Sistema gestionado por el Poder Popular.

¡A tiempo! El SACO y la Economía Comunal

En el marco de la guerra económica impuesta por la burguesía contra los avances del pueblo trabajador y que apunta selectivamente a desmontar los controles (de cambio y de precio), el régimen de inamovilidad laboral, las leyes del trabajo, de pesca y de tierras y en síntesis desmontar el gobierno nacional y el control nacionalista de PDVSA, muros antepuestos por el pueblo trabajador para contener la rapiña neoliberal, surgen sobre esta crisis las condiciones para injertar y desarrollar la economía comunal.

Frente a estas condiciones y frente a esta crisis, en el estado Carabobo y desde el Consejo Regional del Poder Popular se ha colocado en el debate y ya se encuentra en su primera fase de implementación el SACO (Sistema de producción y Abastecimiento Comunal) que fue delineado en el Congreso del Poder Popular de esta entidad como un sistema de producción, almacenamiento, control y distribución de alimentos gestionado política- económica- tecnológica y culturalmente por las instancias del Poder Popular.

Hasta ahora ya se han realizado cinco ferias SACO en la región, y el balance ha sido muy alentador pues además de contribuir al sistema de abastecimiento de productos de alimentos en las comunidades se proyecta a establecer un acercamiento orgánico y no jerárquico entre los productores, los técnicos, los(as) trabajadores industriales, los transportistas, almacenistas, distribuidores y los consumidores, que servirá como palanca de la organización y entrelazamiento comunal, Por lo tanto, promoverá la articulación dinámica y liberadora entre los productores en cadenas productivas.
Veamos los diferentes nudos valorados en esta apuesta del poder popular.

Censar el consumo para un abastecimiento pleno
Cada comuna inscrita en el SACO realizará registro de consumidores casa por casa sobre las necesidades exactas en el consumo alimentos y rubros de primera necesidad, en ese instrumento, la familia expondrá el consumo de los diferentes rubros: granos, harina, carne, frutas, leche etc. Toda esta información pasa al Sistema de datos (SACO) bajo control de los voceros comuneros(as), que se cotejará con la información de la producción suministrada por los productores registrados y las EPS comunales y/o estatales productoras de rubros de primera necesidad con sus respectivos controles, a los fines de que estas le abastezcan de los productos que exactamente necesiten los habitantes de esa comuna.

En el instrumento cada persona encuestada manifestara la voluntad de ingresar o no al Sistema de Abastecimiento Comunal, pudiéndosele entregar una tarjeta de suscripción al sistema. Tal experiencia ha sido desarrollada en otros pasajes de la historia en condiciones similares, los soviets (poder popular) en el período denominado comunismo de guerra (Rusia 1917/1919), enfrentaron un sabotaje de la economía de alimentos con consecuencias gravísimas que condujeron a la hambruna de poblaciones enteras, las medidas que se implementaron en aquel entonces se basaron en la organización de las cooperativas de consumo, que permitían a la planificación estatal conocer exactamente las necesidades alimenticias de la población y por ende supervisar la producción para satisfacer tales necesidades. El ahorro y la planificación familiar serán otros logros del SACO, ya que las personas no estarán sometidas a las dinámicas especulativas del mercado de productos de primera necesidad, logrando mayor estabilidad en tales gastos.

Centro de Acopio, Distribución y Nutrición Comunal
Cada comuna inscrita en el SACO debe contar con un Centro de Acopio, Distribución y nutrición, los mismos son espacios de 200 a 500 mts2 (Casa o pequeño galpón) y contará con una cava-cuarto refrigerante, un espacio de acopio al frio, un espacio de embalaje, una cocina comunal y un espacio para la educación en nutrición.

Desde el CADNC se organiza: a) la llegada de los rubros de los Camiones Comunales a los espacios para el acopio presentes en el centro (acopio al frío, congelamiento y embalaje), b) la organización de la distribución de alimentos del centro a las familias, su control y administración permanente, también este espacio contara con iniciativas de tipo educativas en materia de nutrición y de abastecimiento de sana alimentación a los suscritos en el sistema, sustituyendo progresivamente los nocivos patrones de consumo alimenticio estimulados a través de la propaganda “de la cultura nacional” (grupo Polar) o de la transculturización imperialista (cadena de comidas rápidas), como es sabido la mala alimentación es una de los principales detonantes de los accidentes cardiovasculares (principal causa de muerte en Venezuela) entre otros males.

Conucos Comunales, los PPF y la Agricultura comunal en la ciudad.
El SACO contribuirá a eliminar progresivamente la división entre la ciudad y el campo producto de la fragmentación propiciada por la sociedad capitalista, para ello organizará espacios para la producción agrícola en la ciudad en vías de comunalización; estos parten del acuerdo comunal, se estima que hoy día, producto de la gran concentración poblacional en las metrópolis, unos 800 millones de habitantes de ciudades de todo el mundo participan en actividades relacionadas con la Agricultura Urbana que generan ingresos y producen alimentos.

La Agricultura comunal contribuye a la seguridad alimentaria, objetivo fundamental de la revolución bolivariana. Aumenta la cantidad de alimentos disponibles en las zonas urbanas y aumenta el grado de frescura de los alimentos perecederos que llegan a los consumidores urbanos, incrementando la variedad general y el valor nutritivo de los alimentos disponibles, también al desarrollar los conucos con técnicas agroecológicas se sustituirá el uso de los agro tóxicos en el cultivo de los alimentos mejorando la calidad y sanidad de los mismos.
Por ello, el SACO creará en cada comuna Conucos Comunales, espacios de agricultura urbana que se desarrollan en suelos que van desde 1.000 mts2 hasta 4 hectáreas, y se podrán combinar en tales espacios las distintas prácticas agrícolas, la cría de animales, la piscicultura, casas de cultivo controlados, huertos entre otros.

Los Conucos Comunales se podrán replicarán en cada patio de cada casa y en cada espacio familiar, estos son los Patios Productivos Familiares (PPF), donde las familias pueden realizar pequeñas prácticas agrícolas que sumarán a la producción de las comunas. Esto podría tener una importante repercusión cultural, ya que en Venezuela producto de la migración campesina en la época IV república, concentra grandes poblaciones en las principales ciudades (sólo el 7% de los venezolanos son agricultores), pensamos que el desarrollo agrícola puede darse desde las mismas, una buena experiencia de este tipo, es la que proporciona el MST (movimiento de los trabajadores rurales sin tierra-Brasil) quienes aportan desde la producción agrícola familiar un porcentaje importante de los rubros de alimentos que se consumen en ese país.

Los productores asociados y su trabajo con significado.
Los productores agrícolas se suman al SACO para superar la rebatiña injusta sobre la valoración de su fuerza de trabajo a la que los denominados intermediarios capitalistas los someten. La incertidumbre a la hora de intercambiar la producción, las dinámicas inestables del mercado de alimentos y sus variaciones de precios, son parte de las practicas que buscarán ser superadas, dado que el objetivo del SACO es cubrir las necesidades (censadas) en el área de los alimentos a partir de las sociedades comunales, esto conlleva a prefigurar el enunciado hecho por el Comandante Chávez en el Proyecto Nacional Simón Bolívar (2007-2014): La producción con significado. Cada productor en medio del proceso del trabajo sabrá cuanto debe producir, hacia donde irá su producción y que necesidades satisfacerá.

El SACO promoverá la asociación de los productores agrícolas, y desde ella, se mejorarán las condiciones de trabajo, se optimizarán los procesos de preparación de las tierras, cuido y certificación de las semillas, utilización de maquinarias agrícolas, normas de seguridad laboral en el trabajo con la tierra entre otras ventajas.

El SACO- Tecnología.
El SACO también debe desarrollar conocimientos científicos, tecnologías, investigaciones e innovaciones a partir de los procesos productivos, la palanca para ello, es la Unión del estudio y el trabajo. En consecuencia, se organizarán desde las universidades, aldeas e institutos politécnicos las células del saber y el trabajo, donde podrán participaran en la investigación sobre problemas científicos de la producción: los estudiantes, profesionales, los trabajadores etc.

Un centro donde se pueden almacenar, sistematizar, hacer pruebas y desarrollar tales conocimientos serán en las casas de diseño industrial que se instalarán en las comunas.
También el SACO promoverá la educación a partir de los procesos productivos, tanto en la educación básica y diversificada como la instalación de universidades para la agricultura y en la fábrica (casos: Universidad campesina y universidad de los trabajadores).
Próximo Estudio y definición de Costo, Valor y Precio de los rubros y la economía de las equivalencias.

La necesidad de intercambio de los rubros prescindiendo de la ganancia (acumulación del plusvalor) impone al SACO hacer un estudio profundo de los costos en los procesos de producción e intercambio, que comprende desde un análisis de los costos/precios (en Bsf) y del valor (a través de una media del tiempo de Trabajo socialmente necesario para producir cada rubro).

Se trata de impulsar nuevas relaciones sociales de producción e intercambio con orientación socialista, de organizar nuevos espacios económicos NO controlados por el capital; donde las comunidades de productores puedan compartir socialmente y realizar el intercambio de bienes y servicios para satisfacer sus necesidades prioritarias, valorando el trabajo y no estableciendo categorías mercantiles atravesadas por la apropiación del plusvalor y procesos como la especulación.

El SACO estudiará y acreditará al productor en “Jornales” el equivalente al tiempo de trabajo valorado (Ejemplo: 1Jornal = 8 Horas de trabajo simple = 4 pares de zapatos = Bs. 15.000), esto permitiría vincular directa y proporcionalmente el trabajo al valor de los productos, develando el fetichismo de la mercancía y del dinero.

El SACO permite dos de las funciones del dinero: Medida aritmética (para representar la cantidad de tiempo de trabajo que se invirtió para producir un bien) y medio de circulación (para intercambiar bienes).

Este estudio permitirá mejorar la planificación, la evaluación de los procesos productivos, detectar eslabones a los que hace falta desarrollar conocimientos científicos y su aplicación en la tecnología.

Conclusión
Se espera que en su desarrollo el SACO vaya ganando espacios en la economía, creciendo y tomando técnicas y medios con los que hoy produce la burguesía, desplegando una nueva zona económica alternativa al comercio capitalista en donde se prioricen las necesidades sociales y no la capacidad de pago, este será un esfuerzo de vanguardia por prefigurar la sociedad socialista a construir. Estamos a tiempo!

 

 

 

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4549 veces.



Ricardo Adrián

Comunicador Social, Marxista, Militante revolucionario por la causa de los proletarios, activista por el Poder Popular.

 construccionsocialista@gmail.com      @rradrian

Visite el perfil de Ricardo Adrián para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Regionales


Revise artículos similares en la sección:
Ideología y Socialismo del Siglo XXI


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Poder Popular