Nacionalicen a Ferroatlántica de Venezuela (Ferroven, S.A.)

Antecedentes de C.V.G. Fesilven, hoy Ferroven, S.A.

El año 1.973 el grupo Francés Bozel y el Estado Venezolano, acordaron la construcción de una empresa para la fabricación de ferroaleaciones, constituyéndose la empresa Venezolana de Ferroaleaciones Bozel (Venbozel), con mayoría accionaría de la empresa francesa Electrometalúrgica Bozel.

Debido a las ventajas que presentaba Ciudad Guayana para este tipo de empresas, en cuanto al suministro confiable de energía eléctrica, abundante agua industrial, muelles para embarcar sus productos, etc, la planta fue construida en la Zona Industrial Matanzas, Avenida Fuerzas Armadas, (Av Norte-Sur); Sector Punta Cuchillo, exactamente ubicada entre las empresas Venalum y Bauxilum, en Puerto Ordaz, Estado Bolívar.

En 1.975 se inicio la construcción de la planta, con una participación accionaría del estado venezolano de 25 % e inicio sus operaciones productivas el 1º de enero del año 1.977.

El año 1.979 el estado Venezolano incremento su participación, pasando a tener el 61,54 % de las acciones y cambio su razón social a C.V.G. Venezolana de Ferrosilicio, C.A. (C.V.G. Fesilven), empresa del estado venezolano perteneciente al grupo de empresas C.V.G.

Las operaciones de C.V.G Fesilven transcurrían normalmente y se obtenían excelentes resultados operativos y altos niveles de ganancias, algunos calificaban a C.V.G Fesilven como “La gallinita de los huevos de oro de C.V.G”, por ser una empresa pequeña muy rentable. El año 1.993, en Fesilven se puso en marcha un proyecto de ampliación, modernización y adecuación ambiental. Al año siguiente (1.994), C.V.G. Fesilven; C.V.G. Sidor y todas las empresas del sector aluminio fueron señaladas por el gobierno, como empresas que debían ser privatizadas. A C.V.G  Fesilven se procedió a retirarle cualquier apoyo financiero para concluir su proyecto de ampliación (porque así lo establece la ley de privatización en su articulo 23), el dinero producto de la venta de su producto (Ferrosilicio) era destinado íntegramente a cubrir los compromisos con las empresas contratistas que trabajaban en el proyecto de ampliación y el dinero no le alcanzaba para la compra de materia prima; repuestos; pago de salarios,etc. De esta manera, durante cuatro (4) años sin auxilio financiero, se llevo a la quiebra una empresa del estado venezolano, para ser vendida en subasta pública, a precio de gallina flaca, quebrada, pero con sus activos en operación.

En la subasta de C.V.G Fesilven, C.A, salio favorecido el grupo español Ferroatlantica S.L. el cual ofreció 20 millones de dólares por el 80 % de las acciones, a pesar que el valor estimado de sus activos en ese momento, era aproximado a 80 millones de dólares, el 20 % restante de las acciones corresponde a los trabajadores, establecido así en el artículo 13 de la ley de privatización.

En Noviembre del 1.998 pocos días antes de las elecciones presidenciales, se realiza la subasta y ese mismo mes, el 23 de Noviembre de 1.998 quedo constituida Ferroatlantica de Venezuela, (Ferroven, S.A).

Gracias a la elección de nuestro presidente, en Diciembre del 1.998, quedo suspendida la privatización de las empresas del sector aluminio (Alcasa; Venalum; Bauxilum y Carbonorca), las cuales fueron a una primera subasta y fue declarada desierta, no pudiéndose hacer lo mismo con C.V.G Sidor y C.V.G Fesilven, pues ya habían sido entregadas a capitales trasnacionales.

El país y especialmente en Ciudad Guayana, celebramos la medida tomada por el Gobierno Nacional en cuanto a la renacionalización de Sidor  y la reciente nacionalización de  las empresas Briqueteras; Cerámicas Carabobo; Tavsa, pero también esperamos  la Nacionalización de Ferroven, S.A, (Antes C.V.G. Fesilven), para completar la Integración del Complejo Industrial de Guayana, en manos del Gobierno Nacional.

Desde Diciembre 2.008, la dirección de fábrica de Ferroven ha venido paralizando progresivamente la planta, alegando bajas en las ventas y eliminando turnos de trabajo, obligando a los trabajadores a tomar un día de permiso semanal (no remunerado) con los subsiguientes descuentos de otros beneficios contractuales. De esta manera esta trasnacional se esta preparando para no distribuir las ganancias obtenidas el año 2.008 y así justificar perdidas el año 2.009.

Los accionistas clase “B” de Ferroven, S.A, antes (C.V.G Fesilven), hemos solicitado muchas veces la renacionalizacion de C.V.G Fesilven, C.A, El motivo principalmente es: Primero. Esta venta fue una estafa cometida en la cuarta república contra el Estado Venezolano; Segundo. Por los innumerables abusos que durante estos diez (10) años se han venido cometiendo en Ferroven, S.A, en perjuicio de los accionistas minoritarios que son sus trabajadores activos, extrabajadores, jubilados y pensionados, abusos que comete esta trasnacional alegando su mayoría accionaría en la Junta Directiva, prueba de su abuso, es la retención de ganancias netas, no distribuidas entre sus accionistas desde el año 2.004 hasta el 2.007; Tercero. Las ganancias netas obtenidas por el ejercicio del año 2.008, alcanzan una suma cercana a los 110,00 millones de bolívares fuertes, los cuales se niega a distribuir entre sus accionistas minoritarios alegando una crisis mundial y que probablemente tendrá perdidas el año 2.009. De esta manera paralizando la planta pretende justificar las perdidas del año 2.009.

Cuarto. El Ferrosilicio es materia prima para la elaboración de aceros especiales, la fabricación de aceros especiales se encuentran en los planes de nuestro del gobierno nacional.

Quinto. Ferroven, S.A, es la única empresa del país y entre muy pocas del mundo que produce microsilice. El microsilice es un aditivo para la industria concretera y el estado Venezolano ha nacionalizado la industria cementera del país. Sexto. Ferroven, S.A, produce pasta electrodica, siendo el único productor de pasta en el país. La pasta electródica se utiliza para la fabricación de los electrodos en los hornos eléctricos; como revestimiento en las cubas de los hornos de la industria siderurgica, etc.

Para finalizar, la estrategia utilizada por Ferroven, S.A, y su Sindicato para ocultar los abusos y evitar una nacionalización es: Los trabajadores que lleven denuncias a los medios de comunicación o instancias gubernamentales, son perseguidos y amenazados de despido, con sus respectivas desmejoras laborales. Este sindicato patronal, anti-obrero y contrarrevolucionario se ha comprometido con las autoridades de Ferroven, S.A, ante el Ministerio del Trabajo, firmando actas, a no acudir a los medios de comunicación a llevar ningún tipo de denuncias de los problemas que padecen sus trabajadores.

Señor Presidente, el día que usted ordenó la nacionalización de las empresas Briqueteras, este sindicato también había sido invitado para que participara con sus planteamientos en las mesas de trabajo para buscar solución a los problemas que padecen sus trabajadores, por supuesto, que por ser un sindicato patronal y contrarrevolucionario (que desde que existe Ferroven tiene el mismo secretario general, triunfo que obtiene apoyado por la empresa chantajeando y amedrentando a los trabajadores) hizo caso omiso a esta invitación, para seguir ocultando ante la opinión publica y los organismos gubernamentales del estado, los abusos que allí se cometen y por temor a la Nacionalización de Ferroven.

PRESIDENTE Y MINISTRA DEL TRABAJO. De esta manera se llevó a la quiebra una empresa del estado (C.V.G. Fesilven) y ahora Ferroven, S.A, está estafando a los accionistas minoritarios y también al Estado Venezolano. NACIONALICE A FERROATLANTICA DE VENEZUELA. (FERROVEN, S.A.)

Informe elaborado por: Ing Elías Bello Montoya.

Extrabajador, accionista clase “B” de Ferroven, S.A.

[email protected]


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6114 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US Y /trabajadores/a79371.htmlCUS