muerte de 5,9 millones de niños. Claro, lo compara con las cifras de hace ocho, cuando morían 15 millones de niños por año.

Yo respeto las cifras que anuncia la funcionaria, pero como para mí la ONU no es más que un elefante blanco, tengo que decir que ese dato me suena a disfraz, a mentira piadosa, a justificación de salario. Pongo solo dos ejemplos: cuántos niños han muerto en la cruenta guerra de Siria, organizada y financiada por Estados e Israel para acabar con Bachar Al Assad. Cuántos niños han muerto producto de la cruenta política represiva del gobierno colombiano, cuyo país tiene un tercio de su población desplazada hacia Venezuela, Ecuador y otras partes del mundo. Y por eso dije dos ejemplos nada más, porque no hemos hablado de niños palestinos, rwandeses, congoleños, somalíes, asiáticos y latinoamericanos, donde afortunadamente en los últimos años disminuyó el flagelo producto de las políticas de gobiernos progresistas, incluyendo el de Venezuela que erradicó el analfabetismo y la desnutrición.

El hecho real es que los responsables de resolver ese problema, no quieren asumirlo. Y nadie puede sentirse tranquilo porque 5,9 millones de niños morirán este año. Hace veinte años, en un reportaje que hacía en Colombia, entrevisté a Ángel, un niño colombiano de 11 años. Con una madurez asombrosa y una filosofía cotidiana me dijo: "todos vamos a morir, tarde o temprano. Es mejor temprano que tarde… se sufre menos". Probablemente haya muerto temprano.

Caminito de hormigas…

Fue tan patética la marcha de la oposición este sábado que pasó, que nadie hizo alusión de ello. Tampoco los medios de comunicación. Tienen la credibilidad en el piso… Hay altos funcionarios del gobierno que están convencidos del derribo del avión de combate Sukhoi. Están abocados al cómo… Camaradas trabajadores del matadero de Cojedes me denuncian que de manera intencional los directores retienen las reses hasta por siete días para autorizar el sacrificio, por lo que pasan hambre y sed. Es uno de los más sucios negocios de la corrupción, porque obligan al productor a arrodillarse… Por cierto, 400 gramos menos pesan los pollos del occidente de Carabobo por falta de alimentos… Schemel dijo que el descontento estaba ganando las elecciones. Estoy de acuerdo, pero parece que el gobierno no lo cree…



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1194 veces.



Rafael Rodríguez Olmos

Periodista, analista político, profesor universitario y articulista. Desde hace nueve años mantiene su programa de radio ¿Aquí no es así?, que se transmite en Valencia por Tecnológica 93.7 FM.

 rafaelolmos101@gmail.com      @aureliano2327

Visite el perfil de Rafael Rodríguez Olmos para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a214261.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO