Los ministros despues de Chávez derrumban la revolución

Se nos fue Chávez y se debandó el gobierno. Ya no hay chavista inclusive, que alguna molestia sienta contra el gobierno que conduce la revolución maltrecha. En los ojos de las calles de colas, inflación, inseguridad y desesperanza está el rostro de una revolución que empieza a acusar con mucha vergüenza la insensatez de sus malos expositores. Porque la vergüenza es lo que le queda ya a la revolución que Chávez nos dejó. Esquilmada ella, se prepara a un digno final de ésta, su primera etapa. Porque al fin y al cabo las revoluciones de los pueblos son imperecederas. Y uno no entiende como notables personeros de gobierno han permanecido tanto tiempo en sus despachos habiendo creado tanto fracaso en el concierto de sus gestiones. Se nos fue Giordani y Navarro y la economía tocó fondo. La soberbia no permitió su vuelta a la conducción económica de la revolución. Ahora ya no hay lugar donde enrocar ministros porque a su paso el fracaso les persigue evidente y trágico. Lo de Menéndez es patético. Lo de Jessi Chacón es inconcebible. Nadie entiende como una exministra de Ambiente ligada al alto poder que insufla ese renglón de gobierno, no responde ante el gazapo que soltara hace unos años de que "nos bañaremos pronto en El Guaire porque será saneado" Y hoy se contornea en el poder como si nada. Y el pocotón de dólares para tal hazaña, en el mismo Guaire deben serpentear entre la ñoña y enriquecimiento ilícito. Nos equivocamos hasta en lo mas sencillo. Pedir explicación a Colombia de porqué un avión colombiano vino a Buscar a Felipillo fue una torpeza de marca diplomática mayor. Ahí quedamos bastante mal. En Petroleo y Minería el único que está haciendo algo diferente en función de la recuperación de Pdvsa es Eulogio Delpino y hay serias evidencias de que es torpedeado con mucha frecuencia. Ahora lo rodearon de una cápsula burocrática de vices y contravices, que lo que harán es cobrar un billetal y opinar en lo que lo mas probable es, que muy poco o nada sepan. A lo mejor o a lo peor muy poco tiempo a Eulogio le quede en Pdvsa. Y mientras tanto un sin fin de personeros de alto gobierno medran a la sombra de una revolución inerme y desprotegida. Es la triste verdad de un dinosauriato que con mucha avidez de poder ha podido agarrapatarse en la revolución mal poniendo los conceptos inmarcesibles del socialismo que Chávez nos legó.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 6519 veces.



Neri La Cruz


Visite el perfil de Neri La Cruz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: